entrevista

En el pago

Aunque es ídolo en Brasil y jugador de selección, Giorgian de Arrascaeta, el chiquilín de Nuevo Berlín no se olvida de su origen.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Giorgian de Arrascaeta en su casa de Nuevo Berlín. Foto: Daniel Rojas.

Giorgian de Arrascaeta llegó a Nuevo Berlín, saludó a su familia y se fue a pescar al río Uruguay.Al otro día armó un picadito con sus vecinos del barrio Mevir en la misma canchita donde de gurí dibujaba las "piruetas" que más tarde lo llevarían al profesionalismo.

Cada fin de semana es ovacionado por la torcida de Cruzeiro donde es considerado un verdadero crack a partir de los goles de antología convertidos en su primera temporada. También es parte del proceso del maestro Tabárez con vistas a Rusia 2018, pero nada de esto le ha hecho perder la cabeza. En Berlín sigue siendo uno más y esa humildad que lo caracteriza son de las cosas que sus coterráneos exhiben con orgullo.

Cuando la comunidad de Nuevo Berlín tuvo que votar una obra en el marco del plan Realizar del Ministerio de Transportes y Obras Públicas, decidió hacer un estadio de baby fútbol que lleva su nombre.

Como resultado de su transferencia al exterior, el club Pescadores recibió un dinero que invirtió en la compra de un ómnibus para transportar a las categorías del club que compiten con los equipos de Fray Bentos. Ese ómnibus será ploteado con la imagen de Giorgian, el chiquilín que ayudaba a su papá por las calles del pueblo y que, con esfuerzo pudo llegar lejos, para transformarse en un verdadero ejemplo a seguir.

"Se extraña mucho porque estuve todo un año fuera del país. Llegué y lo primero que hice fue tomar mate con mi abuela, juntarme con los gurises y hasta jugar a la play. Por supuesto que no faltó salir a pescar con la familia y los amigos" dice el ex Defensor Sporting que deseaba encontrar ese momento de paz entre las islas del río Uruguay.

No deja pasar la oportunidad de destacar las bondades de su localidad. "Berlín es un pueblo muy tranquilo de poco más de dos mil habitantes y de gente muy amable que siempre trata de recibir de buena manera a los visitantes que llegan justamente buscando descanso", dice Giorgian.

Sobre su carrera reconoce que a partir de su origen humilde "todo fue difícil, costó mucho, pero gracias Dios pude salir adelante".

Giorgian empezó a en el club Pescadores, pasó a Anglo de Fray Bentos y luego a Defensor Sporting donde explotó futbolísticamente. "El técnico que tenía en primera me fue llevando de a poco hasta que me dio la oportunidad de debutar en el parque Central ante Nacional. Anduve bien ese partido y en general en todo el campeonato" recuerda el berlinense.

Luego vino la Libertadores donde tuvo destacadas actuaciones que le valieron el interés de Cruzeiro. "Hoy en día tengo la posibilidad de cumplir el sueño de niño de triunfar en el fútbol, lo que obliga trabajar mucho en el día a día. Este año me tocó hacer goles lindos, incluso en un clásico, lo que se disfruta mucho más con una hinchada como la de Cruzeiro que es muy pasional".

Confía en hacer una buena pretemporada "para ayudar aún más al equipo" y después de un semestre "quizás salga la posibilidad de ir a Europa". De Arrascaeta quiere jugar algún día en el fútbol español. "Sé que es difícil pero uno debe confiar en el potencial y trabajar sobre eso", dice Giorgian quien elogia el trabajo de Luis Suárez y disfruta el momento "después de haber sufrido mucho con todas las cosas que le pasaron. Es una bestia y está demostrando porque está en Barcelona".

Sueño Celeste.

De Arrascaeta confía en tener más minutos en la selección a partir de 2016. "Compartir el plantel con estos compañeros es algo que a uno le suma, más si pienso que hasta hace poco mirábamos los partidos de Uruguay acá en (Nuevo) Berlín con mis amigos y ahora formo parte de este proceso. No me ha tocado entrar mucho, pero al mismo tiempo vamos adquiriendo experiencia para cuando nos toque jugar. Tengo confianza de que tendré la oportunidad de hacerlo" dice Giorgian a quien le gustaría estar entre los convocados para enfrentar a Brasil en su casa. Para eso hay que lograr "buenas actuaciones en el equipo de forma de ser reservado y si se da la posibilidad, entrar".

Picadito en la cancha que lo vio ensayar sus primeros pases.

El volante volvió a jugar en la cancha de su ciudad. Foto: Daniel Rojas
El volante volvió a jugar en la cancha de su ciudad. Foto: Daniel Rojas

Siempre que puede, Giorgian de Arrascaeta vuelve a sus pagos de Nuevo Berlín y el receso para celebrar las fiestas fue excusa para hacerlo. Durante su estadía aprovecha para disfrutar de uno de sus hobbies, la pesca, jugar "al play" con sus amigos de la infancia y darle el gusto a los gurises del barrio de mezclarse con ellos en un picadito en el lugar que lo vio nacer como futbolista.

Debutó dos veces: una oficial y la otra para los espectadores.

El violeta en uno de sus primeros partidos ante Nacional. Foto: Archivo El País
El violeta en uno de sus primeros partidos ante Nacional. Foto: Archivo El País

Aunque Giorgian debutó oficialmente el 21 octubre de 2012 en un duelo contra Danubio (en el que ingresó a los 63 sustituyendo a Diego Rodríguez), fue en su segundo partido en el que logró el reconocimiento general del gran público. Fue en un Defensor-Nacional en el Parque Central, que salió 1-0 con gol de Laxalt pero el protagonismo lo robó la espectacular actuación de De Arrascaeta.

Hace casi un año fue recibido en Brasil como todo un ídolo.

Giorgian de Arrascaeta fue recibido por una multitud en Cruzeiro.
Giorgian de Arrascaeta fue recibido por una multitud en Cruzeiro.

"Ooooohhh... Arrascaeta chegooooou", las puertas del aeropuerto de Confins, en Belo Horizonte, se abrieron y, para sorpresa de Giorgian De Arrascaeta, varias decenas de hinchas lo esperaban cantando a viva voz y a ritmo de tambores. Los periodistas también se agolparon sobre el uruguayo y él trató de abrirse paso como pudo entre la multitud. Un recibimiento del que pocos pueden presumir.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)