DE VOLEA

Al final la verdad nos hará libres

Jorge Giordano habla en las radios, en la televisión, en los portales. Sin embargo usted, lector de Ovación, no ha leído al técnico de Nacional declarando en este medio.

Daniel Rosa

Jorge Giordano está haciendo un raid por los distintos medios de comunicación. Habla en las radios, en la televisión, en los portales. Sin embargo usted, lector de Ovación, no ha leído al técnico de Nacional declarando en este medio.

Desde estas páginas Juan Pablo Romero denunció el acto de indisciplina ocurrido en la burbuja tricolor luego del clásico, lo que costó la no renovación del contrato a varios futbolistas, además de la pérdida del puesto de trabajo a cuatro funcionarios del club. Por eso, y sin decir que estamos vetados, nos pusieron en el freezer.

Se nos han negados los distintos pedidos de entrevistas que realizamos. Y en esto no quiero involucrar a Giordano, un caballero. Sin embargo, la realidad es que no podemos hablar con los protagonistas. Y no estamos enfrentados con Nacional ni ellos con nosotros, que quede claro. Tenemos las mejores relaciones posibles, al punto que se nos ha pedido de las formas más correctas (y lo destaco) que por favor entendamos que no hay mucho ambiente para hablar con Ovación. Nos piden paciencia y la tendremos.

Esta columna no es para criticar a Nacional, sino simplemente para contarles por qué no tenemos la palabra del técnico ni de los jugadores, que en otros medios han hablado y han reconocido el acto de indisciplina.

No nos arrepentimos de lo actuado, porque hicimos periodismo. Por si alguno no lo entendió, la denuncia de lo ocurrido fue porque se rompió una burbuja sanitaria y no porque hayan entrado mujeres al hotel de la delegación. Fue por esa razón que se preservó el nombre de los involucrados, ya que la cuestión no era señalar a los culpables, sino la falta cometida.

Por aquí estamos tranquilos y pacientes, porque al final la verdad nos hará libres.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados