Peñarol

Nuevas consignas en Los Aromos

Luego de dos días de fútbol, Da Silva ordenó ayer un trabajo táctico, donde exigió dinamismo y rapidez.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Jorge Da Silva . Foto: Fernando Ponzetto

Un fútbol rápido y dinámico; velocidad y cambio de ritmo constantes; hablarse, buscarse y tirar paredes, son algunas de las consignas de Jorge Da Silva. Y jugar entre líneas fue en lo que más hizo hincapié "Polilla" durante el trabajo táctico que se llevó a cabo ayer por la mañana en Los Aromos.

Maximiliano Rodríguez entrenó por primera vez desde que llegó el nuevo cuerpo técnico a la par de sus compañeros. Un golpe recibido en el tibial anterior durante el último partido frente a Libertad lo tuvo trabajando en forma diferenciada desde el lunes.

El único que ayer se limitó a correr alrededor de la cancha junto al profesor Sebastián Roquero fue Gianni Rodríguez. El lateral sufrió una contractura en el posterior, pero de acuerdo a lo asegurado desde la sanidad, ayer fue su única jornada entrenando aparte. El técnico trabaja contra reloj y por eso luego de dos días de prácticas de fútbol, ayer realizó un trabajo táctico.

Todo comenzó con sendas conversaciones del entrenador, primero con todos los futbolistas y luego con los titulares que harían el táctico a primera hora. Darío Rodríguez también llevó la voz cantante. Después, el "Polilla" habló con los titulares y por último se quedó en la mitad de la cancha cambiando impresiones con los tres delanteros: Cristian Palacios, Diego Ifrán y Diego Forlán.

Justamente, a propósito de Forlán, Da Silva insiste en su intención de utilizarlo como atacante. "El primer día jugó como volante, algo más retrasado, y al segundo jugó más de punta. Estoy convencido que tiene que estar cerca del área y cuanto menos desgaste tenga que hacer para recuperar el balón es cuando más nos puede ayudar. Es un goleador, y no lo podemos alejar del arco rival, de la zona donde se siente más cómodo", afirmó el conductor mirasol.

Doce.

El trabajo táctico comenzó con 12 futbolistas, porque se unió Nicolás Freitas a la oncena que había trabajado en los días anteriores. Gastón Guruceaga, Matías Aguirregaray, Carlos Valdez, Guillermo Rodríguez, Diogo, Nicolás Freitas, Marcel Novick, Nahitan Nández, Tomás Costa, Diego Forlán, Diego Ifrán y Cristian Palacios se esmeraron por realizar las jugadas del nuevo entrenador.

Tanto Da Silva como sus ayudantes, Darío Rodríguez y Daniel Oddine, estuvieron toda la práctica metidos en la cancha con los futbolistas. Varias veces detuvieron el juego para repetir alguna jugada. "¡Hablen, piensen, tienen mil cosas para hacer! ¡Búsquense, tiren paredes! ¡Hablen, hablen! ¡No se apuren!", fueron algunos de los pedidos del técnico.

"Hacen el gol y se van a tomar agua! gritó el "Polilla", anunciando el final del primer táctico. Y el que lo anotó fue Nahitan Nández.

Luego, el resto del plantel que había trabajado en la cancha número uno con Jorge Da Silva hijo y el profesor Placeres, pasaron a trabajar con el el entrenador y sus ayudantes.

El táctico fue un calco. Comenzó con una charla del técnico, primero con todos y luego con Luis Aguiar. Y después los futbolistas cumplieron con los mismos trabajos y jugadas. El segundo equipo estuvo integrado por Frascarelli, Viega, Buschiazzo, Mac Eachen, Rodales, Valverde, Aguiar, Albarracín, Luque, Maximiliano Rodríguez, Leyes y Rossi.

Entusiasmo.

"Estoy muy conforme con estos primeros días de trabajo. Los hemos ocupado no sólo en trabajar, sino en hablar con los jugadores. Conocer su forma de pensar y saber cuáles son sus expectativas también es muy importante", dijo el "Polilla". "Todos están muy entusiasmados con lo que se juega en este semestre", agregó.

Si será cierto que Marcel Novick reconoció que tuvo una oferta para irse a México y que, a pesar de algunas recomendaciones que le hicieron para que saliera de Peñarol, quiso quedarse. "Este semestre no me lo pierdo por nada del mundo", dijo el volante. "Aunque no tenga minutos", añadió Novick, quien ha recobrado la ilusión de jugar con el cambio de entrenador, dado que en el semestre pasado prácticamente no lo hizo.

Da Silva dijo que nada lo sorprendió porque estaba muy al tanto del fútbol uruguayo y sabía lo que había en Peñarol. Pero hizo hincapié en el período en que se encuentran todavía los futbolistas y reconoció que "siempre que hay una metodología nueva de trabajo se siente".

Luis Aguiar, que no podrá jugar en el debut del Clausura frente a Cerro por acumulación de amarillas y por eso trabaja con los suplentes, recibió ayer una visita muy especial: gente de Rodó, su pueblo natal. Entre ellos Ana, una señora que estuvo presente en el momento de su nacimiento.

OFRECIERON A MALRECHAUFFE Y "CACHILA" ARIAS.

Stracqualursi se fue a Emelec.

Jorge Da Silva reconoció ayer que en este momento más que sus jugadores se adapten rápidamente a su idea, lo que le quita el sueño es la incorporación de un delantero de área. "La prioridad es la contratación de un centrodelantero. La lista de números 9 es larguísima", dijo el técnico. En ella estaba el argentino Denis Stracqualursi, pero ayer arregló con Emelec. "Peñarol se demoró", dijo el empresario que lo manejaba en Uruguay. En la lista siguen estando Mauricio Affonso, el argentino Matias Vuoso y Hugo Silveira, aunque entienden que Cerro pide mucho. Hoy el número uno lo tiene el colombiano Miguel Murillo, que tiene 22 años y juega en Deportivo Cali. El propio Da Silva estaba encargado de las averiguaciones. "Después nos interesaría un atacante por derecha y otro zaguero más", admitió el DT. Con respecto al defensa, que sería uruguayo, fueron ofrecidos Damián Malrechauffe y Ramón "Cachila" Arias. ¿Y Macaluso? No se descarta.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)