PEÑAROL

La "batalla" por Jonathan

Benfica propone cambiar las condiciones del negocio, Damiani no acepta y decidirá el Consejo Directivo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Préstamo. Benfica ya no quiere adquirir el 100% de la ficha del delantero, sino el 40%. Foto: Ariel Colmegna

Que la transferencia estaba hecha, que se cayó, que se reflotó y que está "stand by". Todo eso se dijo en el correr de la tarde del martes con respecto a Jonathan Rodríguez. La cuestión es que el jugador, sus representantes y la dirigencia se fueron a dormir con la incertidumbre de saber qué ocurrirá realmente.

En Lisboa.

Como informara Ovación en su pasada edición, Luís Filipe Vieira (presidente de Benfica) se encontró jaqueado. Luego de las declaraciones efectuadas en Montevideo por el periodista Jorge Da Silveira ("es un muchacho que bebe", dijo respecto a Jonathan), la directiva del club luso se dividió y la oposición acusó al presidente de contratar a un jugador que no solo tiene un problema en la cadera, sino otros inconvenientes. La intención de Benfica era comprobar si los dichos del "Toto" eran ciertos o no. En ese sentido, ni el arrepentimiento y el pedido de disculpas de Da Silveira ni la carta de la AUF defendiendo el comportamiento de Jonathan, dentro y fuera de la cancha, evitó que el club lisboeta intentara cambiar las condiciones del negocio, que era lo que temían los carboneros.

Gerardo Rabajda (representante del jugador) y Ricardo Rachetti (dirigente de Peñarol que viajó para cerrar la operación) fueron comunicados de las nuevas condiciones: un préstamo con opción de compra. Entonces el pase se cayó.

Rabajda y Rachetti propuesieron una negociación y se acordó que Jonathan vaya efectivamente a préstamo, pero que Benfica adquiera solo el 40% de la ficha, pese a que antes la institución había peleado por adquirir la totalidad de la misma argumentando que la política del club era comprar siempre el 100% de los derechos económicos de los futbolistas. El pase revivió.

En Montevideo.

Cuando las nuevas condiciones fueron trasladadas a Montevideo, el presidente mirasol, Juan Pedro Damiani, no las aceptó. Entonces, volvió a caerse el pase. Peñarol pretende que se pague lo acordado, es decir US$ 4 millones libres por toda la ficha. Llamadas, mensajes y alguna frase demostrando molestia fueron de un lado hacia otro. Finalmente Damiani decidió que el tema lo decida el Consejo Directivo, al cual citó en carácter de extraordinario y urgente para el día de hoy.

De hecho, la reunión del Consejo estaba prevista para ayer, pero fue postergada. Y el motivo fue ver cómo se resolvía el tema de Jonathan Rodríguez. "Me parece bien que se haya postergado, porque estamos sentados sobre una granada y vamos a tratar de desactivarla antes de que explote", dijo un consejero tratando de graficar la situación.

¿Qué puede pasar? No aceptar las nuevas condiciones que propone Benfica y que la transferencia se caiga. Y si eso ocurre se puede desatar una tormenta de consecuencias insospechadas.

1- Que el jugador se vuelva y sea una sombra de lo que puede ser porque por segunda vez se le caería un pase. Anteriormente viajó a Portugal y debió volverse porque Sporting Braga le descubrió un problema en la cadera.

2- Peñarol perdería mucho dinero y daría por finalizada su presencia en el mercado.

3- Da Silveira quedaría expuesto a un juicio millonario porque institución, empresarios y futbolista se verían perjudicados por sus dichos.

El contrato.

Jonathan Rodríguez viajó a Lisboa con contrato firmado a distancia. La pregunta es: ¿puede Benfica romperlo? La respuesta es que sí porque el vínculo estaba sujeto a la revisación médica. Obviamente en el examen apareció el problema de cadera, el cual Benfica ya conocía y aceptaba. Sin embargo, ese fue su argumento para cambiar las condiciones del negocio.

A todo esto, en Portugal aseguran que Benfica tiene previsto presentar hoy mismo a Jonathan como nuevo jugador del club, aunque la operación por el momento no está cerrada.

El Consejo Directivo de Peñarol tiene la palabra. Acepta un préstamo y la compra del 40% del pase o se cae la operación y recupera a un futbolista desequilibrante, pero que no estará al 100% anímicamente.

La AUF también dio un mensaje a Peñarol

La Asociación Uruguaya de Fútbol, el máximo órgano del fútbol local, también salió en defensa de Jonathan Rodríguez. A pedido de la institución mirasol, el presidente Wilmar Valdez y el secretario general Alejandro Balbi, le enviaron una carta al presidente de Peñarol, Juan Pedro Damiani, en donde destacan la actitud del jugador en el proceso de selecciones nacionales que encabeza Oscar Washington Tabárez y en la que Rodríguez participó. La misiva afirma: "Vuestro jugador se ha desempeñado no solamente en excelente forma dentro de los límites del campo de juego, sino con corrección y profesionalismo fuera del mismo. Dentro de ese proceso sólo hay lugar para quienes hacen gala de destacadas condiciones deportivas y humanas", señala la carta como testimonio favorable a Jonathan Rodríguez.

El "Toto", persona no grata para la Mutual

La Mutual de Futbolistas emitió ayer un comunicado en el que declaró al Dr. Jorge da Silveira persona no grata e instó a todos los jugadores a no concederle entrevistas. La carta aseguraba que no es la primera vez que el "Toto", "ha abogado el rol de juzgador moral respecto a la vida personal de los futbolistas, inmiscuyéndose y opinando maliciosa y temerariamente sobre los mismos", pero continuaba diciendo que esta vez fue demasiado lejos por el daño causado al jugador. Por todo ello, resolvió declararlo "persona no grata" para la gremial y exhortó a los futbolistas "a no realizar ningún tipo de declaraciones", ni a él ni "a los programas que dirija, conduzca o participe." También requirió a Peñarol que "se pronuncie formalmente", que confirme si la información salió del club y "exprese si va a llevar adelante algún tipo de acciones legales", poniéndose a su disposición en dicha tarea.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)