PLAZA COLONIA

Facundo Píriz anotó un gol muy especial y está feliz en Colonia

Tras muchos años afuera, el volante regresó a sus orígenes y Plaza lo sorprendió para bien. Disfrutó de convertirle a Peñarol y hoy busca volver a la copa Sudamericana.

Píriz
Alegría. La del volante Facundo Píriz al anotar el gol del empate para Plaza Colonia en el Campeón Del Siglo ante Peñarol. Foto: Estefanía Leal.

Después de casi nueve años afuera, Facundo Píriz disfruta de jugar en Plaza Colonia y de vivir en su departamento natal. Si bien nació en Tarariras, a unos 30 minutos, ya hace años que tenía su casa en Colonia de Sacramento. Por si todo eso fuera poco viene de anotarle un gol a Peñarol en el Campeón del Siglo, y para alguien criado en Nacional, siempre tiene un sabor especial.

“Estoy contento de volver a vivir esos momentos que te perdés cuando estás afuera y sólo tenés cuando venís de vacaciones. Estar acá, con la familia, los amigos y compitiendo, me tiene feliz. Y vivo a cinco cuadras del Prandi”, contó el volante quien se incorporó a Plaza el año pasado y su primer partido fue frente a Junior de Barranquilla por la Copa Sudamericana.

“Encontré en Plaza un club en crecimiento, que me sorprendió para bien. Un club con mucho futuro y un lugar bueno para que los jóvenes puedan crecer. Un club organizado y aunque siempre hay cosas para mejorar va por el buen camino. Tiene su complejo deportivo donde se han mejorado muchos las instalaciones y ahora están gestionando el tema de la red lumínica para poder jugar también en la noche. La verdad, que me encontré un club profesional, que a veces es difícil de encontrar en el interior. Y todo eso en una ciudad linda como es Colonia”, explicó Facundo quien después de tantos años en el exterior volvió convertido en otra persona.

“Me fui siendo un gurí de 22 años. Hoy tengo dos hijos. Afuera se cambia la cabeza un poco y absorbí mucha experiencia. Hoy puedo aportarle a los jóvenes cosas que he aprendido. Estuve casi nueve años en Europa y eso te da una experiencia que está bueno volcar a los jóvenes que están arrancando cuando volvés al país”, afirmó quien rescindió su contrato con el Montpellier francés, que finalizaba recién en julio de este año. Y tras su pasaje por el fútbol rumano pegó la vuelta. Una decisión en la que influyó la pandemia del Coronavirus.

“En Europa estaba todo muy complicado y en aquel momento en Uruguay las cosas estaban muy bien. Hay que cuidarse porque hoy estamos en el momento más complicado, aunque en ese sentido en Colonia estamos en un paraíso. Tranquilos y bastante controlados”.

Facundo Píriz
Facundo Píriz junto a su esposa y sus hijos: Guillermina de 5 años y el francés Jeremías de dos.

Mucha presión

Plaza Colonia repuntó con el regreso de Eduardo Espinel y hoy se ilusiona con volver a clasificar a la Copa Sudamericana. Facundo explicó lo que sucedió en los últimos partidos con Matías Rosa como entrenador. “El año pasado con Matías, Plaza peleó el Clausura y clasificó a la Sudamericana. Después se fueron dando partidos donde no nos salieron las cosas y entramos en una situación de mucha presión. Se hablaba de que el entrenador no iba a seguir y como que dependía de nosotros. Eso nos jugó un poco en contra porque era como que pasaba por el resultado del fin de semana. Eso nos presionaba porque no es lindo que la gente pierda el trabajo, más Rosa y el profe que eran buenas personas y hacían un buen trabajo. Pero el fútbol es lo que tiene, y siempre son los entrenadores los que se tienen que ir. Fue un golpe duro porque no queríamos que se fueran”, relató.

“Pero no hubo tiempo para lamentarnos. Llegó Eduardo Espinel, que es un entrenador de la casa y sabe muy bien lo que es Plaza Colonia y a lo que juega. Encontró un equipo al que le fue dando rodaje y se empezaron a encontrar los resultados”, añadió el volante que cumplirá 31 años en próximo fin de semana.

“Estamos muy contentos con el presente. Si bien el primer objetivo era conseguir la permanencia, ahora nos ilusionamos con algo más. Cuando llegó Eduardo estábamos medio complicados, sobre todo para el año que viene, pero gracias a Dios se pudo conseguir un colchón de puntos para arrancar un poco más tranquilos la temporada que viene, pero hay que seguir trabajando”.

El gol

El sábado pasado Plaza Colonia consiguió de atrás, un triunfo muy importante frente a Peñarol en el Campeón del Siglo, el escenario donde ganó el torneo Clausura en 2016, también con Espinel como entrenador. Y armó un lío bárbaro en tiendas aurinegros porque lo dejó prácticamente sin nada.

Es más, seguramente, se hubiera hablado mucho más de ese triunfo de Plaza de no ser porque al otro día, Liverpool goleó a Nacional y se consagró campeón anticipado del Torneo Clausura.

“Para un cuadro en crecimiento como somos nosotros, ganarle a un grande y en su cancha siempre es importante y algo muy lindo. Si bien no se habló tanto de la victoria de Plaza sino de lo mal que jugó Peñarol, pero nosotros hicimos un muy buen partido. En el complemento, no le dimos tiempo a Peñarol de que se armara. Lo salimos a presionar y no les dejamos espacios. Casi no tuvieron chances de llegarnos con peligro en el segundo tiempo. Fue un sacrificio y un compromiso de todo el equipo de sacar ese partido adelante por más que hubiéramos arrancado perdiendo. Eso siempre influye más frente a un grande. Nos había pasado lo mismo frente a Nacional, arrancamos perdiendo y lo pudimos empatar. Y luego tuvimos chances de ganarlo también. Frente a los dos grandes pudimos demostrar esa rebeldía que hay que tener en los momentos difíciles”, analizó Facundo, quien fue el autor del gol del empate en el CDS.

“Me quedó esa pelota ahí sucia y pude reaccionar a tiempo. Por suerte terminó en gol. Y para mí hacerle un gol a Peñarol siempre tiene un sabor diferente. Me críe en Nacional y estaba acostumbrado a los clásicos desde las formativas. Pero lo más importante fue que conseguimos rápido el empate. Enseguida y nos pudimos ir al entretiempo 1 a1. Y eso nos dio para respirar, rearmarnos y salir al segundo tiempo a buscar la victoria”.

Facundo Píriz

Fue su segundo tanto con la camiseta del “Pata Blanca”. El primero fue en la goleada 5 a 0 ante Rentistas. “Ese día me equivoqué. Fue un lindo gol de afuera del área que incluso lo eligieron como el mejor de la fecha. Si bien no es la prioridad en mi puesto, siempre es lindo convertir. No es mi trabajo, pero es lo más lindo que tiene el fútbol. Te da confianza y aire, mucho más si es frente a un grande”, dijo quien jugó ante Peñarol haciendo el doble 5 con el brasileño Leonai Souza.

A Plaza le quedan River Plate y Montevideo City Torque para terminar el torneo. “River es un rival directo que está a tres puntos. Los dos están arriba nuestro, pero tenemos que ganar si queremos aspirar a la Sudamericana. Estábamos lejos, pero con los resultados nos acercamos y nos propusimos como objetivo volver a jugar internacionalmente. Si ganamos los dos partidos que nos quedan quizás podamos conseguirlo”, reconoció el papá de Guillermina y Jeremías.

Facundo Píriz
Facundo Píriz celebrando el gol que le convirtió a Peñarol en el CDS. Foto: Estefanía Leal.
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados