TORNEO APERTURA

Matías Coccaro: "Basta de callar y aguantar que todo sea como algunos quieren"

El futbolista de Montevideo City Torque, que hizo gestos que le pueden costar una dura sanción al ser expulsado, se arrepiente de ello, escribió un largo descargo en redes.

Matías Coccaro
Matías Coccaro luchando por el balón con Carlos Rodríguez. Foto: Juan Manuel Ramos

A Montevideo City Torque le anularon dos goles en la derrota 1-0 ante Peñarol y la temperatura en el plantel ciudadano estaba por las nubes, sobre todo por lo acontecido en el segundo, porque después que el árbitro Andrés Matonte convalidara el tanto de Franco Pizzichillo, se retractó a instancias del línea, a quien los futbolistas aurinegros le reclamaron antes.

Para colmo, un par de minutos después de las largas deliberaciones y que se reanudara el juego, llegó el gol de Peñarol. Allí explotaron todos en MC Torque. El más descontrolado fue Matías Coccaro, quien fue expulsado luego de recriminarle cara a cara al cuarto árbitro y cuando se iba hizo la seña de que le habían metido la mano en el bolsillo, lo que puede implicar una dura sanción.

El futbolista hizo sus descargos en redes sociales y se mostró arrepentido del gesto, pero no de sus protestas. "Nunca me metí con el trabajo de otra persona ni mucho menos faltando el respeto, pero hoy me sentí de esa manera, que me estaban faltando el respeto y lo peor, al trabajo de uno", dice en su carta pública,  la cual presnta con una foto suya y otra de su padre, "un tipo muy humilde y laburador que siempre intentó ser el mejor; el que siempre está, el que me enseñó a valorar y me inculcó la pasión por este deporte".

Coccaro dice que, aunque su padre siempre le recomendó no  hablar en caliente, ha decidido "expresar lo que siento y estas ganas de explotar en mil pedazos". Asegura tener "muy claro que lo que hice hoy va a tener consecuencias", pero pide que sea "para todos parejo y que el fútbol uruguayo sea más profesional en todo sentido". Y reafirma: "El partido de hoy siempre me va a quedar grabado y voy a seguir diciendo que fue un robo".

Admite que "lo que hice hoy no fue lo más correcto. Di un mal ejemplo a ese niño que se sienta frente a una tele a mirar un partido de fútbol, pero fue mi reacción y no me voy a arrepentir de expresar lo que sentía. Me arrepentiré del ejemplo que di, pero basta de callar y aguantar que todo sea como algunos quieren" y se lamenta de que "siempre sean los mismos beneficiados".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error