defensor sporting

Arrancaron los violetas

Con Cardacio, pero sin Cabrera y Correa se llevó a cabo el inicio de la temporada.

Primer día del violeta en 2018. Foto: Ariel Colmegna
Primer día del violeta en 2018. Foto: Ariel Colmegna
Primer día del violeta en 2018. Foto: Ariel Colmegna
Primer día del violeta en 2018. Foto: Ariel Colmegna
Primer día del violeta en 2018. Foto: Ariel Colmegna

El primer día de entrenamiento en Defensor Sporting acababa de quedar atrás. El técnico Eduardo Acevedo se reunió con los dirigentes encabezados por el presidente Daniel Jablonka, quienes se habían hecho presentes en el complejo Arsuaga para observar el primer movimiento de cara a una temporada que será muy exigente debido a la doble competencia y en la que los violetas se ilusionan con repetir el gran año que hicieron en el 2017 a pesar de que no pudieron obtener el Uruguayo.

El tema entre el entrenador y los dirigentes era el de los refuerzos. La política de siempre del club es traer sólo por los que se van. Por eso Acevedo pretende incorporar a un zaguero zurdo y de experiencia, para ocupar el lugar de Andrés Lamas, quien ayer por la mañana viajó hacia Argentina para incorporarse a su nuevo equipo, Atlético Tucumán.

Si bien es cierto que los violetas suelen mirar hacia las formativas, la mayoría de los defensas con que cuenta el entrenador son derechos. El único zurdo es Joaquín Salvatto, pero aún es muy jovencito para asumir la responsabilidad de jugar la Libertadores y el torneo local.

El entrenador contó que desde que se hizo público que Andrés Lamas se iba, le llegaron por Whatsapp ofrecimientos por unos trescientos futbolistas, pero él tiene tres nombres en la cabeza. Y el asunto se definirá en los próximos días.

Defensor Sporting también está en busca de un delantero, sobre todo por la doble actividad y por los problemas de pubalgia que tuvieron a maltraer a Gonzalo Carneiro y que no le permitieron jugar partidos que fueron clave para los del Parque Rodó.

Acevedo reconoció que uno de los atacantes que le interesan es Mauricio Affonso, quien ayer arrancó la pretemporada con Atlético Tucumán. Pero también quiere seguir dándole oportunidades a Facundo Milán, para no interrumpir su evolución y su crecimiento. “Es un capital enorme del club y lo tengo que cuidar”, reconoció el entrenador.

A propósito de Gonzalo Carneiro, regresó mucho mejor de las vacaciones. El delantero sigue realizando la rehabilitación con la sanidad violeta en coordinación con Daniel Calimares, el kinesiólogo de Nacional, a pedido de su representante, Pablo Bentancur. Carneiro termina contrato con los violetas a mitad de año y ya se están reuniendo con el empresario para intentar renovarlo.

El primer día en el complejo Arsuaga fue de reencuentro entre los futbolistas, bromas y anécdotas de las vacaciones. Pero también de evaluaciones, las que se alternaron con las primeras cargas del año: trotes y también trabajos con pelota.

Algunos jugadores terminaron con molestias, es que los primeros esfuerzos se sienten tras la licencia. Tal fue el caso de Facundo Castro y Jefferson Dos Santos quienes terminaron doloridos en la espalda.

Ausencias.

Fue la primera práctica sin el capitán Andrés Lamas y tampoco estuvieron Nicolás Correa y Matías Cabrera, quienes no renovaron sus respectivos contratos. Cabrera tiene posibilidades de seguir los pasos del “Zurdo” hacia la vecina orilla para jugar en Godoy Cruz de Mendoza. De todas maneras, Acevedo es optimista y cree que los dos, tanto el “Coto” como el volante estarán presentes mañana cuando arranquen los triples horarios con concentración en el hotel Esplendor.

“Con Matías estoy tranquilo, tuvo ofertas muy importantes, que le aumentaban cada día más, pero se quiere quedar. Prioriza el sentirse bien y la Copa Libertadores, pero tiene que arreglar el contrato con Defensor. Y el ‘Coto’ también. Se van a arreglar”, afirmó Acevedo optimista.

Otro que tiene chance de salir es Mathías Cardacio. El “Bochita” es el plan B del técnico de Atlético Nacional de Medellín, Jorge Almirón, quien ya había querido llevarlo a Lanús. Almirón lo llamó y le explicó que la primera opción era Iván Marcone, hoy en el equipo granate, y que si no conseguía llevarlo, él era la otra posibilidad.

La oferta económica del equipo colombiano es difícil de rechazar, pero por ahora Cardacio renovó su contrato con el club del Parque Rodó y arrancó los entrenamientos.

Secuestro.

“Lo voy a tener que secuestrar”, dijo Acevedo en broma. “Si le sale esa opción, con un dinero que es imposible competir, lo llevo yo al aeropuerto. Pero tengo la esperanza de que no le salga, no le deseo lo mejor en este caso. Pero es como lo del ‘Zurdo’, conversamos mucho y lo tuve que apoyar porque él quería tener esa experiencia en el fútbol argentino. Y había que respetar sus objetivos”, añadió Acevedo, quien siempre hizo mucho hincapié en la necesidad de mantener la columna vertebral de su equipo, pero hoy se fue Lamas, Correa y Cabrera siguen sin renovar y Cardacio tiene la puerta entornada para salir.

“La columna está sustentada por la edad, y si se va un experiente tiene que venir otro. Aunque no será lo mismo si se llegan a ir todos esos. Pero confío en que no va a pasar. Aunque los tenga que secuestrar a todos. Je”, insistió.

Hoy repiten el plato en el Arsuaga y mañana arrancan los triples horarios y la concentración. Acevedo espera que con dos futbolistas más.

COMPETENCIA

Para Gonzalo Carneiro.

Los violetas buscan un delantero. Affonso es una de las opciones, debido a las lesiones que sufrió Gonzalo Carniero el año pasado. Su resistente pubalgia le hizo perderse los partidos más importantes. Carneiro volvió mucho mejor de las vacaciones y está haciendo una doble rehabilitación, con la sanidad violeta y con Daniel Calimares, esto último a pedido de su representante, Bentancur.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)