SUDAMERICANO SUB 20

En casa del capitán

Nahitan Nandez llevará el brazalete celeste y jugará en su ciudad natal un partido muy especial.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Nandez. Capitán y dueño de casa.

El capitán de esta generación. Hoy a la noche lucirá el brazalete en un partido que se robará todas las miradas. Nahitan Nandez no puede ocultar su alegría. Está feliz, viviendo un sueño. "Hace mucho tiempo que nos venimos preparando para esto, así que hay que disfrutarlo de la mejor manera. Vamos a jugar cada partido como una final. El objetivo es clasificar a todo lo que se pueda y, si Dios quiere, ganar el campeonato en casa y ante nuestra gente", dice.

Respecto a cómo imagina el partido de esta noche, explicó: "Es importante mantener el cero en nuestro arco, principalmente teniendo en cuenta que la diferencia de goles puede ocupar un papel importante. Hay que defender bien para después atacar. Tenemos un juego muy rudo, de ir a todas y recuperar la pelota, acompañados por futbolistas de muy buen pie como Pereiro y Fagúndez", expresa el mediocampista de Peñarol. "A Colombia lo hemos estudiado mucho. Vimos varios videos de cómo juega. Conocemos sus virtudes y sus defectos", reconoció.

La confianza del capitán no tiene techo y hay una frase que lo pinta en cuerpo y alma. "En el grupo que nos tocó son todos rivales directos. Para nosotros los únicos favoritos somos nosotros mismos".

Habló sobre la posibilidad de defender este sueño en su ciudad. "Ya el hecho de vivirlo en Uruguay está genial, pero hacerlo en Maldonado y en el Campus para mí es muy especial. Jugar con nuestra gente y tenerlos pegados a la cancha va a ser fundamental y algo muy lindo".

En este mismo sentido, consultado sobre el nivel del campo que en el último tiempo ha tenido inconvenientes, señaló: "Yo lo vi muy bien. Lo noté en perfectas condiciones para que podamos jugar de la mejor manera".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º