españa

Se pueden parar las últimas dos fechas de la Liga

La AFE (Asociación de Futbolistas Españoles) confirmó un paro previsto para el 16 de mayo, ya que quieren "un reconocimiento y un porcentaje directo del reparto".

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Foto: El País de Madrid.

La Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) se sumó a la huelga anunciada por la Federación Española, ya que entiende que el Real Decreto aprobado para la venta de derechos televisivos interfiere en sus propios derechos.

"Hemos decidido parar conscientes de que tenemos razón. Nos sentimos fuertes en esa sensación de que hacemos lo que debemos hacer. No es una medida de fuerza, sino una medida de defensa a lo que entendemos como un ataque a nuestros derechos", explicó Luis Rubiales, presidente de la AFE.

El paro está pactado para el 16 de mayo, por lo que las dos últimas fechas de la Liga pueden quedar en suspenso. Esto puede generar un inconveniente a los equipos que tienen futbolistas sudamericanos, pues el 1° de junio deben ser cedidos obligatoriamente a sus selecciones nacionales para afrontar la Copa América.

¿De dónde viene todo esto?

El Real Decreto fue aprobado por el gobierno español para regular la venta conjunta de los derechos televisivos de todos los equipos, con el objetivo principal de equilibrar el reparto de los ingresos generados, algo que antes hacía cada club por su cuenta y generaba grandes desigualdades.

Como la Federación ni la Liga (cuya Asamblea está formada por todos los clubes de Primera y Segunda) nunca llegaron a ponerse de acuerdo para decidir el reparto, el Gobierno de España decidió imponerlo por Ley.

Tras la aprobación de dicho Decreto en el Congreso, la Federación Española, enfrentada con la Liga por conflictos anteriores, decidió anunciar una huelga y convenció al sindicato de futbolistas (AFE) para sumarse. El asunto del Decreto apenas les afecta a ellos de forma directa, pero su malestar con el Gobierno es por su manera de tributar.

El sindicato encontró en el tema del reparto una excusa para reclamar al Gobierno el asunto fiscal, ya que no les interesa hacer una reclamación como esa ante una opinión pública como la española, que sufre una grave crisis económica. 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)