Andrés Cunha

"El fútbol acá es más lento, se para todo el tiempo"

El referato uruguayo estuvo muy bien representado en un torneo donde los jueces (por sus actuaciones) estuvieron en el ojo de la tormenta. Era el candidato de todos para hacer la final, pero el clima que se generó tras el partido entre Chile y Uruguay, prácticamente lo sacó del torneo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Visita. Cunha, en el rincón de Ovación TV.

"Cuando recibí la medalla en el último partido que dirigí, me silbó todo el estadio al escuchar que era uruguayo. El ambiente estaba bravo. Ahí me dí cuenta de lo que se estaba viviendo afuera", confesó Cunha en el rincón de Ovación, en la casa de El Pais TV.

El árbitro uruguayo sintió el cambio, el dirigir "sin pasar por la escalera que casi todos pasan", un torneo con selecciones "A". Dijo que se le hizo difícil, pero que con el correr de los minutos, se fue adaptando a las exigencias y al juego. "En el primer partido sentí que había muchos ojos mirando mi desempeño. El arranque fue duro, los jugadores me pusieron a prueba, y tuve un altercado, una discusión fuerte con el capitán de Venezuela. Vio hasta dónde llegaba, y cuando volvíamos a la cancha en el segundo tiempo, me pidió disculpas. Todos me estaban probando", dijo.

Cunha sostuvo que notó las diferencias en cancha: "Los partidos fueron muy dinámicos. El fútbol uruguayo es más lento, se para todo el tiempo. Los árbitros tenemos que darle continuidad al partido. No cortar tanto. Lo que pasa es que en Uruguay el fútbol es muy especial. Primero tenemos que tratar que todo sea normal, y después manejar el partido", agregó Cunha.

"En la mayoría de los países de Sudamérica los árbitros viven de la profesión. Acá todo es más complicado... se hace cada vez más difícil", sostuvo el árbitro en la casa de El País TV.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados