#OVACIONENLAFINAL

La final fue postergada

Alejandro Domínguez confirmó que el partido no se jugará este domingo y que se evaluará una fecha próxima.

Foto: EFE
Foto: EFE

Que se juega, que no. Que están dadas las garantías, que no. Durante prácticamente 24 horas fue una incertidumbre la final de la Copa Libertadores luego de que lo sucedió con los jugadores de Boca que fueron agredidos.

Luego de postergarse el sábado, todo indicaba que se iba a jugar el domingo pero ante distintas versiones, Alejandro Domínguez salió al cruce de todos esos dichos y brindó una presentación para aclarar la situación.

En la misma el presidente de la Conmebol expresó que "este ente cree en el buen mensaje y por eso el consejo decide emitir que tomamos la decisión de postergar el partido".

De todas maneras, el propio Domínguez hizo referencia a que se llevará a cabo una reunión con D'Onofrio, presidente de River, y Angelici, presidente de Boca, para establecer una fecha futura en la que se dispute el encuentro.

Eso no da la pauta de que el mismo se suspenda, sino que se postergue y que como expresó Conmebol, "se definirá en la cancha". Cabe recordar que el calendario es apretado ya que el 18 de diciembre deberá jugar el Mundial de Clubes el campeón de la Libertadores.

La reunión se llevaría a cabo este martes por la mañana y a partir de ahí se empezarán a evaluar fechas posibles que irían desde el 3 hasta el 10 de diciembre aproximadamente. Teniendo en cuenta que hasta el próximo domingo no se podría disputar por la cumbre de presidentes que se llevará a cabo en Argentina y que cerca del 11 o 12 el campeón deberá viaja a Emiratos Árabes Unidos para disputar el Mundial de Clubes.

A su vez se esperará que ambos equipos tengan igualdad de condiciones, lo que permitiría una final que al entender de Domínguez sea valida y que termine siendo un verdadero espectáculo deportivo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)