progreso

Golea: Progreso sorprende en Primera

En el complejo Malvarez se conocen los secretos de los gauchos del Pantanoso, que sumaron siete puntos de los nueve que disputaron en su vuelta a la A

mendez
El técnico Marcelo Méndez transmite credibilidad a sus jugadores. Foto: Francisco Flores.

Como cada mañana, los gauchos del Pantanoso, entrenaron ayer en el complejo La Coruña, de Luis Malvárez. Progreso es el equipo sorpresa del torneo Apertura: consiguió siete de los nueve puntos disputados, lo que no es poco para un equipo recién ascendido. Tiene las mismas unidades que Peñarol, aunque el sueldo de una de las estrellas aurinegras puede cubrir el presupuesto del humilde club de La Teja.

El trabajo del preparador físico, Gabriel Miraballes ya quedó atrás y es el técnico Marcelo Méndez, el que toma la posta. A un costado, Nicolás Freitas, quien salió sentido del partido en el que los gauchos golearon a Rampla por 4 a 1, posible desgarro, recibe los cuidados de la fisioterapeuta Matilde González. Otro que se recupera es Alex Silva, quien regresó a préstamo desde Peñarol y tuvo la mala suerte de hacerse un esguince en un dedo en el primer partido.

“Estamos muy contentos por el comienzo, pero esto recién arranca. Después del ascenso seguimos trabajando con la misma base de jugadores. No teníamos mucho tiempo para prepararnos y apostamos al conocimiento, aunque llegaron diez jugadores. Hubo un recambio, pero la base se mantiene”, explicó el técnico Marcelo Méndez.

“No hay secretos en el fútbol, si los hubiera todo sería más fácil”, aseguró el entrenador sonriendo. “Hay una mixtura en el plantel, gente joven con otra de experiencia. Y la unión del grupo es clave, porque pasamos momentos muy complicados, por ejemplo a mediados del Clausura estábamos novenos y parecía que las cosas no se daban, y lo sacaron adelante ellos. Por eso le demos mucha importancia a la forma, al estilo, porque nos sacó adelante. No cambiamos y eso el jugador lo ve. Transmitimos credibilidad. En la adversidad, corregimos errores, pero no cambiamos la forma de jugar”, agregó el entrenador quien también destacó el apoyo de la barriada. “La gente se entusiasma y se ilusiona con lo que genera el equipo. Y nos estamos haciendo fuertes de local”, añadió.

“El equipo viene jugando bien y haciendo un buen papel”, dijo mientras tanto Nicolás Freitas, quien en la víspera trabajó diferenciado. “Falta mucho, pero empezar bien es muy importante, más cuando recién ascendés. Suma confianza, estoy convencido que vamos a ir de menos a más. Encontré un equipo que sabe lo que quiere y una institución que está organizada, y eso es fundamental para hacer un buen campeonato. Acá hay grandes jugadores, mucha humildad y ganas de hacer las cosas bien”, agregó el volante que tiene dos etapas en Peñarol y experiencia internacional. “Lo que importa siempre es el grupo y acá es muy unido y muy lindo”, explicó.

“La banda se propuso arrancar bien y lo conseguimos”, afirmó por su parte el arquero Carlos Techera. “El objetivo es quedarnos en Primera porque sabemos que de tres que suben, siempre uno o dos vuelven a bajar. Y si nos salvamos inconscientemente estaremos peleando por una copa”, agregó el arquero que debutó a los 17 años en la C, pero tiene experiencia con Wanderers donde debutó jugando la Libertadores.

El domingo, Progreso visitará a Fénix, un equipo que no le es indiferente al técnico Méndez. “Fénix es mi casa, pasé casi 15 años en esa institución. Es la primera vez que la voy a enfrentar, lo hice como jugador estando en Wanderers, pero ahora es distinto. Ni yo ni Marcelo (Broli) hemos hablado del tema, creo que no queremos hacerlo. Le estamos muy agradecidos a Fénix. A mí me formó como persona y como jugador. Y tengo los mejores recuerdos”.

DUPLA.  Méndez hizo el año pasado en la B, su primera experiencia como entrenador. “Marcelo (Broli) estaba dirigiendo las juveniles de Fénix y yo lo ayudaba. Ahora se cambiaron los roles, pero en realidad los técnicos somos los dos. Tenemos una larga amistad, somos como hermanos. Trabajamos los dos a la par, lo que pasa es que tiene que figurar uno y soy yo”, contó quien fue compañero de varios de los futbolistas que hoy dirige. “Jugué con Julio Mozzo, con el ‘Piojo’ Pérez, con Carlos Canobbio y eso influye. Mantengo mi forma de ser, pero cuando hay que meter un rezongo se mete, y cuando hay tiempo para la distracción también”.

Progreso no concentra porque no están los recursos, pero a Méndez no le preocupa. “Es como digo siempre, no hay mejor cama que la de uno para descansar bien”.

gauchos
El profesor Gabriel Miraballes trabajando con los gauchos en el complejo La Coruña. Foto: Francisco Flores.
estadio

Pueden llevar a los grandes a Rivera

Ayer hubo inspección en el estadio Paladino. Progreso será local en la quinta fecha frente a Nacional y quiere llevar tanto a los tricolores, como a los aurinegros, con quienes juegan en la penúltima fecha, a La Teja. La inspección fue de la Comisión de Seguridad, de la Intendencia de Montevideo, de la Policía y de Bomberos. Ahora los gauchos esperan la respuesta, que pasa por el aforo del escenario. En caso de que no les autoricen a jugar en su cancha frente a los grandes, los presididos por Fabián Canobbio evalúan ser locales en Rivera.

La teja

Dos mujeres en sanidad

La doctora Andrea Tavitlán y la fisioterapeuta Matilde González son las encargadas de la sanidad del equipo de La Teja. “Tienen su espacio para trabajar con el mayor de los respetos de parte de jugadores y técnicos”, dijo Marcelo Méndez.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)