SUDÁFRICA 10 AÑOS 

¿Qué decía el maestro Tabárez previo al Mundial 2010 que consolidó el proceso?

Óscar Washington Tabárez llegó cuestionado y se fue con un proceso consolidado. “Que no nos consideren favoritos, es irrelevante”, decía el maestro en una entrevista previo al estreno en Sudáfrica. 

Óscar Washington Tabárez en el entrenamiento de la selección uruguaya en el Mundial de Sudáfrica 2010. Foto: Gerardo Pérez / Archivo El País
Óscar Washington Tabárez en el entrenamiento de la selección uruguaya en el Mundial de Sudáfrica 2010. Foto: Gerardo Pérez / Archivo El País

Calmo, sereno, el Tabárez de siempre se prestó para un largo mano a mano con Ovación en la tranquila espera celeste en Kimberley. El maestro habló de todo. De lo que vivió en el Mundial de Italia ‘90, lo que pasó durante las Eliminatorias que dejaron a Uruguay en Sudáfrica y lo que espera que acontezca en ésta, su segunda Copa del Mundo. “La idea ya precisada de disfrutar este Mundial hay que llevarla a cabo. Hay que intentar jugar bien y vamos a crecer mucho si lo logramos”, indicó

— No dar a conocer el equipo con anticipación, ¿es algo que usted maneja como un arma?
— No, no es un arma; es simplemente algo que puede llegar a ser una ventaja. Al definir un equipo, también estamos dando pistas de cómo vamos a jugar, porque las dos cosas están muy relacionadas. No es que eso nos vaya a hacer ganar el partido, pero si el partido se va a jugar igual, no tengo por qué apresurarme.

— El otro día, antes de la práctica, utilizó un papel para hablarle a los jugadores; ¿había escrito sobre Francia?
—No, no era sobre Francia. Yo siempre escribo en un papel, porque tengo muy mala memoria. Obviamente, lo escribo yo; pero esto me lo enseñó un profesor del curso de entrenadores que era Esteban Gesto: “No tengan vergüenza de ir con un papel a la cancha, porque el jugador inteligente sabe que lo escribió pensando en decirle cosas y no olvidarse de nada”.

—La derrota de Francia con China, ¿da mayor confianza?
—No, para nada, porque el resultado no fue un reflejo de los rendimientos de los dos equipos en la cancha. China ganó porque a veces en el fútbol sucede eso, pero no porque haya jugado mejor que Francia.

Tabárez es claro: “Nosotros pensamos en el partido con Francia, el objetivo es ganarlo, va a ser difícil, pero para eso vinimos”. Foto: Gerardo Pérez / Archivo El País
Tabárez es claro: “Nosotros pensamos en el partido con Francia, el objetivo es ganarlo, va a ser difícil, pero para eso vinimos”. Foto: Gerardo Pérez / Archivo El País

—¿El equipo está mejor que en las Eliminatorias?
—Yo digo que sólo el que disputó una Eliminatoria sabe lo que se siente. Es muy tensionante, sobre todo para nosotros los uruguayos, para quienes es muy importante concurrir a un Mundial y a veces no hemos podido lograrlo, lo que genera, a partir de la incertidumbre, un estado emocional muy complicado. Eso no desaparece totalmente a la hora de jugar un Mundial, pero es bastante distinto.

—¿En qué sentido?
—En una Eliminatoria hay muchísimo para perder, en un Mundial hay muchísimo para ganar. Obviamente, el título lo va a ganar sólo uno, pero la ilusión la pueden compartir todos y el hecho de estar jugando partidos en un Mundial y ganarlos ya es un incentivo muy grande. En el plantel que tenemos, son sólo dos los futbolistas que tienen la experiencia de haber concurrido a un Mundial; entonces, al plantel hay que ayudarlo mucho, o al menos darle reflexiones, sobre lo que siente una persona cuando en su vida se aproxima una instancia importante.

No es sólo en el fútbol, puede pasar en el trabajo, en el estudio, supongo que antes de una batalla, o de una guerra, que son mucho más dramáticas. Es algo que creo que está relacionado con la condición humana. Le puede pasar a cualquiera; entonces, hay que tranquilizar, hacer ver que esto es jugar al fútbol y que la idea ya precisada de disfrutar este Mundial hay que llevarla a cabo. Hay que intentar jugar bien, y vamos a crecer mucho si lo logramos.

—En la serie se juegan nueve puntos; ¿cuántos calcula que hay que ganar para clasificar a la segunda fase?
—Yo no soy muy afecto a ese tipo de teorizaciones con las que, generalmente uno se adelanta a la realidad. Yo sé que es una frase común, pero nosotros vamos a ir partido a partido, pues en el caso nuestro eso es muy real.

Nosotros pensamos en el primer partido con Francia y el objetivo es ganarlo, con todo el respeto que nos merece el rival y lo difícil que sabemos que va a ser el partido… pero para eso vinimos y lo menos que tenemos que hacer es intentarlo. Depende de lo que cosechemos en este primer partido, la proyección que podamos hacer de ahí en adelante.

Me parece que con menos de 5 puntos es difícil clasificar, pero no ha sido imposible, hubo equipos que clasificaron con menos en otros mundiales. Depende de muchísimas cosas, por eso es algo que con mis futbolistas no lo hablo. Eso sí, si ganamos el primer partido, pienso que no sólo conseguimos un objetivo, sino que ganamos algo más.

“Esta es una realidad única que poco tiene que ver con la de Italia 90”.

Óscar Washington Tabárez en el entrenamiento de la selección uruguaya en el Mundial de Sudáfrica 2010. Foto: Gerardo Pérez / Archivo El País
Óscar Washington TabárezEntrenador de Uruguay

—¿Qué cosas está tratando de no repetir,o que ocurran en los días previos al debut, comparándolo con el primer partido ante España en el Mundial de Italia ‘90?
—Hay muchas cosas que ni me acuerdo, de otras sí, tratamos de evitarlas; por ejemplo, tener que irnos un mes y medio antes del Mundial, permanecer en Europa y jugar tantos partidos, en Stuttgart, en Irlanda, en Webley, en muchos lados… y después de aquella contrariedad, que no fue jugar mal sino no conseguir un resultado acorde a lo que se había jugado, se vino encima de la convivencia tan forzada… eso quisimos no repetirlo, más allá de que los periodistas me pregunten por qué no jugamos tantos partidos como México.

Tabárez habla sobre la presión: “Los que vivieron la Eliminatoria saben como es”. Foto: Gerardo Pérez / El Pais
Tabárez habla sobre la presión: “Los que vivieron la Eliminatoria saben como es”. Foto: Gerardo Pérez / El Pais

—¿Por qué?
—Porque tenemos realidades diferentes y porque yo creo en ciertas cosas, sin criticar lo que hace México, que tiene posibilidades de organización y económicas que nosotros no tenemos; pero, más allá de esas cosas que hicimos diferentes, no entraría en ningún tipo de comparación con lo del Mundial de Italia, porque en aquel momento también había futbolistas, sobre todo los que jugaban en posiciones de ataque, muy importantes. Así que no quiero entrar en eso, porque capaz que se desliza algo fuera de contexto y no quiero entrar en ningún tipo de revisionismos. Esta es una realidad única, que tiene poco que ver con aquella de hace 20 años.

—Desde el Mundial del 70, Uruguay jugó 17 partidos en mundiales y ganó sólo uno;¿qué mensaje se le puede transmitir a los jugadores y qué debe hacer Uruguay para que esa realidad cambie?

—Los jugadores ya lo saben, no sólo juegan al fútbol, sino que son gente muy interesada en el fútbol como deporte y en la historia del fútbol uruguayo. Siempre es una gran motivación tratar de hacer lo que hace tiempo que no se hace. Es lo mismo que cuando un entrenador es contratado por un equipo que hace 30 años que no sale campeón; es dificilísimo, porque por algo suceden las cosas, pero a su vez es un gancho, una motivación importante.

Acá pasa lo mismo, sin irnos para el otro lado, porque este grupo se tiene que hacer responsable de su historia, que empezó hace cuatro años. Nosotros queremos llevarlo lo más lejos que podamos en el Mundial, pero somos conscientes que hay realidades de fondo, de las que tampoco corresponde hablar ahora porque también pueden salir de contexto, pero estamos pensando exclusivamente en lo futbolístico, en Francia, y que en este partido queremos ser mejores que ellos.

Nada especial, eso los futbolistas lo saben y yo ahora no me voy a poner de reivindicador de la historia, porque en todos esos años hubo muy buenos entrenadores, muy buenos jugadores, y lo que ha pasado también nos puede pasar. Vamos a tratar de que no, nos hemos preparado para eso. Tenemos que ir con la cabeza limpia en ese sentido: no tenemos nada ganado ni perdido antes de jugar el partido ante Francia.

—¿No hay excusas previo al arranque del Mundial con Francia?
—No, lo del viaje, por ejemplo, fue un inconveniente, pero en ningún momento lo hemos tomado de excusa. Yo jamás he escuchado de ningún miembro de este grupo decir “perdimos este partido por tal cosa o tal otra”. Siempre tienen esa actitud de bancar y atender a lo que viene y eso creo que es la principal causa de que se hayan levantado de algunos reveses importantes. Creo que nos hemos preparado de acuerdo a lo que planificamos, en términos generales.

—¿No le molesta que no consideren a Uruguay como candidato? ¿O es mejor?

—No, no es mejor. La pregunta que me hiciste recién es parte de una realidad. ¿Por qué vamos a ser favoritos si no hemos tenido, ni en la participación en las Eliminatorias, donde fuimos irregulares, con momentos buenos y malos, algo como para que nos consideren para un protagonismo? Nosotros queremos tener ese protagonismo, pero como eso se va a demostrar si lo conseguimos adentro de la cancha, el hecho de que no nos consideren entre los favoritos, para mí es un dato irrelevante.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados