MERCADO

La Liga busca la "revancha" contra la Premier League

El Barcelona de siempre pero con Griezmann frente a los renovados Atlético y Real Madrid, el gran desafío 2019-2020.

Antoine Griezmann en su presentación como nuevo jugador de Barcelona. Foto: @FCBarcelona
Antoine Griezmann en su presentación como nuevo jugador de Barcelona. Foto: @FCBarcelona

Considerado hasta hace poco el mejor campeonato del mundo, LaLiga española (y sus colosos Barcelona y Real Madrid) tuvieron que paladear este año el amargo trago de cuatro equipos de la Premier League inglesa copando las finales de las competencias europeas. Para colmo, puertas adentro, el torneo 2018-2019 resultó bastante soso, con el Barca sacando rápidas ventajas ante rivales que fueron tirando la toalla.

Para la nueva edición de LaLiga, que comienza el próximo viernes con Athletic Bilbao-Barcelona (si se resuelve el conflicto entre los clubes y la Federación Española, ver aparte), los equipos más importantes reaccionaron de la manera en que se reacciona en los grandes mercados del fútbol profesional: apelando a las cuentas bancarias para concretar tranferencias muy caras.

Así llegaron Antoine Griezmann al Barcelona, Eden Hazard al Real Madrid y Joao Félix al Atlético de Madrid, a la espera de nuevos pases de impacto, pues el mercado seguirá abierto hasta el 2 de septiembre.

Mucho antes de esa fecha ya se habían superado los mil millones de euros en transferencias, batiendo el récord de la temporada pasada.

Pese a la aburrida temporada pasada, la asistencia a los estadios alcanzó los 14.812.356 espectadores, con un aumento de 3% con relación al certamen anterior y manteniendo una tendencia al crecimiento de varios años. Todo hace pensar que esta temporada se verán nuevamente estadios repletos. De hecho, una semana antes del Athletic-Barcelona, las entradas ya están prácticamente agotadas.

LOS TRES. Griezmann, el francés fanático del fútbol uruguayo, es el gran nombre del mercado de pases. Hubo muchas idas y vueltas antes de que se concretara, pero promete aportarle mucho al ataque del Barça.

El resto del equipo blaugrana, en esencia, es el mismo de la última temporada. Allí siguen Lionel Messi y Luis Suárez como valores seguros. La duda es si habrá paciencia con el francés Dembelé, de buenas condiciones pero inconstante y sobre todo frágil.

Atlético de Madrid fue uno de los protagonistas del verano español, con una gran renovación de su plantel. Además de Griezmann, se fueron Diego Godín y Lucas Hernández. Pero hubo varias incorporaciones (Felipe, Llorente, Lodi, Herrera, Hermoso, Trippier). Y sobre todo la de Joao Félix, el portugués de 19 años, por el cual los “colchoneros” pagaron 126 millones de euros al Benfica, en el fichaje más caro en la historia del club.

Real Madrid, en tanto, emprendió una renovación a medias. Se fueron jugadores de segunda importancia (Llorente, Raúl de Tomás, Reguilón, Kovacic, Ceballos, Vallejo). Y pese a la inversión de unos 300 millones de euros en varios refuerzos, solo Hazard parece una figura de primer cartel. Los otros nuevos son los brasileños Éder Militao y Rodrygo, el serbio Luka Jovic y el francés Benjamin Mendy. La gran apuesta es todavía el francés Paul Pogba, pero sacárselo al Manchester United no parece fácil.

Una curiosidad de la campaña de pases ha sido cómo Barcelona y Real Madrid han intentado, con insistencia y poca suerte, sacarse de encima a figuras de alta cotización que no tienen lugar en sus planteles. Porque allí no hay problemas de plata, pero tampoco es cuestión de tirarla.

Los catalanes tratan de desprenderse del brasileño Coutinho, que no encajó en el sistema táctico y tampoco rindió en los partidos clave. Los madrileños, por pedido expreso del técnico Zinedine Zidane, quieren desprenderse del galés Gareth Bale, con similares argumentos. Aunque en este caso quizás sea peor, porque pese a los varios años que ha vivido en España, Bale no aprendió a hablar bien el castellano.

El principal obstáculo para la salida de ambos es el costo muy alto de sus pases, que ningún otro club poderoso de Europa parecía, al cierre de esta página, dispuesto a afrontar. Además, ambos clubes también buscaron frenar la inflación de los planteles a través de la cesión de varios futbolistas de la cantera.

El colombiano James Rodríguez también está en la lista de descartes del Madrid. Y la prensa española especula con el interés del Atlético.

Otro nombre que anduvo dando vueltas por los titulares de los diarios fue el de Neymar, tanto por un eventual regreso al Barça como por su llegada al Real Madrid. Pero el PSG no parecía dispuesto a dejarlo ir.

Casi todos sus rivales también gastaron mucho dinero (Osasuna, por ejemplo, realizó compras por 10 millones), pero no parecen a la altura de los tres grandes.

OBJETIVOS. Los tres grandes irán, como siempre, por el título de liga, pero al mismo tiempo buscarán coronarse en la Champions.

Para el resto, meterse en las competencias europeas será el premio consuelo. Y algunos se contentarán con evitar el descenso.

LaLiga otorga siete lugares para las competiciones de la UEFA en la temporada 2020-21: los cuatro primeros irán directamente a la fase de grupos de la Champions; el campeón de la Copa del Rey y el quinto de la tabla de la liga se clasificarán a la fase de grupos de la Europa League; ​el sexto de la tabla irá a la segunda ronda previa de la Europa League.

Un último dato a tener en cuenta: cuándo se jugarán los clásicos Barcelona-Real Madrid. El 27 de octubre, en Barcelona; el 1 de marzo de 2020, en Madrid. La pelota puede empezar a rodar.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)