El fútbol y más

Precios y jerarquía, dos razones de peso

Hay razones más futbolísticas que los antiguos sinsabores de Antofagasta ante postulaciones para ser sede de eventos de carácter mundial para que su gente se muestre distante respecto a la Copa: una es el precio de las entradas, que no son populares; y la otra es la de los partidos que se van a jugar en el estadio Calvo y Bascuñán: Uruguay-Jamaica y Paraguay-Jamaica.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Así luce Antofagasta

La gente sólo tiene la mente puesta en Chile; y, además, se argumenta que faltó perspicacia: muy distinta hubiera sido la respuesta, si Colombia hubiera jugado esos dos partidos que disputará acá Jamaica.

Es que en Antofagasta —con una industria minera y un sector turístico muy prósperos y pujantes— hay una gran cantidad de residentes colombianos, que trabajan sobre todo en el rubro gastronómico y de servicios, atraídos porque tienen sueldos mayores que en su país, mientras no faltan los chilenos que se sienten desplazados de esos lugares de trabajo porque la mano de obra de los colombianos resulta más "barata" ya que trabajan "en negro" y los patrones no les pagan las leyes sociales.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)