DE VOLEA

Las inseguridades de Forlán y Munúa

DANIEL ROSA

Diego Forlán pidió a la dirigencia de Peñarol que el partido del pasado sábado ante Danubio no fuera televisado, como sí había sido emitido el de una semana atrás ante Cerro. Para este sábado se sumó a su postura su colega de Nacional, Gustavo Munúa, que no permite la emisión en directo del encuentro con Liverpool. Incluso fue más allá: no quiere palquistas ni dirigentes en el Gran Parque Central.

Se puede pensar que es lógico teniendo en cuenta que será el último movimiento de ambos en la previa del clásico. Sin embargo, a mi entender lo único que hacen ambos entrenadores es dejar en claro sus inseguridades, dado que ninguno de los dos equipos ha mostrado solvencia futbolística en sus amistosos previos. Los supuestos titulares de Peñarol han recibido pocos goles, pero también han hecho pocos.

Los de Nacional han convertido mucho, pero también lo han vulnerado demasiado. La preocupación mayor de Forlán y Munúa debe pasar porque además están hundidos en la tabla del Apertura: noveno el aurinegro y decimocuarto el tricolor. Por lo hecho luego de más de un mes de entrenamientos, el clásico promete poco futbolísticamente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error