Fútbol

Menotti al rescate: su regreso a la albiceleste puede ayudar a Messi

"Es un encantador de futbolistas. Si hay un tipo que lo puede levantar a Messi, es el 'Flaco'”, dice Fernando Álvez, uno de los futbolistas a los que el argentino dirigió en Peñarol 

sabiduría
Sabio. César Luis Menotti es el nuevo director de las selecciones argentinas. Foto:La Nación.

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

La imagen de Lionel Messi, inclinado hacia adelante, con las manos sobre las rodillas y la cabeza gacha tras el partido que Argentina empató con Islandia en su debut mundialista en Rusia 2018, aún permanece grabada en las retinas de los hinchas albicelestes. Los que estaban en el Otkrytie Arena de Moscú y los millones que lo veían por televisión.

“Calma, aquí estoy yo”, había titulado el diario deportivo Olé en la previa al debut albiceleste. “Moscú verá hoy al mejor de todos”, agregaba. Pero nada salió como esperaban. Argentina no pudo con la humilde Islandia y el arquero Halldórsson, director de cine en su país, le contuvo un penal el mejor jugador del mundo.

Luego del Mundial, Messi decidió tomarse un tiempo sin selección, tal como había pasado tras perder ante Chile la final de la Copa América Centenario en 2016.

En Argentina Claudio Tapia dice que el Pulga nunca se fue y los hinchas se ilusionan con que esté de vuelta para los amistosos que se jugarán en marzo. Y obviamente, también en la Copa América de Brasil.

¿Qué papel jugará Menotti con Messi? El “Flaco” vuelve 36 años después como director para dar un golpe de timón y encauzar a la selección, algo que ya supo hacer. Le dio orden, organización y seriedad a una Argentina caótica y convenció a los futbolistas del orgullo que representaba defender la camiseta, además de conseguir el primer título mundial para su país.

El veterano entrenador, que llega para recuperar la identidad del fútbol argentino, puede ser clave para alivianar la mochila con la que carga Messi, la que después de Rusia resultó aún más pesada.

“Messi no es un equipo de fútbol. Si Messi jugara en el Verona o en el Alavés no sería campeón”, afirma Menotti cada vez que le preguntan sobre el futbolista del Barcelona, algo que se ha repetido desde que fue anunciado como el nuevo director de la selecciones argentinas.

“Messi es el mejor jugador del mundo pero necesita una orquesta, no puede tocar el bandoneón, el contrabajo, el violín y la trompeta, todo al mismo tiempo”, agrega.

“Los campeonatos los ganan los equipos. Pero si no hubiésemos tenido a Messi por ahí ni hubiésemos clasificado al último mundial”, explica quien además no permite que se lo compare con Maradona. “Diego fue un fuera de serie, un monstruo. No merece ninguna comparación porque los tiempos son diferentes”.

“Yo no creo que a Messi haya que recuperarlo, si jugó tres finales. Lo que hay que hacer es dejarlo jugar. Pero seguramente la presencia de Menotti le va a hacer mucho bien, porque es un hombre que tiene las cosas muy claras”, dice Gabriel Cedrés, quien tuvo a Menotti como entrenador en el Peñarol de 1990-1991.


SEDUCTOR. “Menotti es un gran seductor. Te convence hablando y siempre lo que te dice es para adelante. En aquel Peñarol había muchos jugadores jóvenes: el ‘Manteca’ Martínez, Paolo Montero, Diego Dorta y varios más. A Paolo lo comparaba con Pasarella y al ‘Varilla’ González con Kempes”, recuerda el “Gaby”.

“Conmigo se equivocó de acá a la luna cuando me dijo que era como Kempes. Je”, reconoce por su parte el “Varilla” Andreé González. “Pero fue el técnico que más me ayudó. Él me subió cuando en Peñarol no me conocía nadie”, cuenta el exdelantero, quien está convencido de la influencia que Menotti puede tener sobre Messi.

“La tranquilidad que te transmite es impresionante. Él protege a los jugadores, sobre todo a los habilidosos, a los que tratan bien la pelota. Con él jugás con una tranquilidad que con otros no tenés. Te convence de que sos el mejor. Y aunque Messi sabe que lo es, con Menotti se puede sacar la presión de arriba”, afirma el “Varilla”.

“Creo que esa gran responsablidad que siente Messi a veces no le permite rendir de acuerdo a lo que es. La cabeza de Menotti le puede sacar todo eso de arriba. Él te da una libertad y una soltura total para jugar y eso también influye positivamente”, añade.

“Aquel Peñarol jugaba bárbaro. Le ganamos a Boca en la Bombonera y le hicimos como seis goles a Olimpia. Era lo que Menotti pregonaba. Lo que nos mató fue el achique. Hacíamos muchos goles, pero también los recibíamos”, sentencia Cedrés.

“Si hay un tipo que lo puede convencer a Messi, que lo puede levantar, es Menotti; no hay otro”, dice Fernando Álvez, otro de los dirigidos por Menotti en Peñarol.

“Nadie sabe como el ‘Flaco’ de qué se trata todo esto. Y es un encantador, no de serpientes, sino de futbolistas. No conozco a ningún jugador que haya sido dirigido por Menotti que no hable bien de él”, agrega el exarquero.

“Por suerte, se dieron cuenta que lo tenían que ir a buscar. No hay que olvidar que hubo un cambio en las selecciones argentinas a partir de él”, finalizó Fernando Alvez.

Menotti
Aurinegro. Menotti cuando dirigía Peñarol en 1990-1991. Foto: archivo El País.
rosarinos

Menotti y Messi no se conocen

Desde el Mundial que Messi no dice palabra alguna sobre su posible vuelta a la selección ni permite que le pregunten algo al respecto. Rosarino como Messi, y con pasado en Barcelona, no sería extraño que Menotti logre el regreso del Pulga y lo sume al nuevo proyecto. Sobre todo porque su gran fuerte fue siempre la llegada que tiene con los futbolistas. “Messi es un jugador mágico, de cosas inesperadas. De esos que nacen cada tanto. Volver a la selección está en sus ganas. Seguramente voy a tener un diálogo con él. Yo confío en que va a volver, pero no hay que insistirle. Será su decisión”, dijo Menotti, quien aún no conoce personalmente a Messi.

mismo cargo

Directores: Menotti no es Bilardo

Argentina fue eliminada en octavos de final del último Mundial de Rusia. Y terminó en el lugar 16 entre las 32 selecciones participantes. Muy poco para los albicelestes. Con ese panorama y mucho tiempo por delante hasta Catar 2022, el “Chiqui” Tapia, presidente de la AFA, trajo a Menotti, un verdadero patriarca del fútbol argentino. Seguramente no lo hizo por convencimiento, sino por su propia conveniencia.
Cabe recordar que el mismo cargo que tendrá el “Flaco” a partir del 1° de febrero fue ocupado por Carlos Bilardo desde el 2008 al 2014, pero su función pasó casi inadvertida. Seguramente eso no sucederá con Menotti, cuya personalidad es otra y está intacta.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)