FÚTBOL INTERNACIONAL

El Mundial de clubes mostró el océano de distancia entre Europa y América del Sur

Bayern Munich campeón en Catar mientras Palmeiras fue cuarto, la peor campaña de un equipo de la Conmebol

El festejo del Bayern Munich, campeón del Mundial de Clubes 2020. Foto: Reuters.
El festejo del Bayern Munich, campeón del Mundial de Clubes 2020. Foto: Reuters.

Las distancias entre el fútbol europeo y el sudamericano comienzan a parecerse a las del océano que separa los dos continentes: mientras Bayern Munich se consagró campeón del Mundial de clubes, el ganador de la Copa Libertadores Palmeiras solo se clasificó cuarto en el certamen que terminó ayer en Catar.

Bayern venció ayer 1-0 a Tigres de México con gol del francés Benjamin Pavard a los 59 minutos. Así, el conjunto bávaro sumó su sexto título de la temporada tras ganar la Liga, Copa y Supercopa de Alemania, además de la Champions League y la Supercopa Europea.

Esta temporada Bayern está dominando otra vez la Bundesliga, con siete puntos de ventaja sobre el segundo, y liquidó como un trámite la fase de grupos de la Champions, aunque fue eliminado de la Copa de Alemania.

“Solamente queríamos ganar y lo hemos logrado, ha sido un partido muy difícil. Todo esto lo tenemos que digerir”, dijo el polaco Robert Lewandowski.

Tigres, con una estrategia defensiva, logró frenar el ataque del Bayern durante buena parte del encuentro, pero no fue suficiente para evitar su triunfo.

“Estamos un poco decepcionados por el resultado, pero creo que representamos muy bien a México, con garra y corazón. En nuestra primera presentación un segundo lugar es muy bueno, vamos a regresar más fuertes”, comentó el francés André-Pierre Gignac, delantero de Tigres.

La final estuvo a cargo de una terna uruguaya: Esteban Ostojich auxiliado desde las bandas por Nicolás Tarán y Richard Trinidad. El VAR también fue protagonista, puesle anuló un gol a Kimmich en el primer tiempo y validó el tanto de Pavard tras definir que no había offside de Lewandowski en la jugada previa.

Del lado sudamericano, otro balance. Desde que Corinthians le ganó la final a Chelsea en 2012, ningún representante del fútbol de la Conmebol pudo conquistar el Mundial de clubes. Pero la campaña de Palmeiras en esta edición 2020 fue la peor de todas, pues terminó en el cuarto puesto, al perder por penales ante el Al-Ahly egipcio, luego de un partido sin goles. Hasta ahora, los sudamericanos derrotados en la semifinal de este Mundial siempre habían logrado el premio consuelo del tercer lugar.

Palmeiras dio muestras de cansancio y falta de ideas ante un equipo egipcio que por lo menos fue entusiasta.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error