NACIONAL

Encuentre las diferencias

Amaral y “Nacho”, de características disímiles, pugnan por un lugar.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Amaral Gonzalez

Rodrigo Amaral o Ignacio González? Esa es la duda que tiene por estas horas Gustavo Munúa para conformar la oncena que el mañana (hora 18:00) enfrentará a Racing en el Centenario. La presencia de Sebastián Eguren parece segura en el mediocampo y tiene una explicación: el cervecero puebla mucho el sector central y con jugadores de buen pie como Leandro Ezquerra, Ignacio Nicolini, Jean Pierre Barrientos y Juan Pablo Rodríguez. Por lo tanto, no se quiere dejar expuesto solo a Gonzalo Porras para recuperar el balón.

Entonces, la elección que haga el entrenador pasa por un 10 clásico como "Nacho" o un mediopunta como Amaral. Esto, en cierta forma, puede afectar también la figura táctica. Con un doble cinco de marca, es lógico pensar que el 4-4-2 con el que el tricolor enfrentó a Sud América se mantenga. Por lo tanto, la lógica es que el cambio sea Eguren por González, manteniéndose Amaral abierto. A ello hay que añadirle un tema físico de "Nacho".

El volante entrenó diferenciado por una pequeña molestia en el aductor. Si bien se afirma que su entrenamiento fue más leve por precaución, no se pierde de vista que el clásico está a la vuelta de la esquina y no se quiere perder a ningún futbolista.

¿Qué gana Nacional con Amaral y qué con González? Lo primero a decir es que son jugadores de características futbolísticas muy distintas. Uno es todo potencia, encarador y con el arco entre ceja y ceja, en tanto el otro es más cerebral, con la pausa para regular el ritmo y el pase entre líneas como argumento para sorprender a la defensa rival.

"Rodrigo es un animal. Lo que le falta es un poco más de decisión, porque cuando encara y se mete entre los zagueros no lo pueden parar", definió Ruben Sosa hace un par de días a Amaral. La muestra la dio en el último partido, cuando encaró, avanzó y por más que le salieron cuatro rivales se los llevó a todos de arrastro y remató por encima del travesaño.

"Nacho" es otra cosa. Asegura pelota al pie, mira la cancha, espera opciones de pase, mete pelotas quirúrgicas al área, tira paredes para llegar de frente y tiene buen remate.

Por sus características, Amaral es para un 4-4-2 y González para un 4-3-1-2. Decide Munúa.

Las virtudes de Rodrigo Amaral

Combina de manera envidiable velocidad y potencia. Es un "tanque" que se lleva puesto todo lo que hay a su paso. Le falta definición.

Colabora mucho al presionar en la salida y acompañar a los volantes rivales para controlarlos. Tiene voluntad y aire para aguantar.

Él solo puede marcar la diferencia. Es capaz de tomar el balón y hacer todo, aunque prefiere descargar y posicionarse para la devolución.

Las virtudes de "Nacho" González

Jugador de cabeza levantada, la velocidad que no tiene en las piernas la posee en el cerebro para detectar el pase correcto.

Es un enganche por naturaleza, por lo que piensa más en dar la pelota que buscar el gol. Y mete pases quirúrgicos al corazón del área.

Puede convertir o generar peligro con un tiro libre tanto frontal como desde la banda o bien con pelota en movimiento. Así le anotó a Fénix.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)