eliminatorias

Amigos. Hasta en la cancha...

Messi fue la estrella y Suárez casi hace un golazo, generó faltas y respondió

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Suárez

Entraron a la cancha y, tras los himnos, ya estaban juntos sacándose la foto con las camisetas promocionando el Mundial de 2030. Ni bien terminó el primer tiempo se acercaron, hablaron e intercambiaron las casacas. Cada vez que uno de los dos recibía una falta, en instantes estaba el otro preguntando cómo estaba, como cuando quedó dolorido el salteño y debió abandonar la cancha. Por si fuera poco, tras el pitazo final de Carrillo se acercaron nuevamente y volvieron a cambiar las camisetas. Cada uno hizo lo suyo en la cancha, pero la amistad estuvo presente en todo momento. Así lo vivieron Luis Suárez y Lionel Messi.

Iban apenas unos segundos de juego, Uruguay lanzó en largo tras el saque inicial y ya en la primera jugada los argentinos le mostraron cómo iba a ser la noche: saltaron junto a él Mercado y Pizarro y le ganaron la pelota pese al esfuerzo. Del otro lado algo similar: Messi escapó a velocidad por derecha y lo fueron a marcar tres (González, Silva y Godín). ¿Resultado? La pelota afuera, Messi en el piso.

En los minutos siguientes fue Suárez el que estuvo más encendido. Un pase al “Cebolla” para dejarlo en carrera contra Romero, una asistencia a Cavani que terminó con una peligrosa volea de Nández, otra asistencia a Cavani tras aprovechar un mal pase de Messi (casi fue gol en contra de los argentinos) y a los 31’ tuvo la situación de gol más clara. Aprovechando un quite de Cavani le quedó la pelota a más de 30 metros del arco, vio a Romero adelantado y se la tiró por arriba; se fue apenas sobre el travesaño.

Antes Messi ya se había prendido y cada vez que cambió de ritmo fue difícil de frenar. El argentino le ganó un mano a mano al “Tata” a los 29’ y tiró a colocar, rozando el vertical. Después dejó solo a Di María con un estupendo pase y a los 42’ hizo una pared con Dybala que lo dejó cara a cara con Muslera, en un duelo que ganó el arquero nacido en Wanderers.

En el complemento Suárez fue importante porque le dio aire al equipo generando faltas, principalmente de Mercado y Fazio. En la única que le quedó se cayó antes de definir cuando ya le había salido Romero. Messi no se quedó atrás y tuvo momentos de inspiración, como un pase entre líneas a Icardi que el 7 definió mal. Después, el rosarino pudo anotar de tiro libre, pero Muslera lo evitó.

Al final, Suárez se fue sentido y Messi no logró romper el cero. Los amigos cumplieron en la cancha.

Estuvo muy cerca de la amarilla. 

En 25’ Suárez ya había hecho tres faltas en ataque. Luego le entró fuerte a Otamendi.

Rezongo a Godín

A los 28’ Godín le pasó la pelota a Suárez en tiro libre y se le fue larga. El salteño lo rezongó.

Enojo con el "Cebolla" Rodríguez

A los 72’ Messi inició una contra y el “Cebolla” lo carpeteó. Messi se enojó; quería la falta.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)