COVID-19

¿Qué pasa con el fútbol argentino? Cinco preguntas que aún no tienen respuestas

En la AFA aún no hay una definición acerca de cuándo se podrá volver a la actividad debido a la pandemia de coronavirus.

El comienzo del fútbol argentino está en suspenso por una deuda. Foto: AFA

Futbolistas y entrenadores del fútbol argentino quieren volver a las prácticas. Los dirigentes entienden que la situación "no da para más" y que toda la industria se resintió luego de cuatro meses con la pelota detenida.

Los funcionarios públicos razonan que existe hasta una necesidad física para que los futbolistas vuelvan, con protocolos sanitarios específicos, a sus hábitats naturales: las canchas. Hasta los epidemiólogos y sanitaristas lo reconocen.

El problema es que ni los contagios ni la cifra de fallecidos por coronavirus dan tregua para que se pueda pensar la vuelta del fútbol. La evolución de la pandemia trastoca cualquier proyección y obliga a recalcular semana a semana. Deja, además, varios interrogantes sin respuesta de cara a lo que viene.

Wilton Sampaio en una de las acciones de Boca Juniors - River Plate en la Bombonera. Foto: EFE
Boca Juniors - River Plate. Foto: EFE

1 - ¿Cómo será el regreso?

Parte del gobierno se inclina por evitar beneficios particulares y piensa que todos los equipos deberían retornar a la actividad al mismo tiempo. Pero el jefe de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, es el hombre fuerte de Tigre, y el equipo de Victoria compite también en la Copa Libertadores. La participación en el certamen continental es la razón por la que Massa y otros directivos piden que sus equipos vuelvan a las prácticas una semana antes que el resto. Esgrimen que, de otra forma, quedarían muy retrasados en relación de los clubes paraguayos o brasileños, que ya juegan partidos oficiales. Los clubes del ascenso, por su parte, tienen que adecuar sus infraestructuras sanitarias y, en algunos casos, conseguir un servicio "puerta a puerta" para sus futbolistas: de sus casas a los centros de entrenamiento. Todo confluye a que las categorías menores regresen más tarde.

2 - ¿Qué pasará con las reuniones previstas entre funcionarios y la AFA?

Por lo pronto, el encuentro entre el ministro de Turismo y Deporte, Matías Lammens, y el de Salud, Ginés González García, se retrasó para este jueves. Eso tuvo un efecto derrame: la postergación del cónclave entre los funcionarios de la cartera sanitaria y la AFA, prevista en un principio para el mismo día, y que ya viene demorada desde la semana pasada. ¿La razón? Los contagios. Las cifras fueron las responsables de postergar todo lo que tuviera que ver con una pelota. Lo dijo la número 2 de González García, Carla Vizzotti, en declaraciones a Radio La Red: "Depende de los datos de estos días. Con protocolos se minimizan los riesgos, pero lo que sí hay que pensar es cómo encaja en el contexto epidemiológico. En función de lo que pase, veremos", adelantó. Por lo pronto, en las últimas horas el área sanitaria del gobierno quiso abocarse a las tareas relacionadas con la pandemia, y no a las actividades que puedan ser liberadas en los próximos días. "Nuestra misión, ahora, es salvar vidas", dijo otro funcionario del Ejecutivo, fuera de micrófono. El fútbol, entonces, puede esperar.

3 - ¿Quién pagará las pruebas de coronavirus de los planteles?

De acuerdo con el protocolo sanitario homologado por la AFA y el Ministerio de Salud, los testeos cuestan cerca de $750 mil por mes. La idea de quienes gestionan el fútbol argentino es que cada club se consiga su propio proveedor de pruebas de coronavirus, al menos en la primera división. Los clubes del ascenso dicen no estar en condiciones económicas de afrontar semejante gasto (es casi la mitad del ingreso de TV de cualquier club de la Primera Nacional, por ejemplo), por lo que precisarán que la AFA los ayude. "El fútbol tiene que saber que esas pruebas no serán pagadas por el Gobierno", dijeron dos funcionarios, consultados sobre la posibilidad de que se utilizaran recursos públicos para esos tests.

4 - ¿Qué ocurrirá con los torneos internacionales?

La Conmebol accionó los primeros mecanismos de cara a la organización de los partidos programados para la semana del 15 al 17 de septiembre. En principio, y como el manual de operaciones aprobado en la reunión de bloque del Mercosur autoriza a los clubes a ser locales en otros países, desde las oficinas de Luque (en el Gran Asunción) partieron las consultas para saber qué harán los equipos. Si tratarán de organizar los partidos en sus estadios o si se valdrán de esa chance que le otorga el reglamento en una condición tan especial como la actual. Las respuestas que brinde el fútbol argentino son un gran signo de pregunta, porque ningún equipo puede, siquiera, entrenarse en forma grupal. El fútbol está prohibido.

5 - ¿Qué ocurre en otros países de la región?

En Bolivia, por su parte, vislumbran recién a noviembre como el mes en el que pueden reanudarse los partidos del torneo local. Venezuela está por confirmar que partirá a su primera división en tres zonas, de acuerdo a la ubicación geográfica de los equipos, y jugará los partidos en tres sedes diferentes. En un territorio tan vasto, el virus provoca respuestas heterogéneas. El problema de Conmebol será homogeneizarlas y poner a todos los equipos en la misma condición de igualdad deportiva. "Nosotros hicimos lo que debíamos hacer, que era poner una fecha. Veremos cómo evoluciona la situación epidemiológica", contó una fuente de la Conmebol. En los próximos días se sabrá la fecha de la reunión de consejo de agosto, un encuentro que será decisivo para el futuro de las competiciones.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados