BÁSQUETBOL

De villano pasó a ser un héroe

Diego García fue de las grandes figuras de Aguada en un partido que tuvo emociones muy variadas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Diego García

Faltaban escasos segundos para terminar los 40 minutos reglamentarios y Demian Álvarez ya había metido dos libres. Aguada ganaba 82-80, pero la pelota la tenía Hebraica y en la ofensiva que lideró Leandro García Morales, Diego García le cometió una falta que hizo temblar a toda la hinchada de Aguada.

Leandro embocó los dos y el partido se fue al alargue en 82. Fue un mazazo para el equipo rojiverde y sobre todo para el base de 24 años, que supo levantarse y jugó un tiempo suplementario para el mejor de los recuerdos, defendiendo con uñas y dientes, tomando la pelota para conducir a su equipo ante la salida de Gustavo Barrera y generando juego.

Ese fue Diego García, el base suplente que tuvo que salir a escena como titular en el cuarto partido de la serie final ante Hebraica Macabi luego de que el "Panchi" Gustavo Barrera no estuviera a la orden de Fernando Cabrera por un tirón en el posterior.

Con mucha dinámica, claridad a la hora de jugar la pelota, sobriedad y ante todo, personalidad, el jugador surgido en Defensor Sporting disimuló y mucho la ausencia de una pieza clave como el "Panchi".

Y desde ese entonces fue ganando minutos que se fueron transformando en confianza para guiar a su equipo en la ofensiva, pero también para ser clave en la defensa.

Es que en los últimos dos partidos, Aguada le bajó el goleo a un Hebraica Macabi acostumbrado a puntajes altos en las primeras finales.

García fue fundamental para el equipo del "Hechicero" Cabrera en ese rubro y junto a Federico Pereiras, el capitán Demian Álvarez, la fuerza de Miguel Barriola, la entrega de Gonzalo Iglesias y lo hecho por Smith y Curtis, redondearon muy buenas actuaciones que en lo colectivo llevaron a Aguada a conseguir dos victorias fundamentales con un plus: jugando sin tener mañana. Bajo presión.

El rojiverde salió a jugar los últimos dos encuentros con la soga al cuello y sus jugadores respondieron dando el 200% ante un rival que nunca puso las cosas fáciles y que se jugaba nada menos que la chance de ser bicampeón de la Liga Uruguaya de Básquetbol.

Aguada volvió a ganar y está más vivo que nunca, con la chance intacta de ser campeón. Diego García pasó de villano a héroe en cuestión de segundos y otra vez demostró estar a la altura de las finales.

La clavede Aguada.

El juego colectivo volvió a ser clave para el equipo de Fernando Cabrera, que nuevamente tuvo a muchos de sus jugadores en un nivel muy bueno para comenzar a cimentar la victoria con cuatro fichas superando los 10 puntos. Además, Aguada cerró mejor el partido, algo que no había podido hacer en el cuarto punto de la serie, aplicando una muy buena defensa que complicó y mucho a su rival.

Hebraica no lo cerró.

El equipo de Leonardo Zylbersztein estuvo casi 32 minutos abajo en el marcador y nuevamente sobre el cierre, al igual que en el cuarto partido, la jerarquía de sus hombres, sobre todo la de Leandro García Morales, llevó al macabeo al alargue, pero en los últimos cinco minutos de juego Hebraica tomó algunas malas decisiones en ofensiva, no lo pudo cerrar y se le escapó el título sobre el final.

Las entradas están hoy a la venta.

La séptima final se jugará el viernes a las 21:15 en el Palacio Peñarol y las entradas se pondrán hoy a la venta. La FUBB subió el precio de las localidades y eso generó alguna molestia en los hinchas de Aguada y Hebraica. La platea baja costará $ 600, el primer anillo $ 450 y el segundo $ 320. Los aguateros podrán comprar sus boletos desde las a partir de las 10:00 en la Secretaría del club y los macabeos en RedPagos y Licorería Preciados (San José 971).

Leandro va en busca de su quinta Liga.

A sus 36 años y varias batallas en el plano local y también en el internacional, Leandro García Morales procura levantar su quinta copa de campeón de Liga Uruguaya de Básquetbol y nuevamente busca el bicampeonato. Es que el escolta ya ganó el campeonato con Biguá en la temporada 2007-2008 y 2008-2009. Además, Leandro se consagró con Aguada, ahora su rival en la final, en la 2012-2013 y con los macabeos en la 2015-2016.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)