EN EL BERNABEU

Cristiano comandó la remontada blanca

Los blancos precisaban dar vuelta el 2-0 de la ida ante el Wolfsburgo para clasificar a semifinales. No tardó en igualar, con un doblete de Cristiano Ronaldo al cuarto de hora, y el portugués selló la remontada en el complemento con un gol de tiro libre. Mirá:

Muchos aficionados futboleros se mostraban confiados en la previa del duelo de vuelta de los cuartos de final en que el Real Madrid lograría remontar de local el 2-0 que el Wolfsburgo logró en Alemania una semana antes, pero las estadísticas decían que sólo el 17% de las series se remontan con ese resultado en contra.

Los blancos, que pasaron todos los días previos calentando el ambiente a su favor (ver aparte), cumplieron con su papel de claro favorito que para tantos tenían y vencieron por 3-0, clasificando por tanto a las semifinales de la máxima competición continental por sexta vez consecutiva. La paciencia a la que Zidane y Modric aludieron en la previa se hizo patente en los primeros minutos de juego, en los que los “merengues” se limitaron a dominar el juego pero sin precipitarse. Sin embargo, pasado el cuarto de hora le metió el primer acelerón al partido y cuando se quiso dar cuenta ya había arreglado e igualado el 2-0 de la ida. Cristiano Ronaldo anotó un doblete en menos de minuto y medio, apareciendo con olfato en el primer gol y rematando de cabeza con poderío en el segundo. Después, calma y mente fría de vuelta, lo que permitió a los alemanes lograr sus primeros acercamientos. El Wolfsburgo sabía que con un solo gol obligaba a su rival a anotar cuatro para clasificar y por eso, en el inicio del segundo tiempo, mostró una cara más agresiva, aunque siempre lejos de la imagen voraz que ofreció en su terreno. Enfrente, el Real insistía en lograr el tercero, motivado por los rugidos de sus hinchas. Este llegó, de nuevo, de la mano de CR7. El portugués completó su noche redonda con uno de sus característicos tiros libres, que además tuvo la fortuna de colarse por el único hueco que dejó la barrera. Cuando más le necesitaban, CR7 apareció para darle al Real otra mágica noche europea.

La amenaza de “Juanito” volvió a cumplirse

El Real Madrid llevaba días evocando a los espíritus de las viejas remontadas, las de antaño en las que no le importaba por cuántos goles perdía en la ida porque sabía que en el Santiago Bernabeu lo daba vuelta. Fueron tiempos en los que Valdano acuñó el término “miedo escénico” para resumir esa atmósfera contra sus rivales. Otro eterno mito blanco, “Juanito”, dejó una frase histórica a la que los merengues se agarran cada vez que hay que apelar a la épica en casa: “Noventa minuti en el Bernabeu son molto longos”, les espetó a los periodistas italianos en San Siro en 1985, obviamene sin conocer su idioma, al ver su euforia por la ventaja lograda por el Inter (2-0). Su amenaza no fue en vano: el Real, como ayer, ganó 3-0 de local y avanzó.

Cristiano Ronaldo festeja uno de sus goles con el Real Madrid. Foto: AFP.
Cristiano Ronaldo festeja uno de sus goles con el Real Madrid. Foto: AFP.
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)