INGLATERRA

Manchester City sancionado con dos años sin Champions League y 30 millones de euros

La UEFA entendió que "las reglas del Fair Play financiero fueron quebrantadas" y por eso sancionó al elenco citizen.

Pep Guardiola, el dueño de la pelota
Pep Guardiola, el dueño de la pelota

En la jornada del viernes, la UEFA presentó la sanción para el Manchester City que dio un golpe fuerte sobre la mesa ya que por dos años no podrá participar de la UEFA Champions League y además deberá abonar 30 millones de euros.

La Cámara de Adjudicaciones de la UEFA ha considerado, una vez revisadas todas las pruebas, que el City ha "cometido graves infracciones en las regulaciones de licencias de la UEFA y en las regulaciones relativas al 'fair play' financiero, al exagerar su beneficio de patrocinadores en las informaciones transmitidas a la UEFA entre 2012 y 2016".

Además, este organismo ha acusado al City de no cooperar en la investigación del caso.

"La Cámara de Adjudicaciones ha impuesto unas medidas disciplinarias al Manchester City que incluyen la exclusión de participar en las competiciones de la UEFA en las dos próximas temporadas (2020-2021 y 2021-2022) y el pago de una multa de 30 millones de euros)", señala.
Esta decisión puede ser apelada por el City ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS).

"Si el Manchester City ejerce ese derecho, la explicación de la decisión tomada por la Cámara de Adjudicaciones no será publicada hasta la decisión del TAS", añade.

Ante este anuncio, el Manchester City respondió rápidamente con un comunicado en el que se mostró "decepcionado, pero no sorprendido".

"El club siempre ha anhelado la necesidad principal de buscar un organismo y un proceso independientes para tratar de forma imparcial el cuerpo completo de evidencias irrefutables como soporte de su posición", explica el City en una nota remitida a los medios.

"En diciembre de 2018, el Investigador Jefe de la UEFA anticipó públicamente el resultado y la sanción que pretendía imponer sobre el Manchester City, incluso antes de comenzar cualquier tipo de investigación. El consiguiente proceso, defectuoso y constantemente filtrado por parte de la UEFA, que él mismo supervisó, dejaba pocas dudas acerca de cual sería el desenlace final. El Club remitió una queja formal ante el organismo disciplinario de la UEFA, una queja que fue validada por un fallo del TAS", subraya el club inglés.

El City se queja de que ha sido un "caso iniciado por la UEFA, procesado por la UEFA y juzgado por la UEFA".

"Con este proceso discriminatorio ahora finalizado, el Club tratará de conseguir un juicio imparcial con la máxima celeridad posible y, por lo tanto, en primera instancia iniciará diligencias ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo lo antes posible", anuncia.
Esta decisión no afecta a la temporada actual del Manchester City, en la que está clasificados para octavos de final de la Liga de Campeones, en los que se enfrentará al Real Madrid.

La sanción llega después de una investigación realizada por el diario alemán Der Spiegel en la que se desvelaron correos confidenciales del propietario del City, Sheikh Mansour bin Zayed al-Nahyan, en los cuales se mostraba que financiaba, a través de su aerolínea, Etihad, los patrocinios de la camiseta del City, el estadio y la academia.

Uno de esos correos reveló que solo una parte de la financiación procedía de Etihad, mientras que el resto la aportaba otra de las empresas de Mansour, la Abu Dhabi United Group.

Esto iría en contra del juego limpio financiero de la UEFA adaptado en 2011 y que trata de evitar que los dueños de los clubes puedan invertir en sus equipos sin ningún límite.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados