turf

Enjoy, sin rivales a la vista


La fenomenal velocista corre, gana y se divierte: octavo triunfo consecutivo

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Turf

Se terminan todos los adjetivos cuando llega la hora de hablar de Enjoy. La entrenada por Ruben Marrero se anotó un nuevo impacto clásico y así son ocho los cotejos ganados en forma consecutiva (todos ellos clásicos): siete en Maroñas y uno en Las Piedras.

Tras aquella ajustada derrota en el Gran Premio Maroñas el día del Ramírez, Enjoy no volvió a perder, derrotando primero sin atenuantes a las yeguas y luego animándose y venciendo a los machos para convertirse así en el mejor animal en la velocidad del país. Esta vez volvía a medirse a sus congéneres y cumplió con el pronóstico: no hay ninguna rival que pueda siquiera hacerle sombra.

Fiel a su estilo tomó la punta y le sacó un cuerpo de ventaja a Lady Lilith, que la escoltaba. Tras pasar los 400 metros en 23.40 se estira mucho el lote de seis competidoras. Al pisar la recta la hija de Fund of Funds es la dueña de la escena, por el centro de la pista saca varios cuerpos de ventaja y corre con el triunfo asegurado y bajo una lluvia de aplausos de los presentes. Glorious Flag, en fuerte carga, es segunda, pero nunca la inquieta: en el disco las separaron cinco cuerpos.

Sin ser exigida al máximo por Edinson Rodríguez, Enjoy empleó 1.11.14 para las 12 cuadras y pagó $1.20 que, pese a ser un monto exiguo, parece exagerado.

Con este triunfo Enjoy quedó a cuatro impactos del récord de triunfos clásicos consecutivos en Maroñas desde la reapertura. Lleva siete y Relento logró 11. Marrero planea dedicarse a correr ante las yeguas hasta el mitin, por lo que ese récord está a tiro.

Esta es las decimoquinta victoria en su campaña en apenas 23 presentaciones en las que jamás se cayó del marcador y solo una vez no cobró premio al ser quinta, sus ganancias ya superan los cuatro millones de pesos.

Enjoy ya tiene su nombre inscrito entre los grandes desde la reapertura. Es una de siete pura sangre ganador de al menos 11 clásicos y es uno de 11 que han conquistado al menos 13 cotejos en Maroñas.

La única deuda pendiente que tiene en la velocidad es el Gran Premio Maroñas y hacia allí apuntan sus responsables, se escapó por muy poco este año y tener revancha es el objetivo. Lo único que precisa es mantenerse sana, porque la calidad la tiene de sobra. A los seis años deleita a la afición y los aplausos que la acompañaron durante los trescientos metros finales son la mejor muestra de dicha admiración.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)