TORNEO CLAUSURA

El mojón clásico: Danubio le ganó de atrás a Defensor y respira

Cortó una racha de cinco partidos sin triunfos, justo en el clásico que se disputó en el Parque Rodó. Los goles de Victorino y Pantaleone dieron vuelta el gol de "Nico" González.

El festejo de los jugadores de Danubio tras el gol de Nicolás Pantaleone y la molestia del simpatizante de Defensor Sporting. Foto: Marcelo Bonjour.
El festejo de los jugadores de Danubio tras el gol de Nicolás Pantaleone y la molestia del simpatizante de Defensor Sporting. Foto: Marcelo Bonjour.

Con un triunfo en los últimos 15 partidos y con una racha de cinco juegos sin poder ganar, Danubio llegaba al Franzini para enfrentar a un Defensor Sporting que venía en ascenso futbolístico, anímico y de resultados, aunque como dicen: “los clásicos son partidos aparte”.

Están los que no lo entienden como un clásico y están aquellos, por suerte la gran mayoría, que lo viven como un duelo especial y en la pasada jornada se notó dentro del campo en los 95’ de juego que hubo en el Parque Rodó.

Porque ninguno de los dos dio pelota por perdida, porque la alegría y la bronca se maximiza mucho más y porque para Danubio puede marcar un mojón en el Torneo Clausura y la temporada.

Defensor Sporting vs. Danubio
Foto: Marcelo Bonjour

Estaba la necesidad del triunfo y sabiendo eso los dirigidos pos Mauricio Larriera salieron con la intención de robarle la pelota a Defensor Sporting y lo consiguieron. Pero le faltaba ser contundente en el área rival.

Todo eso empezó a animar a un Defensor Sporting que cuando atacaba complicaba y que por banda derecha encontró la jugada del gol: subida de Álvaro González con lujo incluido, asistencia a Ignacio Laquintana y centro para que Nicolás González pusiera la apertura de cabeza.

Tras ese gol, los violetas empezaron a dominar las acciones y estaba más cerca el segundo tanto local que el empate, aunque el franjeado hizo fuerte dos de sus virtudes: la banda derecha y el juego aéreo.

El grito de gol de Nicolás González que adelantaba a Defensor Sporting. Foto: Marcelo Bonjour.
El grito de gol de Nicolás González que adelantaba a Defensor Sporting. Foto: Marcelo Bonjour.

Una infracción por esa banda, por la que fue una y otra vez Emiliano Ancheta con buen resultado, derivó en un tiro libre que ejecutó Matías Jones y que encontró dentro del área a Mauricio Victorino, quien puso el empate de cabeza.

Como sucede en este tipo de casos, el gol golpeó y fue a los violetas, que vieron cómo Danubio volvía a crecer en el campo de juego y también en las acciones.

Y de hecho no fue algo de un rato, porque la franja terminó mejor el primer tiempo y comenzó mejor el segundo, pero una vez más con la misma tónica: la visita con la pelota y el local con las chances más claras de gol.

Mauricio Victorino celebrando el gol que marcó en el Danubio-Defensor. Foto: Marcelo Bonjour.
Mauricio Victorino celebrando el gol que marcó en el Danubio-Defensor. Foto: Marcelo Bonjour.

Federico Cristóforo empezó a escalar para convertirse en figura con una increíble atajada frente a Nicolás González y evitando un gol a Alan Rodríguez cuando el joven atacante remataba de afuera del área.

Tal vez en lo que fue el peor momento del partido de Danubio fue que llegó el segundo tanto, el que lo puso arriba en el marcador por primera vez en la tarde y que iba a sentenciar el triunfo.

Con la fórmula de la tarde, de centro y cabeza, también apareció el segundo con la diferencia de que el tiro libre de Matías Jones fue conectado por Nicolás Pantaleone para generar la algarabía de los hinchas danubianos.

Toma aire y respira. El triunfo era necesario sea quien sea el rival, pero ante Defensor Sporting es especial y más en un momento clave. Danubio ganó y este triunfo puede transformarse en un mojón para lo que vendrá.

Nicolás Pantaleone en Danubio
Nicolás Pantaleone celebra el gol que le dio el triunfo a Danubio. Foto: Marcelo Bonjour
INCIDENTES

Corridas tras el partido

Un grupo de hinchas de Danubio llegó a la zona donde estaban saliendo los simpatizantes de Defensor Sporting. Varios franjeados desafiaron a los violetas que fueron retenidos por propios hinchas de Defensor y también por la policía.

Los efectivos policiales salieron en busca de los hinchas de Danubio que iniciaron los disturbios y se efectuó un disparo de bala de goma -en principio al aire- para alertar a los hinchas del equipo de la Curva de Maroñas.

La zona, que se encontraba con mucho público que nada tenía que ver con el encuentro, se alborotó por varios minutos, aunque los incidentes no pasaron a mayores.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)