Defensor Sporting

Un Huracán que no es arrasador

Defensor Sporting perdió, pero la sensación es que en Montevideo puede lograr la clasificación.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
En la ida. Espinoza y Ariosa en plena disputa por el balón. Foto: AFP

Se puede soñar con la clasificación a semifinales de la Copa Sudamericana. Esa es la sensación que le quedó al hincha de Defensor Sporting (y a los futboleros en general) luego de la derrota sufrida por el violeta en la ida de los cuartos de final ante Huracán.

En la propia delegación que viajó a Buenos Aires el sentimiento es ese, muy diferente incluso al que se tuvo luego de haber visitado a Lanús en octavos de final. De hecho, la situación es inversamente proporcional.

Ante el "granate" se igualó 0-0 gracias a una gran actuación del arquero Martín Campaña, pero quedó la sensación de que la vuelta en Montevideo sería muy complicada. De hecho lo fue y se repitió el marcador, por lo que la clasificación se logró por penales.

Ahora, pese a la desazón por la derrota (1-0) cosechada el martes a la noche en Parque Patricios, el convencimiento es que se sacó menos de lo que se mereció (el arquero rival, Marcos Díaz, fue la figura del partido y Defensor tuvo más situaciones de gol que el local) y que el rival los exigió menos que Lanús, por lo que el marcador y la serie hoy adversa es reversible.

Lo mejor.

La presión ejercida por Defensor en la salida de Huracán, no dejándolo salir con comodidad, así como la solidez defensiva fueron los puntos fuertes que mostró el equipo de Juan Tejera. Esa actitud de encarar de igual manera los partidos de visitante como de local es una fortaleza del conjunto de Punta Carretas. Jugando en casa, además, Defensor no ha recibido goles, lo que es una base importante para empezar a pensar en dar vuelta la serie.

Lo peor.

El punto flaco estuvo en la ofensiva. Al haber sido un partido de visitante, eso se atenúa, pero llama la atención el bajo momento de los dos encargados de atacar por las bandas: Brian Lozano y Felipe Rodríguez. El primero movedizo pero impreciso (así y todo metió un tiro libre en el palo) y el segundo más preocupado por tirarse y sacar faltas que por desbordar. Necesitan mejorar en Montevideo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)