COPA SUDAMERICANA

Leonardo Burián es un "Cachorro" de tigre: fue figura y emocionó a todos 

Estuvo a punto de quedar libre, sufrió la pérdida de su hermano pero siguió para hacer historia con Colón en el certamen continental.

Leonardo Burián. Foto: AFP.
Leonardo Burián. Foto: AFP.

Brazos abiertos para recibir un abrazo inmenso. El abrazo de cada uno de sus compañeros. Esos que lo apoyaron en su momento más complicado y que hoy le agradecen por lo hecho en la definición por penales, que le permitió a Colón meterse en la primera final continental de su historia.

Brazos abiertos del “Cachorro” Burián que no aguantó la emoción. Una sonrisa cómplice mientras esperaba a sus compañeros en el arco que se transformó en lágrimas al momento de abrazarse con el “Pulga” Rodríguez.

Hace poco más de un mes, Leonardo Burián atravesó uno de los momentos más complicados en lo personal debido la pérdida de su hermano mayor, que falleció tras un accidente automovilístico y que incluso llevó a que el arquero se perdiera el duelo ante Zulia en territorio venezolano.

Pero volvió y tal vez encontró en el fútbol la manera de rendirle homenaje: no hubo mejor forma de hacerlo que con la noche que tuvo en Brasil ante Atlético Mineiro por la semifinal de la Copa Sudamericana.

Leonardo Burián figura, en Belo Horizonte, celebra la clasificación. Foto: AFP.
Leonardo Burián figura, en Belo Horizonte, celebra la clasificación. Foto: AFP.

El juego no venía fácil porque el elenco brasileño ganaba 2-0 y estaba clasificando, pero a falta de 10 minutos apareció el descuento del Sabalero, que le daba la chance de ir a los penales, lo que ilusionó a todo Colón.

La experiencia de Burián bajo los tres palos en los penales (ver aparte) hizo que los hinchas que llegaron hasta el escenario norteño sintieran que las chances estaban vivas.

Rever fue el primero que lo sufrió cuando Colón estaba abajo en la definición y del ecuatoriano Juan Cazares fue el gran verdugo porque le contuvo el penal que le dio la histórica clasificación al equipo rojo y negro de Santa Fe.

EMOCIÓN

Se transformó en una jornada muy especial

El “Cachorro” tuvo un aliado en la noche brasileña. Uno que también la pasó fea y que mostró su alegría dentro del campo de juego. Luis “Pulga” Rodríguez sufrió el pasado 15 de septiembre el fallecimiento de su padre y por eso para el jugador tucumano también fue un desahogo importante.

Esa imagen del abrazo entre el uruguayo y el argentino recorrió cada uno de los portales deportivos del mundo y fue la que pintó a la perfección el momento que ambos vivieron.

Lágrimas, emoción y sensaciones encontradas entre el recuerdo de sus seres queridos y la gesta conseguida dentro de la cancha.

Leonardo Burián y la "Pulga" Luis Rodríguez emocionados tras el triunfo de Colón.
Leonardo Burián y la "Pulga" Luis Rodríguez emocionados tras el triunfo de Colón.
¿su lugar?

En Argentina ha sido muy destacado

Surgido en Nacional, pero sin tantas chances para ser titular en el conjunto tricolor, se marchó cedido a Bella Vista y luego a Juventud de Las Piedras.

Su primera experiencia en el exterior fue en 2014 cuando defendió a Deportes Tolima de Colombia, previo a su regreso a Uruguay, donde jugó con los colores de Wanderers.

En 2017 tuvo la posibilidad de volver a jugar fuera de Uruguay para defender a Jaguares de Chiapas en México, hasta que arribó a Argentina, donde en los clubes que integró ya dejó un gran recuerdo.

Primero en Godoy Cruz, donde fue muy importante al punto de que hizo una campaña histórica con el “Tomba”: el cuadro de Mendoza terminó segundo en la Superliga, a solo dos puntos de Boca Juniors, y donde tuvo como aliado a otro uruguayo: Santiago “Morro” García. Los goles que el delantero hacía, él los evitaba en el conjunto mendocino.

Luego llegó el momento de abandonar Mendoza y mudarse a Santa Fe para empezar a vestir los colores de Colón, donde rápidamente también se ganó el cariño de los hinchas con buenos rendimientos, aunque también tuvo sus momentos complicados.

LIBRE

Estuvo a punto de abandonar el club

Mientras en Brasil se disputaba la Copa América, Burián resolvía una situación que no era sencilla con Colón. Su contrato finalizaba y se instaló un fuerte rumor en la vecina orilla de que no iba a continuar en el conjunto sabalero.

Había quiénes lo ponían como posible refuerzo de los grandes de Argentina y también algunos que decían que podía volver a Nacional. Lo cierto es que se terminó quedando en Colón y los hinchas del conjunto rojinegro estarán más que agradecidos con la decisión final del guardameta uruguayo.

presente

Con la cabeza en la gran final

El regreso a Santa Fe fue con miles de personas recibiendo al plantel que hizo historia y con Leonardo Burián como uno de los más buscados y ovacionados por los simpatizantes por muchos motivos.

Por lo hecho en el campo de juego y como señal de apoyo en este difícil momento que atraviesa el jugador nacido en Melo hace 35 años.

Ahora, por delante tiene la tarea de afrontar una de las finales más importantes de su carrera y la primera de un certamen internacional de Conmebol. Del otro lado está Indrpendiente del Valle y el conjunto ecuatoriano estará rezando para que la final -(a partido único) no llegue a los penales. O, al menos, empezará a practicarlos desde ya, para poder vencer a Burián, que a esta altura ya es un Cachorro de Tigre.

penales

Es habitual que los ataje

Hay jugadores que son clásicos y que en este tipo de partidos sacan un don especial para transformarse en figuras. Hay otros jugadores a los que es imposibles vencerlos cuando pelotas aéreas llegan al área. Y hay otros, como Leonardo Burián, que tienen atajar penales como su mayor virtud.

Claro está que el “Cachorro” ha demostrado durante toda su carrera ser un arquero muy completo y que no solo en los penales se destaca, pero sí es sabido que es difícil anotarle desde el punto penal.

Los números lo demuestran porque desde que viste la camiseta de Colón de Santa Fe, el arquero uruguayo se enfrentó a seis series en definición de penales y solo una terminó con resultado negativo para el conjunto sabalero. De hecho, le patearon 30 penales en esta modalidad y 9 fueron atajados por el arquero uruguayo, lo que demuestra su buen olfato para este tipo de definiciones.

Leonardo Burián fue la gran figura de Colón de Santa Fe en la semis de la Sudamericana. Foto: AFP.
Leonardo Burián fue la gran figura de Colón de Santa Fe en la semis de la Sudamericana. Foto: AFP.

A veces ayudado por algún estudio a los rivales o por malas definiciones de los jugadores a los que enfrenta, pero Burián demuestra que se ha convertido en un verdadero especialista.

El “Cachorro” ya empezó a demostrarlo con la camiseta de Colón en la Copa Sudamericana 2018 cuando al Sabalero le tocó enfrentar al Sao Paulo y el arquero contuvo con el pie el único remate que desperdició el conjunto paulista en la noche de Santa Fe.

Precisamente en esta Copa Sudamericana y en el propio Estadio Centenario santafesino, Leonardo Burián empezó a demostrar su calidad ya que aunque no atajó un penal se convirtió en la figura de Colón ante River Plate, en un partido donde los darseneros no pudieron sacar ventaja por la gran actuación del guardameta uruguayo.

En la siguiente instancia, apareció Burián en todo su esplendor en una definición por penales, ya que enfrentando a Argentinos Juniors resultó clave para que su equipo superara al equipo de la Paternal desde los doce pasos jugando como visitante.

Luego pasó la fase con Zulia, donde solo atajó en el partido de vuelta, en el que Colón se impuso por 4-0, hasta llegar a la noche del jueves pasado frente a Atlético Mineiro, cuando una vez más se convirtió en figura atajando dos penales en la definición que pusieron a su equipo en la gran final del certamen continental.

Ahora solo resta esperar al próximo 9 de noviembre, cuando se cruce en Asunción con Independiente del Valle y tanto Burián como todo Colón buscarán cumplir el máximo objetivo de su historia: alzar un título internacional.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)