NBA

Los Raptors rugieron más fuerte y ganaron la primera final ante Golden State Warriors

Con una defensa asfixiante, un Pascal Siakam que se disfrazó de Kawhi Leonard y un Marc Gasol decisivo, Toronto derrotó 118-109 al campeón vigente.

Pascal Siakam
MIRÁ EL VIDEO:
Los 32 puntos de Pascal Siakam

Toronto Raptors, en su primer partido en una final de NBA en sus 24 años de historia, no acusaron el escenario y fueron superiores a Golden State Warriors de principio a fin gracias a su desempeño en equipo y al aporte de todos sus hombres en ataque y en defensa para sellar el triunfo por 118-109 y poner 1-0 la serie decisiva entre el mejor del Este y el mejor del Oeste.

Mientras, los Warriors echaron en falta al lesionado Kevin Durant, Jugador Más Valioso (MVP) de las dos últimas finales, y solo el base Stephen Curry y el escolta Klay Thompson les mantuvieron con vida hasta el final con 34 y 21 puntos, respectivamente.

"No ha sido nuestro mejor partido. No hemos jugado bien y nos dominaron en todos los sectores. Es tan simple como eso. Hay que olvidar este encuentro y concentrarse en el próximo", valoró el técnico de los Warriors Steve Kerr.

En un partido en el que todos esperaban a Leonard, quien acabó con 23 tantos, fue Siakam el que marcó las diferencias con 32 puntos, junto a un Gasol estelar en todas las facetas del juego para 20 tantos, siete rebotes, dos robos y un tapón. Kawhi y Siakam, quien convirtió 14 de 17 lanzamientos, aportaron, además, ocho rebotes y cinco asistencias.

"Tenemos a muchos jugadores que se mueven bien y están dispuestos a jugar en defensa. Lo usamos a nuestro favor. Creo que hicimos un trabajo bastante bueno. Cometimos algunos errores pero en general fuimos bastante sólidos", celebró Siakam tras el choque.

Sin "KD" y a pesar de recuperar al pívot DeMarcus Cousins, de baja desde el 15 de abril, el entrenador de los Warriors optó por Jordan Bell en el quinteto inicial y realizó numerosas sustituciones durante toda la contienda en busca de soluciones. Pero solo un Curry estratosférico en el primer cuarto, con 11 tantos, lograba neutralizar el brillante arranque de los locales en la primera Final disputada fuera de Estados Unidos.

Ahora, la segunda batalla de la serie al mejor de siete juegos tendrá lugar de nuevo en Toronto, el domingo, y los Warriors tendrán que mejorar mucho si no quieren volver a la Bahía de Oakland dos juegos por detrás en el marcador por primera vez en los últimos cinco años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)