EN EL MARACANÁ

¡Con la mística no se juega! Uruguay venció a Chile se cruzará con Perú

Con un tanto de Edinson Cavani, la Celeste superó a los trasandinos y finalizó líder del Grupo C.

Luis Suárez y Edinson Cavani en el Uruguay vs. Chile - Copa América 2019
Foto: Gerardo Pérez

Asistieron 57.400 personas a Maracaná y sólo 7.000 eran uruguayos, gran parte del resto de los espectadores eran chilenos. Esos fanáticos celestes se hicieron sentir, como los futbolistas de Uruguay en la cancha, que lograron el triunfo contra Chile 1-0 para finalizar en el primer lugar del Grupo C de la Copa América y así viajar a Salvador para enfrentar a Perú en cuartos.

Uruguay tuvo un rendimiento de los zagueros, Giménez y Godín, que fue para encuadrar. Ya en la primera incidencia de ataque de los trasandinos, Josema le quitó la pelota a Vargas en un mano a mano y marcó la cancha. Como la marcó todo Uruguay en un partido duro de jugar, donde la Celeste sacó a relucir su mística. También frente a las adversidades, porque Vecino ya no está, Laxalt lesionado y Torreira quedó afuera de este juego por un malestar.

Por si fuera poco, entró Jona Rodríguez y le metió la pelota del partido a Cavani en el minuto 81 para abrochar el triunfo celeste. El salteño, de gran desgaste en el encuentro, tuvo su premio. Merecido. Edi está marcando la diferencia con gestos afuera de la cancha y también lo hace adentro del campo de juego.

A partir del gol, Uruguay sacó a relucir su carpeta para jugar esta clase de partidos con un resultado favorable. Los dirigidos por Oscar Tabárez generaron una muralla en el fondo, manejaron la pelota y jugaron con los tiempos, como equipo grande.

Es verdad que Chile empezó mejor que Uruguay, controlando el partido y manejando la pelota con intensidad de un lado al otro. Aún así, al equipo de Reinaldo Rueda le costaba generar profundidad y situaciones que lo acercaron el gol porque Josema y Godín eran impasables y porque Valverde y Bentancur hacían un buen trabajo en el medio.

El técnico colombiano apuntó a un medio fuerte y combativo con Hernández, Pulgar y Aránguiz, más Díaz y Opazo por afuera.

Un tiro desde afuera del área de Aránguiz, que atajó de buena forma Muslera, fue lo más peligroso de los trasandinos. Es que la zaga central de Uruguay jugó muy buenos 45 minutos, con quites destacados, principalmente de Godín, que fue una muralla.

Promediando el primer tiempo Uruguay se fue sintiendo más cómodo con el trámite del juego. Un remate de De Arrascaeta (jugó por Nández, en la derecha) pasó cerca del horizontal de Arias y en el minuto 21 llegó la más clara para la Celeste, donde Suárez se sacó de arriba al arquero chileno y cuando la jugada pedía el pase al medio para Giorgian, que estaba en posición inmejorable para definir, se demoró y cuando se la quiso dar ya era tarde.

Lodeiro estuvo muy impreciso (salió a los 45’) y a Uruguay le costó sacar contragolpes. La Celeste decidió esperar en su campo y realizar transiciones rápidas de defensa a ataque, pero para que ese plan funcionara es clave la precisión, algo que le faltó a Uruguay en la primera parte.

Sobre el final del primer tiempo un buen córner de De Arrascaeta dejó a Cáceres solo para cabecear, pero la pelota se perdió afuera.

En el complemento hubo una jugada que marcó el partido a los 69’: Josema le sacó el gol en la línea a Díaz, cuando parecía que no había nada más por hacer.

Esa incidencia dejó a Uruguay vivo en búsqueda de su objetivo, que se consolidó con el golazo de cabeza de Edi.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)