ANÑALISIS

El juego aéreo: una vieja receta que puede ser determinante en el  clásico Nacional-Peñarol

El carbonero parte con una leve ventaja en la altura de sus jugadores ante sus rivales y si la sabe aprovechar podría hacer mucho daño.

Gol de pelota quieta de Nacional a Peñarol en un clásico de 2019. Foto: Archivo El País.
Gol de pelota quieta de Nacional a Peñarol en un clásico del 12 de mayo de 2019 en el Estadio Campeón del Siglo. Foto: Archivo El País.

Una receta tan vieja como efectiva sigue vigente y, por lo general, ningún entrenador la deja de lado a la hora de preparar cada partido.

En épocas en las que mucho se habla de un fútbol moderno, de una concepción distinta del juego, de estilos y de escuelas, hay un aspecto que es capaz de romper cualquier esquema: la pelota quieta.

Un error o una virtud en un balón detenido puede llegar a ser clave en un partido y sobre todo en un clásico en el que nadie quiere regalar nada.

Y pensando en el encuentro que mañana jugarán Nacional y Peñarol a la hora 15:00 en el Estadio Centenario, el de la pelota quieta puede ser un ítem interesante a tener en cuenta por ambos equipos.

Diego Forlán
Diego Forlán. Foto: Nicolás Pereyra.

Es que por un lado el plantel de Peñarol tiene jugadores más altos que los de Nacional. Empezando por Xisco, el “9” de área que mide 1,90 metros, siguiendo por Krisztián Vadócz (1,88), Rodrigo Abascal (1,86) y Joaquín Piquerez (1,85), Diego Forlán tiene un arma importante que le puede aportar soluciones.

Además, los ejecutantes tienen su papel y en ese rubro, jugadores como Facundo Pellistri, Matías De los Santos y David Terans si es que juega o le toca entrar a la cancha, aportan lo suyo.

Por otro lado y ante la baja obligada por lesión de Guzmán Corujo (1,89 metros), Gustavo Munúa perdió al jugador más alto del plantel.

Thiago Vecino (1,83), Agustín Oliveros (1,83), Renzo Orihuela (1,83), Armando Méndez (1,83), Mathías Laborda (1,82) y Claudio Yacob (1,82) aparecen como los más altos que podrán estar a disposición del entrenador tricolor en el retorno de la actividad oficial.

Gustavo Munúa en Nacional
Gustavo Munúa. Foto: Marcelo Bonjour

Claro está que los centímetros no son determinantes, ya que luego está el saber cómo utilizarlos, pero no dejan de ser un aspecto interesante a tener en cuenta en un partido que se presume será parejo.

Con estos datos, el hincha de Peñarol puede volver a ilusionarse o recordar las viejas épocas del segundo Quinquenio de Oro en el que la pelota quieta era una de las armas letales del equipo que dirigía Gregorio Pérez, aunque últimamente esa receta no ha sido tan utilizada por el carbonero, mientras que Nacional, lejos de temerle a los números, puede confiar en el juego aéreo de jugadores como Laborda, que va muy bien arriba, tanto para defender como para atacar, al igual que el “Zorrito” Suárez.

Lo cierto es que pensando en las armas de uno y otro, Peñarol parte con una leve ventaja sobre Nacional en las alturas y con una vieja receta del fútbol como la pelota quieta, podría llegar a hacer mucho daño si la sabe utilizar y aprovechar en el clásico.

peñarol

Los más altos del equipo aurinegro

Xisco Jiménez
Posición: Delantero
Edad: 34 años
Altura: 1,90 metros

Krisztián Vadócz
Posición: Volante
Edad: 35 años
Altura: 1,88 metros

Rodrigo Abascal
Posición: Zaguero
Edad: 26 años
Altura: 1,86 metros

Joaquín Piquerez
Posición: Lateral / volante
Edad: 21 años
Altura: 1,85 metros

Xisco Jiménez en Peñarol
Xisco Jiménez es el más alto del plantel de Peñarol con un 1,90 metros. Foto: Gerardo Pérez.
NACIONAL

Los más altos del equipo tricolor

Thiago Vecino
Posición: Delantero
Edad: 21 años
Altura: 1,83 metros

Agustín Oliveros
Posición: Lateral / zaguero
Edad: 21 años
Altura: 1,83 metros

Mathías Laborda
Posición: Zaguero
Edad: 20 años
Altura: 1,83 metros

Armando Méndez
Posición: Lateral
Edad: 24 años
Altura: 1,83 metros

Mathías Laborda en Nacional
Mathías Laborda, uno de los más altos del plantel de Nacional con 1,83. Foto: Leonardo Mainé.
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados