SELECCIÓN

Con libertad para jugar, De Arrascaeta puede ser clave en la Copa América

Contra Panamá jugó suelto, como en Flamengo, y lo hizo muy bien; en Cruzeiro rindió más jugando como extremo por izquierda. Está peleando un puesto para el debut de la Celeste en Brasil. 

Giorgian De Arrascaeta
FOTO: Gerardo Pérez.

El 15 de junio de 2018 Uruguay debutaba contra Egipto en la Copa del Mundo de Rusia. Ese día Óscar Tabárez se inclinaba por Giorgian De Arrascaeta como titular, para jugar como volante izquierdo en un 4-4-2 y con una mitad de la cancha que también integraban Matías Vecino, Rodrigo Bentancur y Nahitan Nández.

No era un buen primer tiempo de la Celeste, a la que le costaba generar en ataque. En el minuto 59, el nacido en Nuevo Berlín era sustituido por el “Cebolla” Rodríguez. Después Uruguay ganaría ese partido 1-0 con gol de “Josema” Giménez en la hora.

Esa tarde en Ekaterinburgo, De Arrascaeta no completó un buen partido. Se lo veía muy contra la banda izquierda y le costó entrar en contacto con el balón. Tampoco pudo generar una buena sociedad con Martín Cáceres, el lateral zurdo de esa jornada.

CAMBIO. El viernes pasado, en la despedida de Uruguay de cara a la Copa América de Brasil que empezará el viernes 14 de junio, De Arrascaeta jugó más libre, sin tantas responsabilidad en el retroceso, principalmente en temas relacionados a la marca. Como se los cuidó desde el inicio a Luis Suárez y Edinson Cavani (que luego entraron), Tabárez apostó a Nicolás Lodeiro por la izquierda y a Giorgian en la ofensiva.

Uruguay alternó entre un 4-2-3-1, con De Arrascaeta como enlace, el 4-4-1-1, con el exjugador de Defensor Sporting unos metros más atrás de Maximiliano Gómez o incluso el 4-4-2, cuando el 10 quedó decididamente como punta junto al actual goleador del Celta de Vigo.

Esa versatilidad en el esquema táctico se provocó por la libertad que el entrenador le otorgó a De Arrascaeta, que se movió por todo el frente del ataque y se mostró muy activo, con un juego fluido. Es decir, se vio al De Arrascaeta que todos los celestes quieren ver.

Es que cuando tiene libertad para jugar, en general rinde mejor. No está atado contra la banda, su lugar en la cancha varía según la necesidad del equipo y maneja la pelota a su criterio. Así fue que llegó por la derecha tras una buena conexión con Nández y le metió el centro a Gómez para el primer gol celeste en el 3-0 a la Panamá de Julio César Dely Valdés.

Después, cuando entraron Suárez y Cavani y salió Lodeiro (65’) y hasta que dejó la cancha cuando ingresó Jonathan Rodríguez (75’), De Arrascaeta pasó a ocupar la banda izquierda del mediocampo. En esos momentos fue cuando metió una diagonal de izquierda al medio, se sacó a su marcador de arriba y estrelló su remate en el horizontal de Luis Mejía.


EN BRASIL. En el equipo carioca, al que llegó en enero desde Cruzeiro por una cifra récord de 15 millones de euros, De Arrascaeta generalmente juega como mediapunta centro en un 4-2-3-1, donde el colombiano Gustavo Cuéllar y William Arão son el doble cinco, mientras que Everton Ribeiro juega por derecha, Bruno Henrique por izquierda y Gabriel Barbosa “Gabigol” como centrodelantero.

Desde la salida de Abel Braga como técnico de Flamengo, Giorgian ha agarrado mayor continuidad y se transformó en titular.

Si bien en alguna oportunidad llegó a jugar como extremo izquierdo, no es su posición habitual en Flamengo, donde lleva disputados 23 partidos en el año (18 de ellos como titular) y ya marcó cinco goles.

En Río de Janeiro, los hinchas de Flamengo están contentos con el presente de De Arrascaeta, quien en varios partidos dejó en el banco de suplentes al histórico y referente Diego Ribas.

Antes, en Cruzeiro, De Arrascaeta vivió sus mejores años en Brasil. Gabriel Duarte, encargado de la cobertura de los azules para Globoesporte, señaló: “Acá empezó jugando como segundo delantero como lo hacía en Defensor. Pero luego los técnicos observaron que jugaba mejor en una posición más centralizada, como enganche en un 4-3-1-2. Pero sus mejores años en Cruzeiro, en 2017 y 2018, fueron jugando por izquierda, por su velocidad y por su capacidad para driblear en el mano a mano”.

De Arrascaeta está peleando un puesto para ser titular en el debut de la Copa ante Ecuador. Parece que la puja es con Lodeiro. Lo que está claro es que puede ser un buen nexo con Suárez y Cavani.

LA OPINIÓN DE la periodista RAISA SIMPLICIO
Raisa
"Cambia la manera de jugar de Flamengo"
 

De Arrascaeta es un jugador que a la hinchada le gusta mucho. Tuvo muy buenos años en Cruzeiro y llegó a Flamengo como una gran contratación. Empezó bien, pero no era titular. Por ejemplo, cuando Flamengo perdió con Peñarol en Maracaná por la Copa Libertadores ni siquiera jugó. El técnico Abel Braga estaba en el banquillo en ese momento. Giorgian siempre entraba bien en los partidos y de a poquito se ganó la titularidad pero jugando en el medio, en el armado.

En Cruzeiro, De Arrascaeta jugaba más por la izquierda. Cuando tenía que regresar para ayudar en la marca tenía algunos problemas, pero cuando se quedó con el armado solamente jugó bastante mejor.

Los primeros meses de De Arrascaeta en Flamengo fueron buenos, jugó bien, pero el DT siempre lo sacaba en los segundos tiempos. Algunos partidos los jugó muy bien, en otros estaba más abajo; creo que le falta todavía un poquito de regularidad para ser un verdadero titular.

En Flamengo, no tuvo muchas oportunidades de jugar por la izquierda, apenas uno o dos partidos. De Arrascaeta jugó mucho como enganche por el centro del campo de juego. Cuando está bien y es titular, el equipo cambia mucho la forma de jugar porque calidad. Es capaz de realizar pases rápidos, tiene inteligencia y mucha categoría. Es capaz de darle un toque de calidad, de genialidad al equipo; juega la pelota de primera y abastece bien a los delanteros.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)