ALEMANIA

La cara negativa de la vuelta del fútbol: la Bundesliga se plagó de lesiones

En los primeros nueve partidos del certamen alemán se registraron ocho lesionados: volver no es tan sencillo.

Sentido. Per Ciljan Skjlebred, jugador del Hertha Berlin, fue uno de los sentidos que no pudo continuar en el campo.
Sentido. Per Ciljan Skjlebred, jugador del Hertha Berlin, fue uno de los sentidos que no pudo continuar en el campo.

No eran vacaciones y lo que se vivió después no fue lo mismo que una pretemporada. Pese a que los equipos alemanes llevaban más de un mes entrenando, volver a la actividad oficial les iba a costar y en algunos casos eso se pudo notar.

Si uno hace referencia al ritmo de juego tal vez las diferencias no fueron muchas a lo habitual ya que la gran mayoría de los equipos mostraron un juego atildado y, salvo un par de encuentros, en todos los demás hubo más de dos goles.

Pero desde lo físico el regreso sí paso factura. Cuando termina una temporada y los jugadores se van de vacaciones, incluso ahí suelen moverse más de lo que pudieron hacerlo durante este tiempo de cuarentena y se notó.

El hecho de que no todos contaran con las instalaciones o el espacio necesario para hacer trabajos más “normales” llevó a que la vuelta se hiciera un tanto más complicada y que incluso trajera consecuencias en los futbolistas.

“Hay un riesgo elevado. El aislamiento habrá dejado secuelas en los futbolistas”, había presagiado Oliver Schmidtlein, expreparador físico de l Bayern Munich y de la selección alemana, y la verdad es que no se equivocó.

Es que tras 66 días sin el ritmo que se puede alcanzar en un partido oficial, los futbolistas tuvieron que volver a ser protagonistas y además en encuentros donde, por ejemplo, se jugaban la cima de la tabla de posiciones, un clásico, seguir en la lucha por las copas internacionales o incluso mantener la ilusión de salvarse del descenso.

Lo emocional y lo físico también jugaron su partido en jugadores que prácticamente pasaron “de cero a 100” en poco tiempo y se vio reflejado en que hubo ocho jugadores lesionados en los primeros nueve encuentros que se disputaron en la vuelta de la Bundesliga a la actividad oficial.

Pese a que algunos ya se sabían que no iban a participar, precisamente por lesiones que aparecieron en los entrenamientos previos, otros se sintieron minutos antes o durante los encuentros.

El caso más particular sin duda fue el del estadounidense de 17 años Giovanni Reyna que por primera vez iba a ser titular con el primer equipo del Borussia Dortmund y encima en un derbi, pero que quedó afuera en el calentamiento previo donde se sintió.

En su lugar ingresó el belga Thorgan Hazard que tuvo un muy buen partido, marcó un gol, asistió en otro, pero también se marchó lesionado en el segundo tiempo cuando quedaban 11 minutos para el final del partido.

En ese mismo encuentro se registró otro sentido más y fue el zaguero Jean Clair Todibo que en un mano a mano en velocidad sintió un fuerte dolor en uno de sus tobillos. Terminó el primer tiempo con claros gestos de dolor y en el entretiempo terminó siendo sustituido.

Otro de los juegos que contó con tres futbolistas sentidos fue el encuentro entre Hoffenheim y Hertha Berlin. Per Ciljan Skjelbred, jugador del equipo capitalino, se retiró sentido y un tanto acalambrado durante el encuentro.

Por su parte, el equipo rival también sufrió dos lesionados que fueron Sebastian Rudy e Ihlas Bebou. El primero debió ser retirado con un problema en uno de sus pies, mientras que su compañero también se marchó pero con molestias en el muslo que, según informó el propio club, serán evaluadas en el correr de la semana.

Klaus Gjasula agrandó esta lista en otro de los encuentros que se registró en la mañana uruguaya del sábado ya que el jugador del Paderborn no pudo terminar el juego ante el Fortuna Dusseldorf por problemas musculares.

Por último, también en la jornada del sábado, se dio la lesión de uno de los jugadores que encendió la polémica: Marcus Thuram.

El hijo del mítico Lilian Thuram primero le dio un beso a un compañero para celebrar un gol y luego se tuvo que marchar sentido del juego donde su equipo venció al Eintracht Frankfurt.

Las evoluciones de las mismas dirán si podrán estar o no el próximo fin de semana por la fecha 27, pero lo cierto es que es un dato a tener en cuenta y algo que hay que apuntar pensando en cuando se dé la vuelta en el fútbol uruguayo.

alternativa

Varios fueron por los cinco cambios

Fue una de las novedades que implementó la FIFA para la vuelta de la actividad oficial. Precisamente pensando en evitar que las lesiones se multipliquen o sean más graves, los entrenadores tienen la opción de hacer hasta cinco variantes durante el juego. Los entrenadores cuentan con momentos específicos para hacerlos y eso se basa en que el juego no se haga lento o que incluso se busque sacar ventaja de parte de algún equipo. Pese a que no todos utilizaron las cinco variantes, sí lo hizo la gran mayoría ya que 10 de los 18 equipos de la Bundesliga agotaron las variantes. Ausburgo, Borussia Dortmund, Fortuna Dusseldorf, Friburgo y Hoffenheim utilizaron cuatro cambios, mientras que Bayern Munich, Wolfsburgo y Leipzig solamente hicieron tres variantes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados