EL ANÁLISIS

Cuidado con el despilfarro

Peñarol anunció que tiene casi abrochado al delantero Juan Martín Boselli, apenas pocas horas después de que Nacional diera el puntapié inicial al mercado con la contratación del volante Sebastián Rodríguez.

DANIEL ROSA

Los planteles de los grandes están en proceso de renovación, pero los dirigentes deberán tener cuidado. Los aurinegros, sobre todo, se sacarán de encima un montón de contratos altos y poco productivos, pero el peor error que pueden cometer es reponerlos por otros de similares características.

Durante años el discurso de los grandes de Uruguay ha sido el mismo: "vamos a bajar el presupuesto. Traeremos pocos pero buenos". Y al final nunca lo cumplen. Siempre llegan de 10 jugadores para arriba de los cuales uno o dos dan resultado. Y lo hacen en el ámbito local, porque internacionalmente luego no figuran.

Es hora de que afinen la puntería. Peñarol y Nacional siguen despilfarrando dinero en incorporaciones inocuas, cuando quizá podrían gastar lo mismo y destinarlo a tres o cuatro jugadores que hagan la diferencia.

Boselli y Rodríguez son interesantes, pero difícilmente hagan la diferencia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)