DE VOLEA

El poder de ataque es la diferencia

DANIEL ROSA

Daniel Rosa

El sábado se jugará el clásico y la pregunta es: ¿influirá que Peñarol haya ganado el fin de semana y que Nacional haya perdido? Difícilmente, porque para el tricolor será la gran oportunidad de reivindicarse.

Es cierto que en esta clase de partidos no hay favoritos, pero sí puede analizarse el funcionamiento de uno y otro. Y aunque Nacional llegue luego de perder ante el último de la Anual, colectivamente es más que Peñarol. Tiene mayor fluidez en el juego, realiza mejor los movimientos para explotar los espacios y proyecta más y mejor a sus laterales.

Peñarol lo supera en la mitad del terreno porque es más efectivo en la contención y tiene más generación en ese sector. No obstante, su punto fuerte lo hace vulnerable, porque si se lo anulan prácticamente no tiene un plan B que lo salve.

Pero la tabla muestra que Peñarol tiene cuatro puntos más en el Clausura, anotó seis goles más y recibió tres menos. ¿Cómo se explica entonces que tenga mejor juego colectivo? El problema tricolor no está en la generación, sino en la concreción, lo cual se agrava porque enfrentará a la defensa menos vencida. Es decir: necesitará ser eficaz y esa es su debilidad; mientras que es la fortaleza mirasol.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)