ELECCIONES

Alarcón dijo que no a AUF por los "intereses económicos" y los "lacayos del poder"

El expresidente de Nacional contaba con el apoyo de los futbolistas y de Sebastián Bauzá.

Ricardo Alarcon. Foto: Archivo El País
Ricardo Alarcón, expresidente de Nacional. Foto: archivo El País.

En las últimas horas del viernes, Ricardo Alarcón recibió una propuesta de los jugadores del fútbol uruguayo para ser candidato a la presidencia de la AUF, pero se negó. Esta mañana explicó que su rechazo se debe a la "puja por el poder económico" y a los "lacayos del poder".

Entrevistado por el programa 100% deporte de Sport 890, el expresidente de Nacional dijo que "salía de mi jornada diaria de ejercicio" cuando "sonó el teléfono y a partir de allí tuve una catarata de llamados que me sorprendieron".

Reconoció que "distintos jugadores" le "plantearon" la idea de impulsar su candidatura a la presidencia de la AUF. Contó que uno de los futbolistas que se comunicó con él fue Diego Scotti, segundo vicepresidente de la Mutual, quien le manifestó que había "unanimidad de los jugadores" para apoyar su candidatura o la de Sebastián Bauzá.

"Desde que dejé la presidencia de Nacional, di punto final a mi participación como actor activo en el fútbol", recordó el exdirigente, pero en esta ocasión "recibir una llamada de esta naturaleza me shockeó y me produjo una gran revolución internamente". "Se te cruzan los pensamientos, las ansiedades, una cantidad de cosas de las que no era consciente".

Agradeció que "los actores principales del fútbol piensen en que tu podés ir a la AUF y tratar de continuar una suerte de cambios fuertes que se quieren llevar adelante",  y que ese hecho provocó que durante horas estuviera "100 veces por decir que sí y 100 por decir que no" a la propuesta.

¿Entonces por qué rechazó la propuesta? "Cuando se te presenta una situación de esta naturaleza y viene de los jugadores, ocurre que empezás a analizar a gran velocidad lo que ocurre en el fútbol uruguayo, y lo que existe es una puja muy grande por el poder. Los actores están pujando por el poder movilizados por fuertes intereses económicos", dijo.

En este sentido, manifestó que "el fútbol uruguayo, en otra época y con otra concepción ideológica fue el orgullo de todos nosotros", pero "hoy se ha transformado" y "si lo que se procura es trabajar con seriedad, honestidad y transparencia, hay que hacer un plan de trabajo, tener un equipo de gente en el que todos piensen de la misma manera y tienen el mismo objetivo".

"Evalué lo que pienso de la vida, de mi vida, lo que di por el fútbol en los años de sacrificio con mucho placer que entregué al fútbol, pero que lo entregué porque creo que el fútbol es una de las expresiones más autóctonas que tiene nuestra sociedad, que tiene un valor que la gente no se ha dado cuenta en lo que significa definir la postura y recuperar los valores de este país", explicó. Y de esta forma sostuvo que hoy en día "la gente piensa en ganar el domingo y no se da cuenta que detrás de esto están las nuevas generaciones de uruguayos. Y otra vez viene Alarcón con este versito de la cultura, de que el fútbol es un deporte de amigos, que nadie cree".

Alarcón consideró que "si vas a la AUF tenés que tener claro a quién estás representando, qué quiere esa gente que está ahí. ¿Quiere ayudar a construir una patria mejor?", "¿A que los jóvenes, niños, ancianos, disfruten de un deporte?", "¿Quiere tener jugadores que sean ejemplos para las próximas generaciones?", "¿clubes sanos que tengan la posibilidad de sacar a los chicos de las situaciones más crueles de desigualdad social?", "¿Ese es el objetivo de los que están sentados allí?", "eso es mucho más que elegir si el juez del domingo nos puede ayudar o nos puede perjudicar".

Los "lacayos" y el llamado de Bauzá.

En la entrevista con 100% Deporte, Alarcón recordó que sus años de juventud "fueron los previos al golpe de Estado. Allí supe estar preso, tuve militancia gremial, fui fundador del Frente Amplio, tengo una posición ideológica que no soy ni conservador ni de derecha, no soy populista, soy defensor de todos los principios de la democracia. Pero eso no me obnubila para no reprobar los comentarios que hizo un pseudoperiodista absolutamente rastrero con falta de capacidad intelectual menospreciando la figura de Pedro Bordaberry, con quien nunca estuve de acuerdo desde el punto de vista ideológico, pero lo que dijo este periodista me hirió en la sensibilidad más profunda".

El exdirigente sostuvo que "ahí te das cuenta qué tipo de gente rodea al fútbol y con qué tipo de gente no tengo ningún interés de compartir, porque esa gente representa lo que es la lacra de esta sociedad".

"Lamentablemente el fútbol se ha visto invadido por estos lacayos de los poderosos. A este señor lo considero un títere de los dueños de la empresa donde él trabaja. Con Bordaberry no me une absolutamente nada. A lo mejor, a partir de ahora sí, lo considero de otra manera, y a partir de este insuceso lo estoy defendiendo con mucha fuerza por ese momento tan duro que le tocó vivir, como no me gustaría que me toque vivir a mí. Ese es el ambiente que se vive en algunos sectores del fútbol", sentenció.

Sin mencionarlo, Alarcón se refería al periodista Daniel Banchero, quien días atrás, cuando se confirmó que Bordaberry no sería candidato a la presidencia de la AUF, manifestó que "no va a lograr (el objetivo) para lo que se preparó toda su vida: ser presidente de algo. Es presidente de la AUF pero entró por la ventana, al mejor estilo de su padre, que también entró por la ventana en el país a principios de la década del '70. Yo sé que fue electo democráticamente, pero fue presidente porque no triunfó la Reforma Naranja que permitía la reelección de Jorge Pacheco Areco, entonces hubo que apelar al suplente, que fue Juan María Bordaberry. El hijo hizo lo mismo acá en la AUF: tenía el gran anhelo de ser presidente electo, se preparó toda la vida para ser presidente electo y sin embargo se va a quedar con las ganas, se va a quedar con lo que ostentó su padre a nivel del país: presidente de facto".

Alarcón se refirió a la "Alegoría de la caverna"  de Platón y dijo que él no quiere "estar encadenado", como considera que lo están algunos actores del fútbol uruguayo. "Si quieren estar encadenados con la cara al muro mirando las sombras, eso es problema de cada uno".

Asimismo, indicó que recibió un llamado del expresidente de la AUF Sebastián Bauzá. "Me dijo que contara con él para darle una mano en el caso, que estaba al pie del cañón para apoyarme", aseguró.

Y continuó: "Todos sabemos por qué Bauzá no está en el fútbol y que no solamente el fútbol no quiso transparencia, sino que tampoco lo quiso el mundo de la política, que lo abandonó, como abandonaron al ministro (Héctor) Lescano, que cayó bajo las garras de un león que se lo comió. ¡Se comieron al ministro Lescano! ¿Entonces qué vienen a jorobar con Ricardo Alarcón?"

El exdirigente concluyó que le "alegra" que "surjan corrientes que quieran trabajar de otra manera" en el fútbol y que "hay muchos dirigentes que ya no están en el fútbol de hoy que sin duda alguna pueden realizar una labor fantástica".

Consultado sobre los tres candidatos de la AUF (Óscar Curutchet, Ignacio Alonso y Carlos Ham), respondió: "No conozco a ninguno de los tres. Les deseo el mayor de los éxitos y que ayuden a que el fútbol uruguayo sea lo que debe ser".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)