INFORME

¿Cómo corren los uruguayos?

Benfica realiza un trabajo especial para mejorar la velocidad de “Jona” Rodríguez y abrió un interrogante, ¿son lentos nuestros futbolistas?

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Jonathan Rodríguez corre junto a Maxi Pereira en una práctica de Benfica. Foto: Archivo EP.

Benfica está realizando un trabajo especial con Jonathan Rodríguez para mejorar su forma de correr. Cuesta entenderlo en estas latitudes, en las que el "Cabecita" se destacaba por su velocidad. En realidad, Jonathan es uno de los futbolistas más veloces de la plantilla del equipo de Lisboa, pero igual intentan mejorar su forma de correr para aprovechar así el potencial que ven en sus piernas.

No es el primero, ni será el último. Benfica ya ha hecho el mismo trabajo con otros futbolistas, y no eran uruguayos. Sin embargo, el tema abre interrogantes: ¿Corren mal los futbolistas uruguayos? ¿Es habitual que en Europa se los prepare de una manera específica para mejorarlos?

"Eso es muy común allá", recuerda Paolo Montero con 13 años de carrera europea, nueve de los cuales fueron en Juventus. "Ya en 1996, el preparador físico que teníamos en Juventus, Gianpiero Ventrone, que era un adelantado, nos hacía el calentamiento como si fuéramos a correr 100 o 200 metros. Y nos enseñaba todo: cómo mover el cuerpo y los brazos, para lograr una mayor velocidad en la cancha. Y eso que yo era defensa y nunca corría tanto como los delanteros", recordó el hoy técnico.

"Pero no era solamente a los uruguayos, lo hacía con todo el plantel. Cuando llegás a un equipo así enseguida te hacen estudios para ver qué es lo que podés mejorar. Fijate que llegué con 19 años y ya tenía colesterol. Estuve meses comiendo pescado y pollo hervido", explicó Paolo.

"Lo que le están haciendo a Jonathan es muy común allá. ¿Si lo precisaba? Acá no parecía, pero cuando un jugador llega a Europa siempre necesita mejorar algo para jugar a ese nivel. Algo le habrán visto, es uno de los más rápidos, pero se dieron cuenta que puede serlo aún más. ¡Olvidate! ¡Si le mejoran eso corre en los Juegos Olímpicos!", finalizó Paolo.

El preparador físico Modesto Turren, quien trabaja junto a Pablo Bengoechea en Peñarol, no entrenó mucho tiempo con Jonathan, pero justamente lo que más le llamó la atención fue su rapidez. "Su característica sobresaliente era la velocidad. Y no se le notaba ningún inconveniente en la técnica de carrera ni en ningún aspecto", dijo el "Profe".

"Corría bien, tenía un buen braceo y una zancada más de atleta que de futbolista", agregó Turren. "De repente, allá, con estudios más profundos se dieron cuenta que podía mejorar alguna cosa".

El técnico Voltaire García no recuerda en los muchos años que pasó en el fútbol español, como jugador primero y como técnico después, que se le haya hecho algún trabajo especial a un futbolista uruguayo para mejorar su forma de correr. "Debe ser para mejorar la estabilidad de su cuerpo, la movilidad de los brazos, la postura, como hacen en el atletismo. Jonathan ya tiene una velocidad innata, pero puede ser que se la quieran mejorar. O de repente ven que hace algo de forma inapropiada", dijo Voltaire. "Está bien lo que están haciendo con él en Benfica, como lo van llevando. Y seguramente ya lo habrán hecho con otros, que no necesariamente eran uruguayos", finalizó el técnico.

El exauriengro Jim Morrison Varela, hoy en Rampla Juniors, estuvo un tiempo entrenando en Benfica, antes de ser cedido al Farense de Segunda División portuguesa. "Estuve poco tiempo, un mes nada más, y conmigo no hicieron ningún trabajo especial", dijo el volante.

Marcelo Zalayeta, con 12 años de fútbol europeo encima, dijo que con él nunca hicieron un trabajo especial y que tampoco recordaba que lo hubieran hecho con otro uruguayo. "De repente es un tema de coordinación", dijo.

"Profe"

En el fútbol de hoy es necesario que los jugadores sean cada vez más rápidos. Si lo sabrá el entrenador Andrés Barrios, quien prepara a los exitosos atletas uruguayos Déborah Rodríguez y Andrés Silva, pero que también trabaja con un gran número de futbolistas. Hace 18 años que los jugadores de fútbol se acercan a Barrios, cuando están sin equipo o durante el verano, para realizar una preparación especial. Y lo que buscan es ser más veloces. Por eso a Barrios no le sorprende que en Benfica estén haciendo un trabajo especial con Jonathan Rodríguez.

"El objetivo de un jugador de fútbol es desplazarse en la cancha lo más rápido posible. Y correr es la forma más rápida de desplazarse. No vas a ir saltando para llegar al otro lado de la cancha. Sabiendo que el jugador de fútbol se encuentra el mayor porcentaje del partido sin la pelota en los pies, es necesario saber cómo desplazarse técnicamente de la mejor forma posible", explicó Barrios, quien este verano trabajó con 50 futbolistas, pero a lo largo de su carrera lo ha hecho con más de 100.

"Cuando vienen lo hacen buscando una preparación física, pero como tengo la especialidad de la velocidad, lo que les importa es ser más rápidos. Hoy en el deporte, al que es lento lo descartan. Desde que se mueve la pelota todo es físico. Para mejorar la velocidad y aprovechar el potencial, un jugador tiene una fase de apoyo y una de vuelo en la carrera. Hay que priorizar la más activa, que es la del impulso".

Barrios explicó a su vez que la rapidez para tomar decisiones también es clave para un jugador. "El futbolista debe tener velocidad en la toma de decisiones y en la de ejecución motora, que es la que entra en acción a partir de la toma de decisiones. Hay jugadores que pueden ser lentos en un test de aceleración, pero en el momento de resolver la jugada, pueden ser los más rápidos. Lo que se busca es juntar las dos: tener una buena toma de decisiones y una buena velocidad de desplazamiento. Sumar la capacidad física con la velocidad mental, permitirá tener una mejor lectura del juego y mejor técnica y táctica".

En el ser lento o rápido influyen muchas variables, y la genética es una de ellas. Barrios no asegura que los futbolistas uruguayos sean lentos, pero cree que se debería trabajar más en la velocidad. "Si se analiza el medio local con el internacional, hay un contraste. De repente, nos falta darnos cuenta que se podría trabajar mejor la velocidad, no sólo del jugador sino del juego. Porque el futbolista no juega sólo en la cancha, si no Usain Bolt estaría jugando al fútbol en el mejor equipo del mundo. Pero su velocidad corporal no va acompañada de la velocidad mental que necesita la técnica con la pelota".

Para finalizar, Barrios recalcó la importancia que tiene la técnica para ahorrar energías. "Una buena técnica de carrera y un buen desplazamiento significa la economía del esfuerzo, que es muy importante. El que no lo tiene llegará mucho antes a la fatiga. El fútbol es un deporte intermitente y un jugador tiene más de mil acciones durante un partido y se puede desplazar 8, 10 o 12 kilómetros, dependiendo del puesto".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)