LIVERPOOL

Alan Medina volvió a jugar después de cuatro meses

El futbolista negriazul, quien sufrió convulsiones en julio, sumó sus primeros 20' en el empate 1 a 1 de Liverpool frente a Cerro Largo. Jugó con un casco protector.

Medina
Alan Medina, en el centro con la copa, celebra la obtención de la Supercopa frente a Nacional en febrero pasado en Maldonado. Foto: Leonardo Mainé.

Alan Medina volvió a jugar después de cuatro meses alejado de las canchas. El atacante negriazul regresó en el empate 1 a 1 de Liverpool frente a Cerro Largo en Melo ingresó a los 71 minutos sustituyendo a Martín Correa. Lo hizo utilizando un casco protector. Y sumó así sus primeros minutos tras su larga ausencia.

Cabe recordar que Medina, autor de un golazo en la final de la Supercopa que Liverpool ganó frente a Nacional en el Campus de Maldonado en febrero, sufrió convulsiones en julio pasado. Alan se encontraba en su domicilio y convulsionó durante la madrugada. Había jugado un amistoso pero sin sufrir ningún golpe. Por la noche balbuceaba; a las 5 de la madrugada convulsionó.Fue trasladado a Médica Uruguaya, se le administró medicación y se la realizaron varios estudios.

El resultado de la resonancia magnética que le hicieron mostró una malformación vascular, seguramente congénita. Son situaciones que en la mayoría de los casos no se manifiestan en toda la vida. Pero en otras sí, como sucedió con Alan, quien le contó a los médicos que ya había tenido un episodio similar cuando era niño.

Tanto Liverpool como el representante del jugador, Gerardo Arias, no se quedaron quietos y consiguieron una consulta con uno de los mejores neurocirujanos del Uruguay, Grado 5 y Director de la Cátedra de Neurocirugía. Tras esta consulta no se descartó la posibilidad de que el joven, de solo 23 años, tuviera que ser intervenido quirúrgicamente. Sobre todo si la malformación que se observaba aumentaba.

Medina, Arias y Liverpool, decidieron entonces buscar otra opinión en el exterior. Fue así que lo vio un reconocido neurocirujano argentino quien descartó la intervención y sugirió que de a poco se fuera reintegrando a los entrenamientos, pero que continuara con la medicación para evitar que volviera a sufrir convulsiones.

Así sucedió, se fue integrando de a poco a las prácticas del equipo de Marcelo Méndez y ayer Medina tuvo una tarde de mucha alegría y emoción al volver a sumar minutos. La historia, afortunadamente, tuvo un final feliz.

ante nacional

Un golazo en la final de la Supercopa

Medina anotó el segundo gol de Liverpool en la final de la Supercopa ante Nacional. Eludió a un rival, sacó un zurdazo y la clavó en el ángulo. Los negriazules vencieron 4 a 2 y se quedaron con el título.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados