TORNEO CLAUSURA

Llora el Parque Rodó: descendió Defensor Sporting

Tras un empate discreto en el Ubilla, Cerro Largo logró clasificar a la Copa Sudamericana; la igualdad más el triunfo de Boston River mandaron al violeta a Segunda.

El lamento de los jugadores de Defensor Sporting tras el empate con Cerro Largo y el descenso. Foto: Guillermo Silveira.
El lamento de los jugadores de Defensor Sporting tras el empate con Cerro Largo y el descenso. Foto: Guillermo Silveira.

Cuesta creer que es cierto. Defensor Sporting, el equipo que torció la historia en 1976; el que llevaba 55 años sin descender; el que en ese lapso fue Campeón Uruguayo en cuatro oportunidades se fue anoche a la B.

Las lágrimas de los futbolistas violetas, sobre todo de los criados en el club; el intento de Alejandro Acevedo por levantarlos del piso y consolarlos; la caminata de su hermano Eduardo, el técnico que los directivos fueron a buscar a sólo tres fechas del final del campeonato como un manotazo de ahogado, reflejaban con claridad lo que el descenso significaba para los del Parque Rodó.

Y hasta la actitud de los futbolistas de Cerro Largo, que en lugar de festejar su clasificación a la Copa Sudamericana se preocuparon más por ir a abrazar a sus colegas violetas, demostraba lo que significaba para el fútbol uruguayo el descenso de Defensor Sporting.

El discreto empate que protagonizaron arachanes y violetas permitió que el equipo de Danielo Nuñez consiguiera su objetivo, el de clasificar nuevamente a un torneo internacional.

Y esa igualdad, sumada al triunfo de Boston River sobre Liverpool en el estadio Centenario a poco del final, decretaron el descenso de Defensor Sporting.

El partido había sido discreto, friccionado, con muy pocas posibilidades de gol y muchos nervios. Apenas una chance para cada equipo. La más clara la de Guillermo May en el complemento: un tiro cruzado que tapó Castro contra el palo. Y una desesperada de los violetas ya en los desuentos que salvó Washington Aguerre.

En el primer tiempo los violetas tuvieron un par de llegadas por la derecha gracias a la velocidad con la que desnivelaba Ignacio Laquintana, pero ni Chavez ni Viudez pudieron aprovechar los centros rastreros al área del número 11.

En el complemento Eduardo Acevedo mandó al campo a Milán, a Ocampo, a Alan Rodríguez, a Kevin Méndez y a Coelho intentando llegar al tan ansiado tanto, pero no hubo milagro.

Y el gol de Boston River los dejó sin tener siquiera la posibilidad de un partido definitorio ante el “Sastre”.

Bajó Defensor Sporting: lloran Punta Carretas y el Parque Rodó

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados