NACIONAL

Lorenzetti con pelota al piso

"El grupo confía mucho en la idea", dijo el  argentino quien reconoció a su vez, que Nacional ya no tiene margen de error en el Apertura pero confía en que el partido con Zamora servirá de despegue. 

Asistencias. El jugador argentino metió pases entre líneas, pero no los aprovecharon. Foto: Francisco Flores.
La Copa. “La experiencia juega dentro y fuera de la cancha”, dijo Lorenzetti. Foto: archivo El País. 

Gustavo Lorenzetti fue una de las apuestas para este nuevo Nacional. El argentino nacido en Rosario, nacionalizado chileno, llegó al equipo tras la renovación del plantel por su talento para jugar como enganche y como uno de los futbolistas de experiencia. A sus 33 años arribó a los tricolores como uno de los referentes de la Universidad de Chile, aunque con poca participación en el útlimo tiempo.

Es uno de los jugadores del gusto de Eduardo Domínguez. De hecho fue titular en los tres partidos del Apertura. Contra Liverpool tuvo buenos aportes, aunque no encontró un socio ideal. Con Wanderers le costó encontrar la pelota y fue bien marcado y ante Racing jugó volcado a la izquierda, tuvo que ayudar al equipo en defensa y se le dificultó para encontrar el protagonismo que él pretende.

“Hay que analizar partido por partido, creo que todos se desarrollaron de una manera diferente. En el primero creo que el equipo tuvo muchas oportunidades ese día contra Liverpool, no se pudo. Después ese segundo partido contra Wanderers creo que hasta los 30 minutos teníamos controlado el juego y estábamos más cerca del segundo que ellos del empate y en 10 minutos terminamos perdiendo un partido increíble; después, en el segundo tiempo, lo fuimos a buscar sin la claridad que necesitábamos, pero lo arrinconamos y no pudimos descontar. Y el otro día, contra Racing, no jugamos un buen partido, hay que ser sincero y no poner como excusa la cancha, pero era un terreno complicado para jugar por abajo como este equipo intenta. Racing hizo bien su trabajo, cerró bien los espacios y nos complicó. Por lo menos pudimos conseguir un punto con el golazo de Brian”, analizó.

Pausado a la hora de hablar, pensando cada una de las palabras y con cara aún de dormido, Lorenzetti explicó que “no es lo ideal que por ahí los punteros se escapen tanto desde el arranque. Estamos conscientes, no tenemos margen de error, pero no conozco otra manera de mejorar que no sea trabajando. El grupo confía mucho en la idea y el partido que viene es muy lindo para conseguir el primer triunfo del semestre”.

En la final de la Supercopa Uruguaya y en los dos primeros partidos Domínguez apostó a una línea de tres defensas, mientras que en el empate a uno frente a Racing decidió jugar con un 4-2-2-2 donde Lorenzetti jugó en la mitad de la cancha por izquierda y Santiago Rodríguez por la derecha. Sobre la rotación de los sistemas tácticos, el rosarino indicó: “Es un plantel con muchos cambios y un técnico nuevo. Lógicamente que lleva tiempo y también tenemos claro que en un equipo grande el tiempo es poco, no sobra. Pero más allá de la línea de tres, de cuatro o de cinco, creo que la idea de juego debe ser la misma independientemente de la táctica que se usa. Hay que afianzarla lo más rápido posible para empezar a conseguir la victoria, que es lo más importante”.

Lorenzetti ha mostrado chispazos de su clase y su capacidad de meter pases entre líneas, más allá de que su trabajo aún no ha podido destacarse. “No le esquivo al sacrificio. A lo largo de mi carrera he jugado mucho tiempo como volante interior izquierdo y ese puesto tiene la tarea de llegar a su propia área y al área rival. Lógicamente que estoy acostumbrado a jugar más arriba, de tres cuartos hacia adelante, pero también lo he hecho mucho tiempo en mi carrera. Por ahí contra Racing el equipo precisaba que jugara más abierto, contra Liverpool más adelantado y contra Wanderers más de ida y vuelta. Eso lo decide el entrenador”.

El enganche agregó que “mis características hoy con 33 años no son tanto de velocidad por la línea, eso está claro, y me siento mucho más cómodo si la pelota pasa por mis pies. Por ahí jugando en el medio de la cancha la pelota pasa mucho más por ahí”.

VENEZUELA. “Estábamos un poco preocupados por lo que había pasado en la frontera con Colombia y todo ese tema. Tengo un amigo venezolano que me fue informando cómo estaba todo y según me dice Barinas está tranquila, donde no ha pasado nada, la gente está calma, así que venimos tranquilos y enfocados en ganar”, dijo Lorenzetti sobre el presente de un país que está sumergido en una crisis social, política y económica.

El argentino-chileno tiene mucha fe en que Nacional pueda conseguir el primer triunfo en la temporada en 90’. “La Libertadores es la competición más importante del continente, vamos con muchas ganas de poder lograr la victoria, sabemos que en la Copa no hay partidos fáciles, pero tenemos la confianza en que podemos sacar los tres puntos desde Venezuela”.

Y concluyó: “Tuve la suerte de jugar muchas copas, en algunas me ha ido bien, en otras no tanto, pero lógicamente que la experiencia juega en este tipo de encuentros donde los partidos se juegan también afuera de la cancha, como en los días previos o el propio día del partido. El grupo está muy unido pese a que por ahora todavía no hemos tenido los resultados que pretendemos. Es un nuevo torneo y estamos con la mente puesta en lo que va a ser este torneo”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)