ANIVERSARIO

Hace 120 años nació la Selección uruguaya de fútbol en un rincón del Prado

Un amistoso frente a Argentina en la cancha de Albion representó el primer paso hacia la Celeste

Cancha del Albion
En este lugar del Prado, la esquina de 19 de Abril y Adolfo Berro, estaba la cancha del Albion, donde se jugó el partido de 1901. Foto: Estefanía Leal.

El viaje que pasó por cien canchas del mundo y alcanzó las mayores alturas en Colombes, Amsterdam, Montevideo y Maracaná, se inició hace hoy 120 años en un tranquilo rincón del Prado capitalino, donde ahora se levantan casas señoriales bajo la sombra de antiguos eucaliptos. Allí se presentó por primera vez un seleccionado uruguayo de fútbol.

El 16 de mayo de 1901, la actual esquina de 19 de Abril y Adolfo Berro formaba parte del suburbio ya llamado Paso Molino. La avenida existía y más allá había un predio que llegaba hasta el Quita Calzones, un arroyito que vertía sus aguas en el Miguelete. En ese lugar se encontraba la cancha del Albion, el primer estadio de fútbol del país: ese día fue sede del triunfo de los argentinos sobre los uruguayos por 3 a 2.

Para los futboleros de entonces aquel partido representó un acontecimiento, porque todo desafío contra los argentinos lo era. Pero estaba lejos de la imaginación de los aproximadamente cinco mil espectadores comprender lo que estaba empezando ese día.

Uruguay Argentina
Una escena del partido Uruguay-Argentina de 1903 en Buenos Aires. No se conocen imágenes del encuentro de 1901.

La rivalidad entre montevideanos y porteños, nacida de la lucha de puertos y acentuada con las diferencias entre Artigas y Buenos Aires, se extendía a los campos deportivos, donde resultaba natural que los de acá buscaran medir sus progresos en la competencia con los del otro lado del río, en tiempos en que las distancias hacían dificultoso llegar más lejos.

En los años finales del siglo XIX los residentes británicos de ambas orillas habían establecido desafíos futbolísticos a través del Buenos Aires Team y el Montevideo Team. Como la colectividad británica en Argentina era mucho más numerosa, tenían más futbolistas y eso inclinó el “clásico” a favor de aquellos.

Cuando el fútbol conquistó a los criollos también la mira se puso en los desafíos rioplatenses, entre los amistosos y el marco más formal de la Copa Competencia. En ese momento surgió la idea del partido entre uruguayos y argentinos del 16 de mayo de 1901.

En ambos equipos había nativos británicos. Por ejemplo, William Leslie Poole había nacido era un profesor inglés del English School, desde donde jugó un papel fundamental en la difusión del fútbol.

Los goles argentinos fueron de Leslie, C. E. Dickinson y Anderson. Para los uruguayos marcaron Céspedes y W.L. Poole.

Esta fue la crónica (textual, incluso con la ortografía de la época) de aquel encuentro, aparecida en el diario El Día del 17 de mayo bajo la firma de su cronista de fútbol, Referee:

“Empezaron con muchos bríos, con una expléndida combinación, tanto, que los del ‘Albion’ se vieron al principio empujados frente a su goal por espacio de unos minutos, resistiendo las acometidas en regia dadas por los porteños, que lograron una buena cantidad de shots bien defendidos por Enrique Sardeson, sin resultado. Mas éstos, poco después reaccionaron y empezaron á hacer buenas corridas que por lo inesperadas, pusieron más de una vez en aprietos al goal-keeper contrario”.

“Sin embargo, se vió desde un principio alguna superioridad en el juego de los argentinos, que se han traído una novedad: la de matizar con continuos cabezazos, sabiamente estudiados, las patadas, seguramente como preservativo del cansancio de los pies y de las piernas”.

“El primer goal lo hizo Ailing (nota: se refiere a Leslie), para el cuadro argentino, el que fue contestado después por otro metido por Bolívar Céspedes, que secundado por John Sardeson, se llevaron en una rápida corrida la pelota al goal adversario. Como es natural, la concurrencia, decididamente partidaria del ‘Albion’, empezó á aplaudir y á saludar con sombreros y pañuelos este primer tanto, precursor de otros, que si no daban el triunfo, al menos no sería éste perdido por mucha ventaja”.

“En la segunda mitad argentinos y orientales se empeñaron en una lucha furiosa, como que era la decisiva: muchas corridas, no menos shots a los goals é incalculables golpes. Se destacaron por parte del ‘Albion’ jugando de una manera digna de mención los dos Pool, John y Enrique Sardeson, Ortiz Garzón, Bolívar Céspedes, López y Cardenal. Mr. Pool (nota: W.L. Poole), el que fue capitán del ‘Albion’, á pesar de hallarse ya algo pesado, corría ayer, como cualquier otro jugador, habiendo llegado á hacer uno de los dos tantos que lograron meter al team argentino”.

“Al sonar la hora reglamentaria, el score marcaba tres goales para los porteños y dos para los orientales. Teniéndose en cuenta que el eleven argentino está compuesto de la flor y nata de los clubs de Buenos Aires, los goales hechos por ambos clubs demuestran que el ‘Albion’ ha estado ayer como nunca, lo que le hace merecedor á nuestras felicitaciones, esperando que cuando traslade sus planteles al otro lado del charco para jugar en la Liga Argentina, lo haga con buena suerte, y nos traiga á su vuelta, como regalo, un merecido triunfo”

El 20 de julio de 1902 se repitió la visita en el campo del Albion. Los uruguayos usaron por primera vez una camiseta propia: azul con una diagonal blanca y la bandera nacional como escudo. El equipo, que se formó de nuevo con futbolistas de Albion y Nacional, cayó por un pesado 6-0. El 13 de septiembre de 1903 la disputa se trasladó a Buenos Aires. Esa vez, en la Sociedad Hípica de Buenos Aires (hoy el Campo de Polo de Palermo) Uruguay venció 3-2, con once jugadores de Nacional. Fue el primer triunfo de un seleccionado nacional. También el comienzo de un rápido camino hacia los títulos sudamericanos y mundiales, ya bajo el distintivo celeste.

polémica

Historiadores rioplatenses debaten sobre si fue un partido entre selecciones

No hay fútbol sin polémica y también aquel desafío de 1901 tiene la suya: hoy se discute si fue un verdadero partido de selecciones. Por lo pronto, los uruguayos jugaron con la camiseta de este club, azul y roja por mitades. La prensa de la época lo presentó como Albion. La mayoría de los historiadores argentinos considera que el primer Uruguay-Argentina se jugó el 20 de julio de 1902, con triunfo argentino por 6 a 0. Pero sería una conclusión apresurada afirmar que el de 1901 fue un simple partido de club, más allá del debate sobre su “oficialidad”.

Albion organizó el encuentro con la expresa intención de constituir una representación nacional. Por algo reforzó su equipo con dos futbolistas de Nacional. Y hubieran estado también los del CURCC, campeón uruguayo de 1900, pero se jugó un jueves y los futbolistas de este club, empleados del ferrocarril, no pudieron dejar sus puestos de trabajo. El representativo argentino, en tanto, reunía hombres de varios clubes.

Atilio Garrido, presidente de la Asociación de Historiadores e Investigadores del Fútbol Uruguayo (AHIFU) destacó en sus trabajos que el partido fue concertado entre las autoridades del Albion -por entonces el impulsor de la Uruguay Association Football League- y el secretario honorario de la AFA, Horace Botting. Y el propio presidente de la AFA, Francis Chevallier Boutell, fue juez de línea.

Es un error mirar aquel encuentro con la óptica del presente. Debe aclararse que en 1901 no existía el actual concepto de seleccionado nacional, que se fue forjando poco a poco. Solo había partidos entre las diversas naciones británicas, al punto que aquel encuentro de uruguayos y argentinos de 1901 (o si se prefiere, el de 1902) fue el primer internacional fuera de las islas británicas. Incluso actuaban futbolistas extranjeros, especialmente ingleses, sin necesidad de tener la ciudadanía.

Y durante varios años más, cuando se jugaba el clásico rioplatense, la prensa lo presentaba como “uruguayos contra argentinos”, no “Uruguay contra Argentina”.

Tampoco existía un uniforme del seleccionado. Hasta 1910, cuando se adoptó el color celeste, los combinados uruguayos utilizaron varios diseños y colores diferentes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados