Entrevista

Por hacer historia: Carreño puede clasificar a Qatar

El técnico lleva seis meses al frente de la selección qatarí y ganó los seis partidos que jugó por Eliminatorias.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Daniel Carreño habló con Ovación. Foto: Marcelo Bonjour

Tras su pasaje por el Al Nassr de Arabia Saudita y el Al-Arabi de Qatar, Daniel Carreño asumió hace seis meses como técnico de la selección qatarí. Antes había sido candidato varias veces a la selección de Arabia Saudita, pero se sorprendió cuando lo llamaron para dirigir a Qatar. "Con el Al Arabi, había estado seis meses, ganando, perdiendo y empatando. En mitad de tabla, en algún momento el equipo mostró algo bueno, pero no para merecer ir a la selección. Incluso en Qatar estaba dirigiendo Laudrup que salió campeón de todo y yo pensaba que él era candidato. Pero estábamos jugando la Copa del Príncipe, que es una especie de Liguilla y el presidente de mi club me mandó a hablar con otro dirigente que es la mano derecha del presidente de Qatar, que también es un príncipe. Me reuní dos veces con él y me mandó derecho a la Federación. Después, pregunté por qué a mí y me dijeron que me habían elegido hace tiempo", explicó el técnico sobre su llegada a la selección qatarí donde ya dirigió seis partidos por la Eliminatoria asiática y ganó los seis.

La oferta económica fue muy buena pero no sorprendente para Carreño que ya trabajaba en la región. "Lo que me gustó es que hay buenos jugadores, no muchos, pero buenos. Para Eliminatorias el plantel es corto, pero hay jóvenes que están surgiendo".

A diferencia de lo que le pasa a Tabárez, Carreño no tiene jugadores en el exterior, todos viven en Doha, pero eso no significa que pueda trabajar con ellos cada semana. "La prioridad la tiene la selección, pero hay que respetar la Liga. Cuando yo me quiero ir a hacer una preparación a Europa, que es lo ideal por el intenso calor de Qatar, tengo que esperar que termine el campeonato. Si no, los tengo solamente en las fechas FIFA, o cuando termine la Liga y después de las vacaciones. Cuando regresan de la licencia yo decido si conviene que los jugadores hagan la pretemporada con los clubes o con la selección".

De todas maneras, y a diferencia de lo que pasa en Uruguay, tiene la posibilidad de estar siempre observando a los futbolistas "in situ", porque todos juegan en la capital. "Es como si uno jugara en Wanderers, otro en Racing, cuatro en Defensor, cinco en Peñarol y otro tanto en Nacional".

En las Eliminatorias asiáticas clasifican los cuatro primeros y el quinto va a un repechaje con la Concacaf. En las Eliminatorias hay tres fases. "Comienzan a eliminarse las islas bien chiquitas. Quedan 40 selecciones para la segunda fase. Ahí me tocó China, Hong Kong, Butan y Maldiva. Se juegan ocho partidos, cuatro afuera y cuatro en casa. Llevamos seis jugados, ganamos todos y ya clasificamos a la tercer fase", aclaró Carreño.

En la tercera fase quedan 12 selecciones. Se juega en dos grupos de seis, todos contra todos. Clasifican dos de cada serie directo al mundial y los dos terceros se enfrentan para ver quién va al repechaje.

Qatar nunca clasificó a un Mundial. Y según Carreño hacerlo es una meta muy pretenciosa. Los qataríes no tienen historia mundialista, lo máximo que lograron fue el octavo lugar en una Copa Asia. En cualquier otra parte del mundo, si Carreño lograra clasificar por primera vez al Mundial, se convertiría en alguien muy importante. Pero no necesariamente en Qatar, donde es difícil que un técnico dure más de seis meses en la selección. Y es el tiempo que lleva Carreño en el cargo.

"Yo tengo que pensar que termina mi contrato en mayo del 2018, aunque hay una extensión si clasifico al Mundial. Pero puedo clasificar y no seguir. No sé, me dejarán allá arriba, me pondrán en el mejor equipo de Qatar, el príncipe me llevará para la casa, pero seguro van a bajar del avión de Qatar Airlines con Mourinho o Guardiola. Van a ir en Fórmula Uno. Acá no se mide con la misma vara que en Sudamérica. Hay poca prensa y poca gente, no se discute por un entrenador de fútbol. Son diferentes, es otra cultura. En Uruguay, sería ilógico que yo clasificara al Mundial y no siguiera, pero son otras culturas. Dicen que ya está arreglado Guardiola para el 2022, donde Qatar ya va a estar clasificado por ser local", intentó explicar. "Obvio que quiero clasificar y dirigir en el Mundial de Rusia, pero no me quiero ilusionar porque si mirás la historia de la selección de Qatar, cambian mucho de técnico. Y el Mundial, es algo a lo que no están acostumbrados", añadió.

Ayer Carreño viajó a Qatar con su hija María Gianaina que pasará las fiestas con él, aunque allá no se festeja Navidad. "Como hay mucho extranjero podés ver algún arbolito o algún chirimbolo, pero nada más", contó quien regresó feliz después de haber alternado el campo con las olas de Punta del Diablo.

Entrena donde lo hace Guardiola

En Qatar el nivel de la tecnología es muy alto y esto favorece el trabajo de Carreño que puede disponer de una cantidad de datos sobre los futbolistas de la selección. "Termina un partido y a la hora yo ya tengo el informe de cómo trabajó cada futbolista, con qué intensidad, etc. Y si un jugador se lesiona se recuperará en el hospital de la Zona Aspire, donde trabaja la selección. Es un complejo de alto rendimiento para todo tipo de deportes. Ahí va el Bayern Munich, el PSG, y quedan de boca abierta. Guardiola va todos los años. Iba antes con Barcelona y ahora lo hace con el Munich", relató.

Por más que Carreño está siempre pendiente de sus jugadores y planificando toda la actividad, es difícil que se le ocurra algo que ya no hayan inventado los qataríes. "Están muy avanzados. Es bien diferente a lo que vivimos en Sudamérica", aseguró. De todos modos, eso no impide que el técnico le haya dado su impronta al equipo.

Sin ganas de volver a dirigir en Uruguay

"Hoy no volvería a dirigir a Uruguay. No me veo. Es momento de otros entrenadores. No es que esté decepcionado, pero no tengo ganas. Diariamente, escucho la radio y leo el diario, estoy siempre interesado en lo que pasa en el fútbol uruguayo, pero es más como hincha que por ser protagonista", contó quien fue candidato a dirigir la Sub 20 propuesto por Tabárez. "Hoy estoy dirigiendo Qatar, ya dirigí una selección. Fue una lástima me hubiera gustado trabajar en el proyecto Tabárez, pero no se dio. Igual, en el fútbol se cierra una puerta y se abren dos".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)