NACIONAL

“Jugaron con corazón y demostraron temple”

Eduardo Domínguez elogió a sus futbolistas al conquistar su primer título en el fútbol uruguayo.

Eduardo Domínguez en la charla en Nacional
Foto: Gerardo Pérez

“Han jugado con el corazón. Han tenido coraje y eso no se los regala nadie. Eso se adquiere”. Eduardo Domínguez valoró el esfuerzo de sus futbolistas y dijo que lo que buscará mejorar en los entrenamientos es la tenencia de pelota.

Para el técnico de Nacional, el título se consiguió por “el temple y el temperamento de los jugadores. Lo demostraron a lo largo de todo el partido. A partir de la expulsión los jugadores han tenido coraje, han jugado con el corazón, eso no se los regala nadie. Eso se adquiere. Este corazón nos deja, para lo que venimos a buscar, un augurio muy importante. Estoy feliz porque, en este proceso de rearmado, llegar y ganar un título oficial contra el rival de todas las horas es muy bueno”.

Pese a ello, el entrenador argentino indicó que “hay que tener los pies sobre la tierra, porque hay que seguir trabajando para adquirir más las ideas que tenemos. Hay que seguir trabajando, eso lo tenemos claro”.

Domínguez, que explicó que la figura que utilizó para jugar el clásico fue porque quería “evitar que Peñarol se hiciera fuerte por fuera”.

Agregó: “Desdoblamos la marca y generalmente éramos tres contra dos por las bandas. Tuvieron que hacer un juego interno que no es habitual en ellos. Salvo en los primeros minutos que tuvimos un desconcierto, cuando recuperamos el orden lo hicimos mejor. Es verdad que nos está costando manejar la pelota, pero vamos a mejorar sobre eso. Nos ha faltado en la tenencia para desgastar más al rival, pero eso se trabaja, y es lo que vamos a hacer hincapié.

Justamente, sobre ese aspecto, el técnico de Nacional reiteró: “es imposible ignorar que seguimos siendo un equipo en formación. Estamos muy felices, pero la superación llegará poniendo acento en el trabajo”.

El DT ya tiene su título.

“Tranquilo, presidente. Vamos a llegar bien al clásico del 3 y vamos a ser campeones”. Pausado, transmitiendo mucha paz con palabras claras pero muy precisas, Eduardo Domínguez le anunció a José Decurnex, después de la derrota en el clásico del torneo del verano que lo mejor de Nacional iba a llegar más adelante, después de que el equipo empezará a tomar distancia de la pretemporada.

Y ayer, sin importar que el juego que se pretende todavía no calza los puntos altos, el entrenador cumplió con lo que dijo. Lo que hace que el ciclo de Decurnex y del propio Domínguez arranque con un trofeo, lo que cambia de raíz la perspectiva que se arrastraba después de aquella primera contienda contra el rival de todas las horas.

De ahora en más, lo que diga el argentino sonará mejor para los oídos de todos los directivos: porque lo que anuncia lo cumple.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)