Peñarol

De línea de tres a línea de cuatro

Fossati había armado un plantel para poner tres en el fondo, Bengoechea llegó y jugó con cuatro: ¿Y ahora?

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Peñarol

Caso raro el de Peñarol y sus entrenadores. Cuando Jorge Fossati llegó para hacerse cargo del plantel principal implementó una línea de tres en el fondo, el sistema táctico elegido desde hace muchos años por él, y el que mantuvo en los diferentes equipos que dirigió.

Tuvo buenas y malas. Pero armó un plantel con hombres fácilmente adaptables a su propuesta futbolística. Buscó más carrileros que laterales, gente rápida por las bandas, y por momentos logró que el equipo funcionara, pero también perdió partidos increíbles, precisamente, cuando se le atacó por los laterales, o cuando sus defensas perdieron pelotas a la salida del fondo. Fossati terminó yéndose con más pena que gloria de los aurinegros en medio de un campeonato.

Llegó el turno de Pablo Bengoechea. Y cuando asumió, el primer cambio que introdujo el riverense fue parar un equipo con cuatro hombres en el fondo. Peñarol apareció en el pasado Torneo Clausura, como un conjunto más firme en la última zona, pero no tuvo buenos rendimientos, fundamentalmente, por el sector derecho de su defensa, que hizo agua seguido.

Hoy, en plena pretemporada, Bengoechea cambió de sistema y empezó a implementar una línea de tres. ¿Lo hizo para darle mayor respaldo a Forlán? ¿Para que la nueva figura de los aurinegros no esté desprotegida en el medio? ¿Lo implementó para tener mayor posesión de pelota?

Vaya uno a a saber, lo cierto es que hasta cambió de fichas en su tablero, porque quitó a Sebastián Píriz del medio para pasarlo a la zaga, como un defensa más, y corrió hacia el medio a los laterales. Hasta ahora no ha ligado nada. Gianni Rodríguez cayó con paperas, el brasileño Diogo estuvo a un tris de desgarrarse, y ayer, Emilio MacEachen también quedó afuera por paperas. Se le desarmó el fondo que había pensado y con el que había trabajado en la mayor parte de la pretemporada.

¿Qué hará Bengoechea? ¿Cambiará su figura táctica de cara al debut en el Apertura? ¿Volverá a cuatro en el fondo?

La decisión, obviamente, está en manos del entrenador aurinegro, pero los días pasan, el inicio de la temporada se acerca y las bajas abren muchas interrogantes en torno al equipo y a la figura táctica a emplear.

¿Qué hará? Puede apelar a varias fórmulas, entre ellas, cuatro en el fondo, tres en el medio, Forlán suelto, y dos atacantes, que tal como se ha mostrado, no salen de Zalayeta e Ifrán.

Bengoechea sabe que depende de él y de los resultados. Empezó el "corre por tu vida".

Pidió pase Forlán.

Ayer Diego Forlán completó los trámites para ser oficialmente jugador de Peñarol. Se hizo presente en la AUF y solicitó transferencia. Ahora aguarda que Cerezo Osaka envíe el tránsfer para poder debutar en el Apertura.

LA ÚLTIMA ZONA PERDIÓ CON LAS PAPERAS.

Píriz, del medio a la defensa.

Sebastián Píriz fue uno de los goleadores de Peñarol en la pasada temporada. Tiene juego aéreo, y quizás por ello, Bengoechea lo tenga a mano pero ahora en la zaga. ¿Rinde?

Valdez sigue siendo último.

Carlos Valdez es el más rendidor, el más regular en la defensa. Pero en línea de tres queda más expuesto, no es veloz para cubrir tantos metros. Si no juega, se siente.

Viera volvió al tapete.

Gonzalo Viera pasó a la titularidad en la línea de tres que se vio comprometida con la ausencia de MacEachen, Diogo y Gianni. No es lo mismo ser zaguero que stopper.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)