SELECCIÓN

El medio campo quedó en deuda

De Arrascaeta, Bentancur, Valverde y Lodeiro tenían la misión de cuidar el balón y fallaron estrepitosamente.

Nicolás Lodeiro. Foto: Gerardo Pérez.
Nicolás Lodeiro en el partido entre Uruguay y Chile en el Estadio Maracaná de Río de Janeiro por la tercera fecha del Grupo C de la Copa América. Foto: Gerardo Pérez.

Había que ganar y se ganó, pero cuidado: que los tres puntos y el primer puesto del grupo no escondan que Uruguay jugó mal en su tercera presentación en la Copa América.

Luego del empate 2-2 con Japón en este mismo espacio escribía que una cosa era el resultado (con sabor amargo) y otra el rendimiento. La Celeste no había estado a la misma altura de la primera presentación -saldada con un 4-0 sobre Ecuador-, pero tampoco había tenido un mal desempeño. De hecho, mereció ganar y prueba de ello es que efectuó 29 remates al arco. Sin embargo, lo ocurrido ante Chile se da al revés a pesar de la victoria por 1 a 0 en Maracaná.

La afirmación bien puede repetirse, porque una cosa es el resultado (esta vez victoria 1-0) y otra el rendimiento, que fue muy flojo. Uruguay prácticamente no generó peligro, careció de claridad para manejar el balón y la mejor jugada colectiva que realizó, terminó en gol. Repasémosla:

Despeje de un defensa chileno luego de un centro de Nahitan Nández tras pared con Giovanni González; toma el balón “Josema” Giménez sobre el perfil derecho, se lo pasa a González, éste a Rodrigo Bentancur más al medio, el volante habilita a Suárez sobre la medialuna, Luis abre hacia la izquierda a Jonathan Rodríguez, éste engancha hacia adentro y saca el centro a la cabeza de Edinson Cavani, quien sobre el primer palo bate al arquero Arias. Seis futbolistas participaron de la jugada. La cuestión es que esa combinación fue un oasis en el desierto.

Tabárez armó un equipo pensando en tener la pelota y defenderse con ella. Por eso puso a Giorgian De Arrascaeta y Nicolás Lodeiro como mediocampistas externos y a Rodrigo Bentancur y Federico Valverde como internos. Cuatro futbolistas de muy buen pie que, sin embargo, fallaron muchísimos pases. Por eso Chile tuvo el balón y los celestes corrieron casi todo el partido detrás de él, con el agravante de que no había contención en el medio. Ver al técnico haciendo grandes movimientos de brazos fue revelador de su contrariedad ante la constante imprecisión.

Para peor, ni siquiera estuvo fino Suárez en sus decisiones, porque se perdió un gol increíble en el primer tiempo.

Uruguay ganó, pero quizás la mayor conclusión es que el medio titular de ayer no debe repetirse ante Perú.

Ganó el grupo después de 24 años

Uruguay terminó primero en su grupo de la Copa América, algo que no conseguía desde 1995, cuando fue local. Hace 24 años venció a Venezuela y a Paraguay y empató con México, por lo cual sumó los mismos siete puntos que ahora. El dato es interesante si se tiene en cuenta que la Celeste entonces logró su título 14.

Cavani llegó a los 48 goles

Edinson Cavani anotó apenas su segundo gol en Copa América y ambos fueron en esta edición, pero además le convirtió por segunda ocasión a Chile. La anterior había sido por Eliminatorias en Santiago. Con su gol de anoche, el “Matador” llegó a 48 goles y quedó a 10 de Luis Suárez, máximo anotador histórico.

Edi, al podio de presencias

Fue una noche redonda para Cavani, porque no solo hizo el gol de la victoria, sino que además se metió en el podio de los futbolistas que más veces vistieron la Celeste. El de anoche fue su partido número 113, superando a Diego Forlán por uno. Diego Godín es el de más presencias con 130 y segundo está Maxi Pereira con 125.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)