NACIONAL

120 años: una historia llena de glorias

Los tricolores celebran un nuevo aniversario: de aquellos jóvenes de 1899 a la conquista del mundo.

Foto: Archivo El País

La primera rivalidad fue la de criollos contra extranjeros. En el crepúsculo del siglo XIX el deporte comenzaba a organizarse y frente a los clubes de cuño británico o alemán, los uruguayos levantaron sus ansias de competir.

En esa explosión de equipos y jugadores surgieron el Montevideo y dos equipos llamados Uruguay Athletic, uno de la Unión y el otro de Punta Carretas, nombres que mucho decían ya. Pero el objetivo de desafiar al fútbol establecido los convenció para unificar fuerzas y ser poderosos desde el origen.

Así, estudiantes de preparatorios (entonces dependientes de la Universidad) que jugaban por el Montevideo acordaron fusionarse con los miembros del Uruguay Athletic de la Unión.

El encuentro decisivo fue el 14 de mayo de 1899, hace ahora 120 años, en la casa de Ernesto Caprario. El nombre elegido fue, por supuesto, Nacional. Y el primer partido, el 25 de junio siguiente, fue contra el otro Uruguay Athletic. Para seguir creciendo, pronto se les unió otro equipo, el Defensa, y llegaron jugadores del antiguo Artigas FC.

Todos los fundadores eran “jóvenes genuinamente orientales”, según los presentó el diario El Día. Ya eran noticia, señal de que el movimiento de aquellos estudiantes había trascendido y comenzaba a ganar su lugar en el fútbol.

La vocación de grandeza fundacional se correspondió a lo largo de toda su trayectoria, en canchas uruguayas, de América y del mundo.

Años del quinquenio.

Foto: Archivo El País

Roberto Porta y Atilio García, dos símbolos del equipo que entre 1939 y 1943 dictó cátedra y alcanzó triunfos nunca igualados.

La primera Copa Libertadores.

Foto: Archivo El País
Foto: Archivo El País

Luis Ubiña levanta el trofeo tan ambicionado, luego del triunfo en la finalísima de Lima frente a Estudiantes de La Plata.

El equipo de 1980.

Foto: Archivo El País

El saludo de los jugadores antes de la final de América ante Inter de Porto Alegre. El tricolor conquistó el Uruguayo, la Libertadores y la Intercontinental.

Triunfo en Japón.

Foto: Archivo El País

Este penal de Tony Gómez aseguró el título mundial de 1988, después de una dramática final frente al PSV holandés en Tokio.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)