CAMPEONATO URUGUAYO

Decisiones de peso: la incidencia de Álvaro Gutiérrez en Nacional

Determinaciones del técnico tricolor desde su llegada: del cambio de posición de Matías Viña y Rafael García hasta el potenciamiento de los juveniles formados en la institución. 

Álvaro Gutiérrez y las decisiones que han contribuido para el buen momento de Nacional. FOTO: El país.
Álvaro Gutiérrez y las decisiones que han contribuido para el buen momento de Nacional en la temporada. FOTO: El País.

Los números hablan por sí solos. Nacional ganó los siete partidos que jugó en el Clausura y lleva nueve al hilo en el Uruguayo, con una marca de 20 goles a favor y sólo uno en contra, que encima fue de pelota quieta (penal). Cuando restan ocho encuentros para terminar la temporada sin considerar a la definición, los tricolores son únicos líderes del último torneo corto del año, con cuatro puntos de diferencia sobre Progreso, su escolta. En la Tabla Anual también están primeros, pero con siete unidades de ventaja sobre Cerro Largo. Números que impactan, y que a la vez sonaban a utópicos cuando finalizó el Apertura, con Peñarol campeón.

“Todavía no ganamos nada”, repiten varios de los protagonistas, empezando por Álvaro Gutiérrez. Es lógica y real la mesura. Pero si logra seguir a este ritmo, Nacional se meterá en la definición del Uruguayo, con la yapa de haberse quedado con la Anual.

Si nos remitimos exclusivamente al juego durante la racha, Nacional ha tenido vaivenes. Producciones muy buenas, como el 3-0 a Peñarol o el 4-1 a Liverpool, y actuaciones más irregulares a nivel colectivo, como los ajustados 1-0 a Danubio o a Wanderers.

Dejando de lado los números y el rendimiento colectivo, hay un aspecto que explica la mejoría de Nacional, que claramente ha ido de menos a más en el Uruguayo -el análisis de la Copa Libertadores es diferente; Nacional clasificó a octavos de final (dos triunfos fueron conseguidos todavía con Eduardo Domínguez) y quedó merecidamente eliminado por Inter- y refiere a las decisiones de su entrenador.

El “Guti” tomó la conducción de Nacional el 18 de marzo, luego de la derrota 2-0 contra Danubio en Jardines. En ese momento, Peñarol ya le había sacado nueve puntos de diferencia en el Apertura.

Para su primer partido, contra Plaza Colonia en el GPC, hizo cuatro cambios que ya empezaron a reflejar cuál sería su forma de proceder.

Entraron Guillermo Cotugno, Guzmán Corujo, Felipe Carvalho y Rodrigo Amaral (salieron, respecto al juego con Danubio, Marcos Angeleri, Agustín Sant’Anna, Joaquín Arzura y Felipe Carballo). Matías Viña y Rafael García siguieron en la oncena, pero en diferentes posiciones.

Precisamente, pasar a “Rafa” de la zaga al mediocampo, y a Viña de stopper en línea de tres a lateral, fueron dos de los grandes aciertos, que potenciaron al equipo y a ellos en particular. Además, la titularidad indiscutida de Corujo y Carvalho, cuando se buscaba el arco en cero como gran anhelo, fue clave.

Nacional no ganó nada aún. Es cierto. Pero hoy tiene más certezas que dudas y de esta forma seguramente va a estar más cerca de quedarse con el título del Uruguayo.

Diez iniciativas de Gutiérrez desde su llegada a Nacional

1) La titularidad de la dupla Corujo-Carvalho
Foto: Gerardo Pérez

Corujo no jugaba con Domínguez porque se estaba recuperando, tras romperse los ligamentos. Carvalho apenas había debutado. Se transformaron en titulares indiscutidos y Nacional se hizo un equipo más sólido, cumpliendo en varios partidos con la meta de tener el arco en cero. 

2) Cambio de posición a Rafael García
Rafael García

Con Domínguez era titular, pero como zaguero. Con Gutiérrez pasó a ser un indiscutido como volante central. Es uno de sus hombres de confianza, que se extraña cuando no está. “Rafa” está en buen nivel.

3) Viña pasó al lateral y con más protagonismo
Matías Viña en Nacional

El joven defensa también jugaba con el DT argentino, pero como zaguero. Gutiérrez lo puso decididamente como lateral izquierdo, lo que la da una incidencia en ataque notoria. Generó buena sociedad con Castro y sus buenos rendimientos lo llevaron a ser convocado por la selección mayor. 

4) Mayor confianza a Gabriel Neves
Gabriel Neves. FOTO: Leo Mainé.

Con Domínguez alternaba, porque los titulares eran Arzura y Carballo. Con el Guti pasó a ser un indiscutido y el socio ideal para García, porque se complementan, aunque ahora Nacional juega con tres volantes.

5) Le dio la titularidad a Luis Mejía
Foto: Gerardo Pérez

Fue titular por primera vez el 23 de abril con Atlético Mineiro en Brasil. Nacional ganó y clasificó a octavos con el arquero como figura. De ahí en más, Guti lo dejó en el arco y sacó a Conde, el capitán. Fue una decisión pesada.

6) Respaldó a Gonzalo Castro y confió en él
Gonzalo Castro

Ya jugaba antes, pero con rendimientos irregulares. Guti nunca lo sacó pese a algunas críticas. Hizo tándem con Viña, fue la estrella del clásico y potenció su condición de referente. Lleva tres goles en el semestre.

7) Sacó a jugadores que no respondieron
Marcos Angeleri

Angeleri y Arzura, que eran indiscutidos con Domínguez, pasaron a no ser tenidos en cuenta por sus bajos rendimientos, en especial del zaguero. Lo mismo pasó en este semestre con Lorenzetti y Barrientos.

8) Confió en un 11 y afianzó una columna vertebral
Gonzalo Bergessio en el Nacional contra Plaza Colonia

Con Gutiérrez, la oncena de Nacional casi que se recita de memoria. Generó una columna vertebral indiscutible con Mejía, Corujo, García y Bergessio más titulares de peso como Viña, Neves, Zunino y Castro.

9) Potenció a los juveniles de la institución
Foto: Marcelo Bonjour

Es un rasgo fiel al técnico. Fue una de las explicaciones de por qué lo fueron a buscar. Hizo debutar a Laborda, Martínez y Vecino (que pedía a gritos su chance). Potenció a Corujo, Viña, Neves, Amaral y Ocampo. Además, en este segundo semestre le dio cabida a Armando Méndez y el lateral respondió. 

10) Cambió de táctica en búsqueda de mejores resultados
Matías Zunino

En el clásico del Intermedio contra Peñarol, el DT apostó a un 4-1-4-1 que le dio resultado, con García como tapón, junto a Neves y Carballo más adelante. Desde ese encuentro lo siguió utilizando con suceso, aunque en algún partido han cambiado los nombres por lesión, suspensión o rotación. Han jugado también Zunino y Cardacio. Por momentos, el sistema táctico pasa a ser un 4-3-3.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)