Nacional

Así le convierten al tricolor

Nacional está sufriendo goles en contra desde pelotas quietas y por la superioridad de los rivales en los laterales.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Colombiano. Viene evolucionando bien de su molestia en el abductor y será de la partida contra Rampla Juniors.

En siete fechas que van del Torneo Clausura, Nacional ha recibido 11 goles en contra, un número atípico para los tricolores, que para peor tienen saldo negativo ya que llevan convertidos nueve goles.

Sin lugar a dudas que la poca efectividad que han mostrado los delanteros albos —aspecto que quedó bien marcado en la derrota frente a Wanderers— es uno de los factores por los cuales Nacional está 13° en el torneo con apenas siete unidades. Pero no hay que centrarse sólo en ese hecho, porque el equipo que dirige Álvaro Gutiérrez ha mostrado falencias en otros sectores de la cancha.

En la mitad del terreno el doble cinco, compuesto por Gonzalo Porras y Diego Arismendi, no tiene la incidencia positiva y solidez que había tenido en el Torneo Apertura y la defensa ha reflejado claros errores. No en vano Nacional recibió apenas siete goles en contra en las 15 fechas del pasado certamen y ahora, en siete partidos, ya recibió 11.

Repasando los goles que le anotaron a Nacional en este torneo, queda de manifiesto que los tricolores han tenido inconvenientes en dos tipos puntuales de jugadas.

La primera gran falencia ha sido en la defensa de los tiros libres; casualmente, los tres goles que le anotaron a los albos mediante esta forma fueron lanzados desde el sector derecho. Maureen Franco fue el único que anotó directamente, mientras que Gonzalo Castillo y Matías Santos se desprendieron de sus marcas y sacaron provecho de la pasividad de sus marcadores (ver recuadro aparte).

Otra situación de juego en la que Nacional ha tenido problemas ha sido con los desbordes de los rivales por los laterales. Así llegaron los dos goles de River Plate (Claudio Herrera fue el protagonista), el de Gonzalo Barreto para Danubio y el de Gastón Rodríguez para Wanderers, cuando Nacional ya estaba volcado al ataque y Leandro Reymúndez sacó ventaja.

Por último, tres avances por el medio, evidenciando grietas en ese sector de la cancha, permitieron los goles de Mauricio Alonso (IASA), Bruno Fornaroli (Danubio) y Facundo Peraza (Atenas). El restante fue de penal, del "9" carolino.

Hay optimismo con Valdés

Tras ejercitarse en primera instancia en el gimnasio, ayer Carlos Valdés bajó a la cancha dos de Los Céspedes y practicó con normalidad, sin sentir molestia en el abductor, por lo que no hubo necesidad de realizarle la ecografía. De esta forma, hay optimismo en cuanto a que el colombiano no tenga problemas para jugar frente a Rampla Juniors. Por otro lado, hay que seguir esperando la evolución en la semana de Santiago Romero, quien continúa con una sobrecarga en la zona donde se desgarró, pero se estima que también estará a la orden. Álvaro Recoba aún no está del todo bien y es duda para la convocatoria, mientras que Sebastián Taborda no estará pronto para este partido.

SABER MÁS

TRES GOLES SIMILARES

SUD AMÉRICA. El primer gol de los "buzones" llegó a partir de un tiro libre desde el sector derecho en el Gran Parque Central. Maureen Franco tiró un centro a media altura que nadie pudo interceptar pero que descolocó a Jorge Bava, que no reaccionó a tiempo.

ATENAS. También desde el sector derecho en el Gran Parque Central, pero hacia el arco de la tribuna Héctor Scarone, Leandro Sosa levantó un centro que ningún defensa pudo despejar, lo que permitió el gol de Gonzalo Castillo casi en la línea de anotación.

WANDERERS. Casi en el mismo sector del gol de Castillo para Atenas, pero en el Centenario, Nicolás Albarracín levantó un preciso centro que aprovechó Matías Santos, quien se escapó de la marca de Ignacio González y sacó ventaja de la pasividad de Munúa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados