PEÑAROL

Un doble cinco de lujo

Guzmán Pereira y Walter Gargano marcaron el camino del triunfo aurinegro

Guzmán Pereira y Gonzalo Castro en el clásico Peñarol vs. Nacional
Foto: Leonardo Mainé

Van 10 minutos del segundo tiempo y desde la tribuna ya baja el “ole... ole...” de los hinchas de Peñarol. El equipo gana 2-0 y Guzmán Pereira y Walter Gargano se pasan la pelota en la mitad de la cancha.

El doble cinco que anoche puso Diego López desde el arranque manejó los hilos del fútbol aurinegro. Jugó a placer e hizo jugar al resto durante los 90 minutos.

Si bien las expulsiones de Luis Mejía y Fabián Estoyanoff incidieron en el desarrollo del partido, fue Peñarol el que mejor se adaptó a jugar con 10 ante un Nacional que no pudo contrarrestar ese juego con un batallador Gabriel Neves. Pero el 8 tricolor estaba solo, porque ni Rodrigo Amaral ni Gonzalo Castro pudieron colaborar en la marca y, para colmo de males, Santiago Rodríguez, que estaba mostrando buenas cualidades, tuvo que dejar la cancha para darle el ingreso a Guillermo Centurión en el arco del equipo de Eduardo Domínguez.

Fue así que un vertiginoso comienzo de partido se trancó y después de las expulsiones, Peñarol empezó a adueñarse de la pelota, de las acciones y de las situaciones de gol.

En el complemento, el equipo de Diego López pegó de entrada y con dos goles en apenas 4’ sacó una ventaja que fue indescontable.

Pereira y Gargano seguían marcando el ritmo del partido, abriendo juego hacia la derecha y también hacia la izquierda, cortando cada intención de ataque de Nacional y sobre todo contagiando al resto de un equipo que tuvo varios puntos altos en la noche del Centenario.

Es que si bien el doble cinco fue clave, en lo físico Peñarol sacó ventaja y la demostró en la cancha. Tuvo más actitud y pegó en un momento justo para ponerse 1-0 y luego liquidar el clásico.

Como por si eso fuera poco, López se dio el lujo de prescindir de Cristian Rodríguez en el equipo titular por una molestia muscular y Peñarol no sintió la ausencia del capitán.

Además, el aurinegro tuvo en Agustín Canobbio y Gastón Rodríguez dos rendimientos a destacar, al igual que el del “Toro” Gabriel Fernández con su cuota goleadora.

Las conclusiones de Peñarol son más que positivas. Anoche, el doble cinco la rompió, tuvo clase y marcó el camino de un nuevo triunfo clásico ante Nacional.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)