CLÁSICO

El error que corrigió Dawson y terminó en el gol aurinegro

El arquero estuvo cerca de cometer un blooper, pero finalmente fue el precursor del tanto de Viatri ante Nacional.

Foto: Nicolás Pereyra
Foto: Nicolás Pereyra

Si hubo puesto en el que Leonardo Ramos tuvo confianza en su momento y que ahora también tendrá Diego López es en el arco y sobre todo desde que Kevin Dawson se adueñó de ese puesto.

Luego de su llegada a Plaza Colonia fue suplente durante mucho tiempo porque Gastón Guruceaga era el titular, pero cuando le llegó su oportunidad no la desaprovechó y se terminó quedando con el arco mirasol y además siendo muy importante.

Sin ir más lejos, Dawson sigue teniendo el arco menos vencido del Torneo Clausura y por cuatro goles no fue el que menos recibió en la actual temporada, pero en el clásico estuvo cerca de cometer un error grave.

Dos minutos después del gol de Nacional, Bergessio cabecea dentro del área, el arquero coloniense no la puede controlar y el rebote le queda al argentino que estrelló el travesaño. Pero cuando iban 80' al guardameta mirasol le ocurrió algo parecido y que podría haberle costado muy caro.

Gonzalo Castro toma un rebote y saca un remate malo pero que venía picando de manera rara al punto de que cuando Dawson la fue a tomar, se le escapó de las manos. Leandro Barcia estaba atento y estuvo cerca de puntear la pelota, pero rápido de piernas el arquero se repuso y terminó siendo el jugador que inició el gol aurinegro.

Con una salida rápida habilitó a Ezequiel Busquets, que sacó el contragolpe. El lateral derecho mirasol quedó muy solo por su banda y por eso tuvo muchos metros para avanzar con la pelota, hizo una pared con Estoyanoff, y luego decidió jugar con Cristian Rodríguez.

Foto: Fernando Ponzetto
Foto: Fernando Ponzetto

Luego de recibir del juvenil, el "Cebolla" levantó la cabeza y se encontró presionado por Matías Zunino. Sin demorar un instante más, el mediocampista vio al "Toro" Fernández y lo asistió cerca del área tricolor.

Foto: Nicolás Pereyra
Foto: Nicolás Pereyra

Gabriel Fernández frenó la pelota con la derecha y con la izquierda sacó un centro preciso al segundo palo que terminó en el cabezazo de Lucas Viatri que hizo explotar la Ámsterdam y la mitad de la América que estaba ocupada por hinchas aurinegros.

Foto: Nicolás Pereyra
Foto: Nicolás Pereyra

Lo cierto es que lo que comenzó casi como un blooper de Kevin Dawson terminó siendo el tanto mirasol que puso el empate en el clásico. El arquero se repuso de su error y fue quien comenzó el contragolpe que valió una unidad muy importante para el equipo del "Memo" López.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)